Opinión

‘La mêlée’ electoral en Francia

Actualizado el 17 de abril de 2017 a las 10:55 pm

Opinión

‘La mêlée’ electoral en Francia

Rellene los campos para enviar el contenido por correo electrónico.

Tenía muy abandonada a la France, tierra de mis amores donde viví, estudié y trabajé tres años de mi vida. Allá escribí mi primer artículo para La Nación –“Democracia a la francesa”– y, desde entonces, trato de seguir sus pasos. ¿Qué sucede en esa democracia? ¿Quiénes abordarán el tren de la segunda ronda electoral? Hace poco, se perfilaban dos claros punteros; ahora son cuatro. ¿Habrá brexit a la francesa?

En Francia, suele haber segunda ronda, pues el ganador debe alcanzar el 50% del sufragio; en la segunda, las afinidades ideológicas se mezclan. Aunque Le Pen (derecha) ha liderado la intención de voto para la primera, la segunda favorecía a Emmanuel Macron, exministro de Finanzas de Hollande y fundador del nuevo partido de centro: En Marche. Pero las cosas han variado. El candidato de extrema izquierda, Jean-Luc Mélenchon, viene escalando fuerte. En el último tanteo, Le Pen mantiene su liderazgo (22%), Macron baja (22%), François Fillon (centro-derecha) sube al 20% y Mélenchon trepa de un 12% a un 29%, a una semana de la elección.

Para muchos, el escenario más probable es que Macron ( le grand charmeur ) se alce con la segunda ronda, pues su plataforma económica y política es moderada. Pero no es ese el único escenario. Si Mélenchon desbanca a Macron para disputar a Le Pen, podría reavivar a la izquierda, dormida por el mal gobierno de Hollande, y obtener un triunfo ajustado. En ese mismo escenario, Le Pen podría concitar el voto derechista (Fillon) y ganar al final. ¿Cuál de los dos escenarios les (nos) causaría más preocupación: uno de extrema derecha u otro de extrema izquierda? Lo peor es que en muchos aspectos esenciales sus plataformas electorales coinciden. Veamos algunos de ellos.

Ambos son creyentes, nacionalistas, contra el libre comercio, abogan por los trabajadores desplazados por la globalización y desarrollo tecnológico, adversan la inmigración (por competir con los trabajadores y presionar salarios), rechazan el euro como moneda francesa (uno de ellos quiere devaluar e imponer controles de capital), proponen disminuir la contribución a la Unión Europea, acercarse a Rusia, salir de la OTAN y modificar impuestos, pero en direcciones opuestas (uno hacia arriba y la otra hacia abajo). Los políticos tradicionales y europeizantes le tienen pavor por una posible ruptura con la Unión Europea, pero ninguno se planteó seriamente las vicisitudes de la globalización ni el porqué del descontento popular. Una verdadera mêlée electoral.

  • Comparta este artículo
Opinión

‘La mêlée’ electoral en Francia

Rellene los campos para enviar el contenido por correo electrónico.

Jorge Guardia

Abogado, economista y columnista de La Nación. Fue presidente del Banco Central y consejero en el Fondo Monetario Internacional. Es además profesor de economía y derecho económico en la Universidad de Costa Rica.

Ver comentarios

Noticias Relacionadas

Regresar a la nota