4 noviembre, 2014

Violencia en la huelga

Quema de retratos

“¡Abuelo!, ¿por qué queman al presidente? Eso es malo malo”. No supe qué contestar a esta inocente criatura de casi cuatro años. Ante esta afrenta, que me causó una extraña sensación de dolor, pude notar la angustia de Santiago, mi nieto, desaprobando lo que veía.

Esta novela del sindicato de Sintrajap siempre ha tenido los mismos componentes: la intimidación, el irrespeto, el matonismo y sobre todo: “Miente, miente, que algo queda”. En esta oportunidad, la huelga ha estado precedida de situaciones extrañas y dudosas. Todos los alegatos presentados les han sido rechazados en las diferentes instancias; ahora tratan de confundir llamando monopolio una concesión, y para complicar más las cosas, exigen se quebrante nuestro Estado de Derecho al no reconocer la claúsula 9.1 del contrado con la prestigiosa empresa APM Terminals. Antes de comenzar la huelga, nos sorprendió las manifestaciones dadas en Casa Presidencial por el diputado Vargas, quien predijo violencia si el Gobierno no accedía a sus pretensiones, y para terminar este desaguisado, el secretario del sindicato, patéticamente, maldice el acto de votar por el presidente Solís.

Conclusión de esta novela: Todo es válido para seguir disfrutando del statu quo .

Halley Castro Ramírez

Barrio México

Respuesta a lector

En respuesta a la carta a la columna publicada el día jueves 30 de octubre, “Cita cancelada”, agradecemos al señor Guido Campos Ávila por el comentario realizado. Hemos profundizado en el caso y estaremos procediendo con las correcciones respectivas. Le pedimos disculpas por los inconvenientes que hemos podido provocar. Puede estar seguro de que estamos muy interesados por atenderle a su hijo y su persona con la nueva cita que hemos programado.

Edwin Contreras S.

Director de Operaciones, Asembis

Otras víctimas de machismo

Desde hace días vengo viendo en Facebook vídeos de experimentos sociales abarcando el tema, poco hablado, de la discriminación hacia los hombres.

En las clases de Estudios Sociales y Cívica nos enseñan desde edades tempranas que el Estado tiene la obligación de velar por los intereses y derechos de los siguientes grupos sociales: indígenas, mujeres, ancianos y niños; ¿y los hombres?

Me considero feminista en el aspecto de que creo en la igualdad de oportunidades y en la excelencia tanto de hombres como de mujeres, pero para mí es increíble que haya una institución gubernamental que proteja a las mujeres y no exista ese mismo apoyo para la otra mitad de la población, que si sufren de violencia doméstica no pueden denunciarla porque las autoridades no lo toman en serio y se limitan a responder con un “di, sea hombre”.

La fama es que somos el “sexo débil”, pero eso no significa que debamos darle fuerza a ese estereotipo pasándole por encima a los derechos del otro.

Seamos excelentes en lo que hagamos, dejemos una marca de nuestro potencial y pongámonos las metas que hace 50 años solo los hombres podían alcanzar, pero por exactamente esas oportunidades por las que lucharon las feministas hace tantos años, no nos abusemos y hagamos creer que la palabra mujer es sinónimo de inofensiva e incapaz de cualquier grado de maldad.

Gloriana Pacheco Soto

La Unión, Cartago

Sustracción de pertenencias

El pasado martes 7 de octubre me sustrajeron mi salveque del área de paquetería de Más x Menos, La Sabana, mientras yo realizaba mis labores.

La sustracción de mis pertenencias fue reportada a la gerencia de dicho establecimiento y al servicio de atención al cliente de Walmart Costa Rica, solo para que 15 días después me informaran que no se harán responsables de la pérdida de mis pertenencias a pesar de contar con la respectiva denuncia en el OIJ.

Me pregunto dónde quedó la política de cero tolerancia que aplican cuando a dicha cadena les roban. ¿Será que por ser mi persona un colaborador de la empresa no cuento, y así no más mi persona y otros que no somos clientes pero que por laborar ahí tenemos que guardar nuestras pertenencias en el área de paquetería debemos sufrir y asimilar sin mayor reparó la perdida de nuestras pertinencias?

Me gustaría saber la opinión de la Fiscalía General de la República.

Efraín Davidson Smith

Desamparados

Diputados de viaje

Once diputados se encuentran fuera del país ( La Nación, 29/10/14). El festín de viajes al exterior no se detiene.

Cada vez que los intereses personales se acumulan, la responsabilidad por el buen manejo de sus funciones pasa a segundo término. Los turistas de la Asamblea Legislativa recibirán sus salarios completos y sus dietas correspondientes pues ya el niño Dios se adelantó con su regalito.

Este mal sin remedio se volvió una epidemia. Los sistemas de aprendizaje para mejorar el cumplimiento de deberes está en la responsabilidad que se le dé a cada uno de los asuntos. A una gran mayoría de congresistas les cuesta trabajo ubicarse en la senda fructífera de la misión encomendada.

Manuel Antonio Campos Guevara

Cartago

Etiquetado como: