7 junio, 2015

Víacrucis en hospital

Largo trámite para conseguir una incapacidad

Me presenté al Hospital Calderón Guardia con un esguince de segundo grado en el tobillo. La médica de Emergencias me dijo que ella solo podía darme una incapacidad de dos días, y me remitió a la Clínica Central para que regresara “pasado mañana”. Así lo hice, caminando con muletas, y de allí me enviaron al médico de la institución donde trabajo. Este me refirió al Ebáis donde, a su vez, me devolvieron al Calderón Guardia para que, finalmente, un ortopedista de gran calidad profesional, el doctor Andrés Chacón, me diera la incapacidad por dos semanas –el período de recuperación recomendado para esa lesión–. Un verdadero víacrucis para algo que la médica de Emergencias del Calderón pudo haber resuelto en minutos.

Lorna Chacón Martínez

Curridabat

Emergencias no es zona pública

En atención a la carta titulada “Mala atención”(2/6/2015) y firmada por doña Erika Segura Escalante, de Guadalupe, informamos que la recepción del Servicio de Emergencias del Hospital Dr. Rafael A. Calderón Guardia no es una zona pública y por mandato de la normativa institucional y del Ministerio de Salud, el hospital está en la obligación de garantizar que sea un espacio seguro y de privacidad para los pacientes que esperan atención y, a la vez, accesible para el personal en caso de una emergencia en dicha área.

Por disposición de las instituciones antes mencionadas, el centro médico debe garantizar la existencia de la zona para la adecuada clasificación de la severidad de la emergencia, la sala de espera es para pacientes y acompañantes que determina la ley (7600, embarazadas, menores de edad, personas con discapacidad, adultos mayores, personas con dificultades para movilizarse). Los tiempos de espera para ser clasificados son, en promedio, de menos de 15 minutos. Ya clasificados, la espera para pacientes en riesgo es menor de 30 minutos.

Ofrecemos disculpas por la supuesta actitud del oficial de seguridad y agradecemos a la lectora remitir por escrito su queja al Servicio de Emergencias para analizar la situación.

Donald Corella Elizondo

Jefe Servicio de Emergencias Hospital Rafael A. Calderón

Tren eléctrico

En la Asamblea Legislativa está pronto a votarse el proyecto para la creación del tren eléctrico urbano e interurbano. El Estado cuenta con la ventaja de los derechos de vía en la Gran Área Metropolitana, así como en los trayectos a Limón, coincido con Armando González, director de La Nación, y varios diputados en la opinión de que conviene concesionar el proyecto a la empresa privada. Me parece factible que la empresa lo administre por un plazo de veinticinco años, prorrogables una vez.

Sergio Solano Céspedes

Los Yoses

Delincuencia

Llamo la atención a la gran mayoría de diputados para que si son tan amables hagan algo con respecto a tanto delincuente que anda en la calle pese a tener causas graves pendientes con la justicia. Promuevan una ley para que esto no se dé; la Asamblea Legislativa no solo la conforman Ottón Solís, Otto Guevara, y Mario Redondo. Los 57 diputados fueron elegidos de la misma manera; todos deben cumplir con su deber.

Javier Porras Granja

Hatillo

Respeto en redes

El artículo de la periodista Heilyn Gómez ( La Nación, 30/5/2015) sobre el término FOMO – fear of missing out , el sentimiento de frustración al sentirse excluido en las redes sociales– me hizo reflexionar. No me gustan ni uso las redes sociales, pues creo que cuando uno se atreve a escribir sobre cualquier materia su nombre completo y número de cédula deben consignarse.

En la redes sociales, cualquier persona escribe y opina lo que quiera y ofende, daña, maltrata y se burla. Bajo el anonimato se cometen actos impropios, y esas conductas deben ser severamente castigadas. El usar las redes con respeto es una obligación de todos los usuarios, pero es tan difícil como escalar el Everest.

Albán Rugama Dávila

Barrio México

Alentar la construcción

Muchos ciudadanos costarricenses, ante la consulta de por qué no quieren solicitar un préstamo bancario a largo plazo para construir su casa, han respondido: “No, porque de repente me suben el monto que se acordó pagar originalmente y al no poder cumplir voy a perder la inversión. Esto sucedió en el gobierno pasado y aún se mantiene latente”.

Entonces, mientras los créditos dependan de la tasa básica pasiva y esta varíe constantemente, la gente evitará comprometerse y las posibilidades de mejorar la economía se alejan.

La Asamblea Legislativa debe hacer una ley que le fije límites claros y precisos a los créditos para abrir nuevas fuentes de empleo que genera la industria de la construcción.

Jaime Morera Monge

Alajuela

Espera reintegro

Solicité un servicio de Internet y cable a Cabletica el 4 de mayo. El monto fue ¢47.635; pagué con ¢50.000 sin recibir el vuelto, pues supuestamente se acreditaría al saldo.

Cuando llegaron a instalar el servicio, supimos que no estábamos dentro del área de cobertura por 150 metros, y al día de hoy aún espero la devolución del dinero. Hemos llamado más de diez veces y enviado igual cantidad de correos, pero no recibimos respuesta.

Greivin Vargas Monge

Mora, San José

Agradecimiento

Mi agradecimiento al médico Héctor Steele Britton, quien logró sacarme de la dependencia a los antidepresivos que padecí durante 30 años. Su nombre y desempeño enaltecen el gremio de psiquiatras.

Flor de Ma. Carrera Soto

Desamparados

Etiquetado como: