Opinión

Cartas a la Columna

Actualizado el 13 de septiembre de 2015 a las 12:00 am

Opinión

Cartas a la Columna

Rellene los campos para enviar el contenido por correo electrónico.

Basura en barrio El Jardín

vecino pide respuesta

No sé quién en la Municipalidad de San José controla la recolección de basura que le contratan a empresas particulares como Pasa, ya que en la urbanización El Jardín, en La Uruca, desde hace dos y media semana no retiran los desechos. He llamado al departamento que corresponde en el ayuntamiento y nadie contesta los teléfonos, mientras que en la empresa alegan que es la municipalidad la que coordina la recolección.

Luciano Ruiz Salazar

La Uruca

Filas en clínicas

Todos los días, desde la medianoche, frente a muchas clínicas de la CCSS se forman largas filas de personas para tratar de conseguir una cita médica, tramitar una afiliación o vender el campo previamente contratado. Por ejemplo, en la clínica Doctor Marcial Rodríguez de Alajuela, únicamente entregan 40 fichas diarias para afiliación. Muchos se quedan sin atender aunque hayan hecho el intento. Esto deteriora la imagen de la institución.

La Caja podría entregar fichas a esas personas para ser atendidas al día siguiente y no como lo está haciendo ahora, que las obligan a repetir la cola.

Jaime Morera Monge

Alajuela

Calle agrietada

Las futuras generaciones tendrán que pagar los préstamos con que se construyeron las obras públicas. La carretera Cañas­Liberia presenta unas rajaduras que pueden ser producto de mala compactación o de concreto que no cumplió las especificaciones. En algunos sectores ya procedieron a su completa remoción, pero en otras se corren pruebas para verificar si existen fallas.

El MOPT debe asegurar a los costarricenses que dichas obras cumplirán las especificaciones y la vida útil calculada.

Bernardino Rojas Sánchez

Liberia

Gracias por operación

Recientemente me hicieron una cirugía en las cervicales en el Hospital Calderón Guardia. Debido a los riegos de la operación, y por ser adulto mayor, no me recomendaban esta cirugía, pero por dicha fui atendido por el eminente neurocirujano Vargas Román, quien con su carisma, trato especial con los pacientes y su gran experiencia, hizo que me decidiera por la cirugía.

Hoy, casi dos meses después, me he recuperado muy bien. Sin la ayuda de este profesional y su equipo de trabajo esto no hubiese sido posible.

Jorge E. Calderón Azofeifa

Goicoechea

Precursor olvidado

El cartaginés Pablo Alvarado Bonilla, precursor de la independencia de Centroamérica, ha sido prácticamente ignorado por nuestra historia oficial. Solo la investigadora Ligia Cavallini de Arauz lo rescató en su tesis de licenciatura y, muchos años antes, Ricardo Fernández Guardia hizo una semblanza de él, pero ninguna de estas acciones lo ha sacado del olvido.

Hace poco, el historiador Vladimir de la Cruz, ante el Concejo Municipal de Cartago, exhortó para que se le solicite al Ministerio de Educación Pública que incluya la vida y obra de Alvarado Bonilla en el calendario educativo.

Pablo Alvarado, cuando estudiaba Medicina en la Universidad de San Carlos, Guatemala, lideró, en l807, un movimiento pro independencia de España que fue reprimido por las autoridades monárquicas. Lo apresaron y guardó cárcel durante un año. Fue el primer centroamericano que sufrió prisión por sus ideales libertarios.

En 1808, al salir del presidio, siguió clandestinamente su tarea, siempre en contacto con coterráneos cartagineses que creían en su movimiento.

Alvarado, en ese momento, fue uno de los costarricenses más ilustrados y se le encargó redactar el borrador del Pacto de Concordia, considerada la primera constitución nuestra.

También se distinguió por promover la anexión del Partido de Nicoya a Costa Rica.

Luego se desempeñó como diputado centroamericano. Posterior a eso se retiró de la vida pública para ejercer su profesión: la medicina.

Pablo Alvarado impartió la cátedra de Cirugía y Medicina en la Universidad de Santo Tomás . En el Colegio de Médicos y Cirujanos colocaron una efigie de este destacado costarricense, por considerarlo el primer médico graduado del país.

Fernando Gutiérrez Coto

Cartago

  • Comparta este artículo
Opinión

Cartas a la Columna

Rellene los campos para enviar el contenido por correo electrónico.

Ver comentarios
Regresar a la nota