14 septiembre

Cambios en camposanto

Cementerio Calvo sería centro tecnológico

Pese a la oposición de monseñor Quirós –quien advirtió que un tratamiento irrespetuoso de los restos implicaría un grave escándalo para la comunidad cristiana en general y católica en particular–, la Defensoría de los Habitantes, los partidos políticos, la ciudadanía en general y 31 diputados hicieron un alto en el camino del “cemento” para aprobar el proyecto que permitiría al alcalde de San José exhumar más de un millar de cadáveres que han venido siendo enterrados en el cementerio Calvo desde hace unos 150 años.

El camposanto conocido como “Cementerio de los pobres”, por acoger los cuerpos de los habitantes más miserables del país, ahora lo quieren transformar en un “centro de alta tecnología” del que no se tiene ni un borrador de diseño. Es un proyecto macabro, sin previos dictámenes de Vigilancia Epidemiológica e Ingeniería Sanitaria del Ministerio de Salud, y que ante urgente petición, confiamos sea vetado por el presidente de la República.

Freddy Pacheco León

Heredia

Poco empleo

Por dicha nuestro país tiene buenos índices en materia de salud y de educación, pero, desafortunadamente, en materia de fuentes de trabajo el asunto no anda bien. Sobre la mesa tenemos el caso de muchas personas que abandonaron todo para ir a buscar oro en una mina de San Carlos para mejorar su situación económica. ¿Quién haría esto, si no es por necesidad, de lanzarse a empresa tan dura por las enfermedades que transmiten los zancudos, vivir día y noche entre sol, lluvia y barro, y además arriesgar su vida en el eventual caso de encontrar el preciado metal en una cantidad considerable? Quiero creer que la actitud de estas personas no es ambiciosa, todo lo contrario, obedece a falta de fuentes de trabajo.

Elías A. Esquivel Salas

Barrio México

Lavado de dinero

A raíz de los últimos incidentes con pistoleros en automóvil, llama la atención que la Fuerza Pública le solicita a la ciudadanía que reporte cualquier actividad sospechosa, como por ejemplo un automóvil que viaje sin placas o con vidrios polarizados. Sin embargo, no se hace el mismo llamado a los vendedores de automóviles de alta gama, a los corredores de bienes raíces, o a cualquier otro empresario que comercialice bienes de lujo cuando, por ejemplo, un comprador paga en efectivo una suma considerable por alguno de estos bienes. ¿Se legitiman capitales a través de estas transacciones? ¿Son sospechosas las transacciones por sumas cuantiosas que se pagan en efectivo? ¿Deben informarse?

En una época en que las empresas hablan de responsabilidad social empresarial, da la impresión que esta se vuelve una simple frase cuando de vender se trata. Resulta oportuna la reflexión, máxime cuando la actividad económica que reportan algunas personas no alcanza para sostener el modo de vida que ostentan.

Mario A. Artavia Rodríguez

Goicoechea

Separación catalana

Es muy dado escuchar a los ibéricos, fuera de Cataluña, referirse en términos muy despectivos a sus actuales coterráneos de Barcelona. En TVE escuché a un español decir “que eran una desgracia para España”. Siendo así, y considerando que es un pensamiento generalizado, mal hace el gobierno español en impedir un referéndum y que sean los catalanes que decidan si quieren hacer casa aparte o mantenerse dentro de España, si es que aceptan su condición de “españoles de segunda”.

El sentido común dice que si tengo a alguien bajo mi techo a quien considero “una desgracia”, lo menos que puedo hacer es echarlo o que al menos pedirle que haga casa aparte. Todos sabemos que detrás de esta resistencia hay un asunto económico ante una posible separación catalana, al gobierno le duele sobre todo el bolsillo y no tanto el corazón.

Gustavo Elizondo Fallas

Santa María de Dota

Etiquetado como: