4 octubre, 2015

Guarda impide ingreso

supuesta norma de cierre perjudica a cliente

El lunes 14 de setiembre, antes de las 4 p. m., fui a utilizar los cajeros del Banco de Costa Rica, ubicados a un costado de la iglesia del Carmen en San José, pero no estaban funcionando, por lo que decidí ir a las cajas dentro del Banco.

Mientras esperaba mi turno, aproveché para salir a hacer una llamada telefónica. Al intentar volver a entrar, el oficial de seguridad que estaba en el portón, de forma prepotente, me lo impidió porque ya habían cerrado las puertas del edificio, a las 4 de la tarde, y yo me encontraba fuera de la puerta principal, aunque ni siquiera crucé el portón.

Al preguntarle las razones, me dijo que con solo atravesar las puertas ya no podía volver a entrar. El oficial no me quiso decir su nombre para presentar la queja.

Me parece una forma muy descortés como me respondió, además, no existe ningún aviso que indique que si uno sale del Banco, pero no cruza el portón, si van a cerrar, no puede a volver a entrar. Yo me encontraba todavía dentro del Banco cuando esto sucedió.

Nancy Sánchez Fuentes

Guadalupe

Renuncia de diputado

Sería interesante que el diputado Mario Redondo le pida la renuncia al legislador que retó a golpes a Ottón Solís.

Esto demuestra la poca calidad de los representantes populares con los que cuenta la patria. Con razón estamos como estamos.

Espero que aparezca pronto un persona valiente que proponga variar la forma como se escoge a los legisladores, para ver si Costa Rica pueda salir del subdesarrollo.

Víctor Ml. Barboza Vega

Goicoechea

Timo de la llanta

El 30 de setiembre, a eso de las dos de la tarde, transitaba en mi vehículo cerca de la iglesia de Tibás, cuando un hombre me advirtió que la llanta delantera se hacía muy raro.

Me orillé y la persona que me alertó se fue de inmediato, pero llegó otra que dijo ser un mecánico y que me arreglaría el supuesto daño. No accedí, pues obviamente era para asaltarme.

Les recomiendo a los conductores estar muy atentos.

José Miguel Quirós Cartín

La Florida de Tibás

Helicópteros militares

Acerca de los comentarios que se han dado por los helicópteros militares estadounidenses que recién sobrevolaron nuestro territorio, me pregunto, ¿por qué tanta alharaca? Si estuvieran artillados, la gente debería considerar contra quién y contra qué luchan estas tripulaciones.

Javier Porras Granja

San José

Recargo de funciones

En la nota publicada por este diario el 27 de setiembre se pone en duda los dineros que se destinan a la educación pública al titular que el “MEP ofrece 40 beneficios”. Tal afirmación se presta a interpretaciones incorrectas. En el desarrollo de la nota existe un acercamiento a lo que realmente sucede cuando se menciona que principalmente se trata de pagos extra por recargo de funciones, por impartir clases en zonas de menor desarrollo o por horarios de trabajo más extensos.

No sé si la intención de la nota-reportaje es denunciar estos pagos, ¿no se justifican? Si esas funciones no las desempeñamos nosotros, sabiendo que representan horas de trabajo extra, ¿quién se supone debe llevarlas a cabo? Si una maestra trabaja horario ampliado o alterno, ¿tiene derecho a que se le aumente el salario? De ser así, ¿recibe un incentivo? ¿Debería el MEP contratar personal extra para llevar a cabo esas funciones de recargo?

Muchas veces no se menciona, pero es una realidad, que la labor docente va más allá del trabajo que se lleva a cabo en el aula, en ocasiones incluso con recursos del propio educador.

Si un docente debe trabajar en una zona alejada de su hogar, dejar a la familia, alquilar una casa, y todo lo que esto implica, no veo por qué cuestionarle el pago del zonaje, por ejemplo.

Si el salario de un educador se calcula de acuerdo con su grado académico y la cantidad de lecciones que labora, ¿cuál es el inconveniente de que se le quiera retribuir por lecciones que pasarán a durar una hora?

¿Se justifican o no esos “pluses”, “incentivos” o “privilegios”? Quizás lo correcto es decirles recargo de funciones.

Un país que quiere ver desarrollo, profesionales para el futuro, personas de bien, no debe escatimar en inversión para la educación y formación de los ciudadanos.

Luis Eduardo Monge Flores

Mercedes Sur, Heredia

Etiquetado como: