Opinión

EDITORIAL

CCSS subsidia a motociclistas

Actualizado el 28 de julio de 2015 a las 12:00 am

A marzo, la CCSS registraba ¢12.000 millones en cuentas por cobrar tras atender a pacientes cuyo seguro obligatorio no bastó para sufragar la atención médica

El seguro obligatorio de los motociclistas, en casi todos los casos, apenas cubre gastos por ¢3,5 millones

Opinión

CCSS subsidia a motociclistas

Rellene los campos para enviar el contenido por correo electrónico.

El 15% de los vehículos con seguro obligatorio son motocicletas, pero al menos el 50% de los pacientes atendidos en la Caja Costarricense de Seguro Social (CCSS) por accidentes de tránsito son motociclistas. De esos accidentes también resultan las heridas más graves y el mayor número de discapacidades.

El seguro cubre ¢3,5 millones en prácticamente todos los casos porque pocos motociclistas optan por la cobertura de ¢6 millones, cuyo costo es superior en ¢16.093. Solo los motociclistas pueden optar por una póliza u otra, los demás conductores no tienen alternativas.

Las motocicletas son, también, el único tipo de vehículo cuya siniestralidad ha venido en aumento. En los demás casos, los accidentes más bien han disminuido. En el último año, el incremento de la siniestralidad con motocicletas fue del 10,5%; una cifra impresionante. Los accidentes agotan, en muy poco tiempo, el monto de la cobertura, que no guarda correspondencia con el índice de siniestros. Eso no impidió, en los últimos años, a grupos de motociclistas manifestarse en las calles, entorpecer el tránsito y presionar al Instituto Nacional de Seguros para mantener las tarifas artificialmente bajas.

El presidente ejecutivo del INS, Elian Villegas, confirma que la cobertura de las pólizas no alcanza para atender a tal cantidad de pacientes de tanta gravedad. El INS no es el único perjudicado. A marzo, la CCSS registraba cuentas por cobrar del orden de los ¢12.000 millones por atención de pacientes cuyo seguro obligatorio no bastó para sufragar la atención médica.

“La cobertura establecida en la póliza es lo único que podemos cobrar. El resto del costo médico es un subsidio de la Caja al INS”, afirmó Gustavo Picado, gerente financiero de la CCSS. Los números son ruinosos para las dos instituciones; no obstante, en el 2012, con apoyo de la Asociación Nacional de Empleados Públicos y Privados (ANEP), el Comité Cívico de Motociclistas se impuso en las calles.

La “victoria” consistió en impedir un ajuste del 49%, aceptar un aumento de tan solo el 15%, bajar la cobertura a ¢3,5 millones, trasladar parte del costo real a los propietarios de otros tipos de vehículos y, aun así, dejar a la Caja y al INS en aprietos.

La “democracia de la calle”, como es obvio, no tiene capacidad actuarial ni preocupación por las instituciones públicas, incluida la seguridad social.

La fijación de las primas es una función técnica. Los análisis actuariales son el único método válido para determinar los montos. La realidad cotidiana en los hospitales del país es un indicador inevitable. La disminución de la prima se hizo con claro conocimiento de las consecuencias para la Caja. En suma, significó el establecimiento de un subsidio de esa institución a los motociclistas, subsidiados también por los demás conductores.

Según el presidente ejecutivo, el INS revisará este año las primas, pero las aspiraciones expresadas por el funcionario parecen modestas. “Buscaremos una forma en que el ajuste de la cobertura no afecte mucho, pero sí afectará la tarifa. El hecho es que los ¢3,5 millones alcanzan para muy poco”, afirmó.

Un aumento modesto podría mantener a los motociclistas alejados de las calles, pero no resolverá el problema. El alza debe ser conforme con los estudios actuariales, ejecutados sin temores, con la única intención de precisar la verdad y con la seguridad financiera de la Caja y el INS en mente.

Más allá del problema de los seguros, el país debe también lanzarse a una campaña para disminuir el número de accidentes con motos. El sufrimiento causado por tantos y tan frecuentes percances es inestimable.

  • Comparta este artículo
Opinión

CCSS subsidia a motociclistas

Rellene los campos para enviar el contenido por correo electrónico.

Ver comentarios
Regresar a la nota