17 febrero, 2015

Cifras distintas

Precio del petróleo

Me llamó la atención como Recope anuncia el próximo aumento en los precios de la gasolina a modo de amenaza. Me gustaría saber de dónde sacan que los precios internacionales alcanzaron niveles superiores a $60 entre el 29 de enero y el 12 de febrero. En lo que va del año, ni los contratos futuros de petróleo WTI (precio de referencia en EE. UU.) ni los de Brent ( en Europa) han alcanzado niveles superiores a $60; los precios se han ubicado en niveles mucho más bajos. La información se puede comprobar en sitio de noticias financieras. A la fecha en que se dio tal anuncio, según Bloomberg, el WTI cerró con un precio de $51,12 y el Brent en $57,05. Lo que Recope busca es compensar su pésima estructura de costos y deficiente administración. Lástima los tiempos en que cada gasolinera fijaba su precio y competían entre ellas por atraer a los clientes. Esperemos que la Aresep no permita un aumento basado en información poco confiable.

Mauricio Rivera Soto

Cartago

Calidad educativa

Con el regreso de los estudiantes a las aulas, damos paso a las ilusiones y al deseo, como país, de mejorar el nivel del aprendizaje.

Las declaraciones dadas por nuestro presidente el 9 de febrero, acerca de la importancia de evaluar la calidad de los docentes, lo cual me parece acertado, hacen surgir la siguiente pregunta: ¿Quién evalúa, por ejemplo, la infraestructura y las condiciones que se le brindan a los docentes para poder lograr una excelencia académica? Me parece, con todo respeto, que la calidad se incrementaría en demasía si, por ejemplo, en los centros educativos existiera acceso a Internet oportuno y eficiente, si las aulas estuvieran equipadas con proyectores, etc. Si queremos mejorar, tenemos que trabajar en conjunto (Gobierno, padres de familia, docentes), y antes de emitir un criterio u opinión debemos estar claros en que las condiciones dadas para evaluar han sido hasta ahora las mejores.

Allan Jiménez Mora

San José

Recursos rechazados

En agosto y octubre del 2014, la Sala Cuarta recibió 28 recursos de amparo de diferentes personas con la misma pretensión. Solo aprobaron uno; otros quedaron en espera y otros fueron rechazados, incluido el mío (número de expediente 14-013629-0007-CO, a nombre de Luis Barahona Gutiérrez).

Los recursos se presentaron porque la junta de la Asociación del Cementerio Obrero de Cartago no nos quiso aceptar como asociados, aunque todos somos propietarios de fosas, con lo cual se violaron los derechos que nos otorga la Ley 218 y el artículo 25 de la Constitución Política. Como costarricense, me siento defraudado, ya que siempre he creído en la Sala Constitucional.

Luis Barahona Gutiérrez

Cartago

Nadie contesta

En la clínica Carlos Durán dicen que se pueden solicitar citas por teléfono, pero cuando uno llama está descolgado o no contestan. Si vamos personalmente a las 5 a.m. para obtener la cita, llega un momento en que nos informan que ya no hay. Hemos tenido que ir a Emergencias y ahí nos reclaman por no haber sacado la cita. Los médicos de urgencias aseguran que sí hay cupos. ¿Qué privilegios habrá que tener para obtener uno?

Aida Mejías Fernández

San José

Víctimas indefensas

¿Por qué se nombra tanto al tucán, pero no a quienes le hicieron daño?

Personas como esas merecen que les saquen la fotografía en los periódicos y que todo el pueblo sepa quienes son. De esta forma serán señalados con el dedo el resto de sus vidas y vivirán con vergüenza, si es que la tienen. Si trabajan, son ellos quienes deberían costear la reparación del daño que hicieron.

Un animal ataca y mata únicamente cuando defiende a sus cachorros o a sus polluelos, o cuando tiene hambre, pero los desalmados no llegan al nivel de seres humanos. La Asamblea Legislativa tiene mucha culpa de que quienes maltratan a los animales no sean sancionados como se merecen, pues llevan muchos años dándole largas a una ley que castiga estas conductas.

¡Cómo se ve que ninguno tiene un animalito al cual querer!

Yamilette Gutiérrez C.

San José

Decepcionado con el Congreso

Con los últimos acontecimientos suscitados en el Congreso, me doy cuenta de que cualquiera puede ser diputado, no hace falta tener la mayor noción de lo que se necesita saber para asumir un cargo tan importante. He ahí la poca efectividad en la aprobación de leyes y proyectos para el bien de nuestro país.

A Ronal Vargas y al resto de los diputados, les pido más respeto para los costarricenses, quienes somos burlados una y otra vez por los tres poderes de la República.

Allen Allon Zúñiga

San José

Etiquetado como: