Por: Luis Mesalles 20 octubre

Usualmente, los vicepresidentes de la República no tienen ninguna relevancia, a menos que algo le suceda al presidente, o se les asigne un cargo específico. Aun así, la recién anunciada escogencia de los candidatos a las vicepresidencias parece haber tomado importancia, pues podría revelar parte de la estrategia de cada partido.

Los cinco partidos que van adelante en las encuestas (PLN, PUSC, PIN, PAC y ML) escogieron a un profesional en Ciencias Económicas para la primera vicepresidencia. Esto podría obedecer a una estrategia de complementar al candidato presidencial porque ninguno es experto en Economía. Cuatro son abogados y el otro periodista. Pero, más que eso, creo que todos envían una señal sobre la importancia que quieren darles a los principales problemas económicos que aquejan al país: la situación fiscal y el desempleo.

Me parece que el PLN y el PUSC les sacan ventaja a los demás partidos con la designación anunciada. Tanto Édgar Ayales como Edna Camacho, además de ser distinguidos economistas, tienen experiencia en el manejo de las finanzas públicas. Ambos conocen bien el problema fiscal, tanto del lado del ingreso, como del gasto. Aunque hay que reconocer que doña Edna ha sido más incisiva en proponer ajustes por el lado del gasto que don Édgar.

La escogencia de Epsy Campbell en el PAC podría obedecer más a una estrategia política, de acercamiento al ottonismo, que a sus conocimientos en economía.

Las segundas vicepresidencias también dan señales interesantes. El PLN escoge a una periodista y politóloga, promotora de causas sociales, que le puede agregar un balance a la imagen de político/empresario de Álvarez Desanti. El PUSC se decanta por un experto en infraestructura para reforzar su propuesta de construir un metro para resolver el grave problema de presas en la GAM.

El PIN designa a un experto en salud para seguir con el énfasis del partido desde su fundación por el Dr. Walter Muñoz. El PAC, por su parte, escoge a un líder sindical, con lo que ratifica la importancia que tiene dicho sector para este partido. Además, con ello, parece querer quitarle posibles votos al alicaído FA.

A poco más de cien días de las elecciones, las opciones van tomando forma. Nos toca, como ciudadanos, informarnos y analizar con profundidad cada una de las opciones. Ninguna será perfecta, pero al menos tenemos la oportunidad de escoger, y debemos aprovecharla.