Opinión

Cartas a la Columna

Actualizado el 03 de marzo de 2017 a las 12:00 am

Opinión

Cartas a la Columna

Rellene los campos para enviar el contenido por correo electrónico.

Suspensión de cursos

Disminución en salario de docentes

Durante años, la Fundación Omar Dengo ha promovido cursos informáticos en las comunidades, dirigidos a los jóvenes y adultos mayores quienes, por el auge tecnológico, los han aprovechado. Pero, de pronto, comunican que ya no se brindarán más, sin dar explicaciones claras, lo que deja, también, a muchos docentes sin dar este servicio a las comunidades y con un rebajo salarial significativo, lo que afecta a muchas familias.

Muchos se afilian a los sindicatos para tener apoyo y buscar soluciones, pero está vez no sabemos dónde está la ANDE y el SEC para defender a los docentes. Esperamos que con el inicio de la campaña electoral haya apoyo político y se puedan retomar estos proyectos y mejorar también la obsoleta ley de carrera docente.

Gerardo Arias Artavia

San José

Dragado del San Juan

Ante el dragado que realizan los nicaragüenses en el río San Juan, el gobierno de Costa Rica debería responder limpiando el cauce del río Colorado, de esta forma se mantendría el caudal en nuestro río, nos evitaríamos roces diplomáticos y el país se ahorraría millones de dólares en juicios internacionales.

Egidio Vargas Durán

Santo Domingo de Heredia

Buen trato de Claro

Agradezco a Claro por la deferencia, interés y, ante todo, la expedita solución que me brindó a raíz de un pequeño problema relacionado con la renovación de mi contrato telefónico en la sucursal de Plaza Real, Alajuela.

Mi gratitud a todos los empleados que se vieron involucrados en este pequeño inconveniente, pero en especial al señor Alexánder Hernández, quien fue el gestor de la solución. La amabilidad de ellos me reafirma que no hace falta “realizar brincos” para tener a una clienta satisfecha, ya por casi un lustro.

Amalia Rita Páez Ávila

Alajuela

Una gran pérdida

La partida del Dr. Leonardo Mata Jiménez es una gran pérdida, no solo para la ciencia, la medicina y el país en general, sino también para el cantón que lo vio nacer, Santa María de Dota.

Su padre, don Hermógenes Mata, fue maestro de música cuando yo estaba en la escuela y tuvo una farmacia al costado norte de la iglesia, en la que demostró gran acierto y preocupación por la salud de los pobladores, lo que posiblemente inspiró a su hijo Leonardo.

Después del 48, esta familia salió del pueblo, pero nunca dejaron de visitarlo, principalmente para las fiestas patronales, por lo que el legado del Dr. Leonardo Mata es un orgullo para  Santa María de Dota. Qué Dios lo tenga en su gloria y le dé consuelo a su familia.

Efraín Solís Ureña

Moravia

Servicio médico

Entré al Hospital San Vicente de Paúl con un cáncer en el páncreas y salí de él sano. Hubo cirugías, quimioterapia, todo tipo de exámenes y de atenciones.  Esto no se hubiese dado sin la Caja Costarricense de Seguro Social (CCSS) y la calidad de su recurso humano, que va desde el Ebáis,  en los Ángeles de San Rafael, hasta la quimioterapia en el México, sin olvidar Emergencias.

Gracias al Dr. Luis Diego Jiménez, a su equipo de cirugía, a los enfermeros, y a los médicos, entre ellos, Vera Rodríguez.

Jorge Bogantes Sáenz

Heredia

Horario laboral

Recientemente, en esta sección, la señora Roxana Sanabria ( Cartas, 18/3/17) se quejaba de un inconveniente que tuvo con su madre adulta mayor porque el horario de atención de una institución no se cumplía. Hace muchos años, cuando el horario era de 8 a. m. a 12 m.    y de 2 p. m. a 6 p. m.  se implantó la jornada continua para que las personas tuvieran la oportunidad de estudiar y prepararse academicamente.

Han pasado muchos años y el costarricense no tiene claro cuáles son los horarios de muchas instituciones.  Destacan por su jornada ordenada, principalmente, las oficinas centrales de la CCSS y del ICE, que se sabe que cierran a las 5 p. m.  Sin embargo, es necesario que el gobierno ordene el horario de atención en otras.

Todo el derecho tiene el funcionario de tomar su hora de almuerzo, pero debe quedar alguien en su lugar, que para eso nació la jornada continua.

Víctor Torres Chacón

San José

  • Comparta este artículo
Opinión

Cartas a la Columna

Rellene los campos para enviar el contenido por correo electrónico.

Ver comentarios
Regresar a la nota