Opinión

Cartas a la Columna

Actualizado el 31 de diciembre de 2015 a las 12:00 am

Opinión

Cartas a la Columna

Rellene los campos para enviar el contenido por correo electrónico.

Alta comisión

Traslado de dinero mediante Sinpe en el BAC

Recientemente hice, en la sucursal del BAC de Moravia, una transferencia de fondos de mi cuenta de débito en colones a otro banco por Sinpe. La funcionaria me indicó que la comisión era de $10, a lo que le respondí que en este tipo de trámites en diferentes instituciones financieras siempre me cobraron $2, y que esa es la tarifa oficial.

Solicito a los funcionarios responsables del BAC una explicación por ese cobro excesivo.

Álvaro Muñoz Fonseca

Moravia

Escombros en calle

Termina el 2015 y los escombros producto de la reparación de las calles en El Porvenir de Desamparados siguen en la vía. ¿Los estarán dejando deliberadamente para reparar los huecos cuando lleguen las lluvias?

La alcaldesa ha hecho caso omiso a nuestras quejas, mientras, los vecinos seguimos esperando que terminen los trabajos como corresponde.

María Aguilar Sánchez

El Porvenir, Desamparados

Credomatic responde

En línea con nuestros valores, nos comunicamos con el señor Eduardo Chacón Salazar ( Cartas, 4/12/15) para atender y resolver su caso.

Recordamos a nuestros clientes que tenemos disponible una instancia adicional en la Oficina de Apoyo al Cliente, la cual pueden contactar por el correo electrónico apoyoalcliente@credomatic.com.

Alejandro Rubinstein

Gerente Canales Servicio, BAC

Año viejo, año nuevo

El 2015 fue un año muy difícil para los costarricenses y el año nuevo se vislumbra lleno de retos muy importantes. Sin embargo, la costarricense es una economía con perspectivas económicas muy optimistas por la diversidad de su estructura.

Para el 2016, tenemos la oportunidad de construir entre todos un mejor país. Esto supone que el cambio no será solo del gobierno o de un sector político. Las grandes transformaciones nacerán de los corazones y de las voluntades de todos los ciudadanos, que anhelamos un mejor país, justo y pujante.

El presidente fue elegido por la mayoría, en un momento de grandes demandas y expectativas. El trabajo encomendado fue claro: conducir las transformaciones que nos permitieran ser una sociedad menos desigual, en paz y con desarrollo.

Los costarricenses exigimos más oportunidades para realizar nuestros sueños. Demandamos más y mejores oportunidades de trabajo para surgir, más participación social y un mejor funcionamiento de la democracia.

Entre los retos más importantes para el 2016 destaca la desconfianza en los planos políticos, sociales y económicos. No son un problema más; son el desafío más profundo y transversal que hoy se enfrenta como país, y que debe ser atendido como prioridad.

Jamás vamos a avanzar al ritmo necesario, con la firmeza que se requiere, con la unión básica que debemos mantener como costarricenses, si no fortalecemos los conceptos de nación, cohesión social, democracia y también de economía de mercado.

Un objetivo fundamental para la segunda mitad del presente período presidencial es generar la confianza en las instituciones del Estado costarricense y de la sociedad. Es tiempo de construir una agenda de confianza, hay que fortalecer las instituciones de derecho y la gobernabilidad democrática.

Costa Rica requiere una transformación estructural porque su desarrollo depende de instituciones modernas y eficientes: capacidad técnica y profesional, pero también solvencia en términos de legitimidad y credibilidad.

Está claro que se ha avanzado en algunos aspectos, pero todavía arrastramos una cultura crónica de ilegalidad, corrupción e impunidad en muchas áreas; debilidad o ausencia institucional, en otras.

Finalmente, nuestro sistema político aún sostiene deudas en eficiencia, representatividad, participación ciudadana, transparencia y rendición de cuentas.

Luis Fernando Allen Forbes

Turrialba

  • Comparta este artículo
Opinión

Cartas a la Columna

Rellene los campos para enviar el contenido por correo electrónico.

Ver comentarios
Regresar a la nota