Opinión

Cartas a la Columna

Actualizado el 04 de febrero de 2015 a las 12:00 am

Opinión

Cartas a la Columna

Rellene los campos para enviar el contenido por correo electrónico.

Sanción al Rosabal

¿Por qué apelar?

Recientemente nos enteramos por la prensa nacional de que el estadio Eladio Rosabal Cordero fue sancionado con tres fechas de suspensión por los actos bochornosos que se dieron en diciembre anterior, durante la final en que Saprissa quedó campeón. Luego, la semana anterior, se comunicó que el castigo quedaba en solo un partido, y que Herediano sí podrá jugar en su estadio ante Alajuelense y Saprissa. En esta oportunidad fue la directiva de Heredia la que, con sus abogados, logró que bajaran la pena. El día de mañana lo serán los abogados de Alajuelense o Saprissa.

¿Qué podrán estar pensando los familiares del policía al que un maleante le lanzó un extintor en la cabeza, la muchacha que casi pierde un ojo en el estadio y el propio comisario del partido, que fue agredido en pleno juego? ¿Cuándo será el día en que al menos se sancione con todo el peso de la ley a las directivas y los equipos nacionales que cubren actos de esta índole?

Víctor Torres Chacón

San José

El papel de los medios

Muchos periodistas y comunicadores en general piensan que, además de tener el uso prácticamente exclusivo de la libertad de expresión, son formadores de opinión. Dos ejemplos recientes son el caso de la señora Kattia Martín, presidenta a. i. del PAC, y el referente al supuesto ofrecimiento de puestos a la Procuradora General.

En el primero, doña Kattia hizo uso de su derecho ciudadano a expresar sus ideas con respecto a los medios de comunicación. Sin embargo, la criticaron fuertemente, y en realidad no fue por hacerlo desde su puesto en el PAC, sino por no estar de acuerdo con prácticas que ya son muy frecuentes en los medios. En el segundo ejemplo, no llegué a leer ni a escuchar nunca referirse al caso como Brenes-Soley. Únicamente se ha utilizado el segundo apellido. Hubo dos actores (y quizás más bien tres, si tomamos en cuenta a don Melvin Jiménez) en todo este asunto. Entonces, ¿por qué omitir el apellido de la señora procuradora? En teoría, los medios de comunicación tienen como principio fundamental informar de una manera imparcial. A partir de esto, al receptor le correspondería formarse una opinión de lo sucedido. ¿Cómo se puede tener una opinión crítica sobre algún caso si los medios muchas veces son tan parciales a la hora de informar?

Eugenia Soto Suárez

San José

Avalúos

Es lógico que cualquier banco solicite un avalúo de una propiedad que se quiere dar en garantía para un crédito hipotecario, pero si por alguna razón no le conviene a un determinado banco, este solicita otro avalúo. ¿Por qué hay tanta desconfianza entre los profesionales que realizan estos trabajos? ¿O es que es un negocio de cada entidad financiera?

Homero Escorcia López

Pavas

Racionar para todos

Si quitan el agua, que sea parejo: todos en la cama o todos en el suelo. Resulta que en Trejos Montealegre, en San Rafael de Escazú, nos quitan el agua desde hace dos meses todo el día, y ni hablar desde hace una semana, cuando entró oficialmente el racionamiento. Lo que es inexplicable es que en San Miguel de Escazú (Escazú centro) y en la parte alta de Trejos (entrando por Rostipollos), no la quitan. ¿Hay alguien en el AyA que pueda darnos una explicación? ¿Será que el problema de falta de agua del país se soluciona con dejar a los de mi cuadra sin agua todo el verano? Y ese no es todo el atropello: el recibo viene igual que si estuviéramos consumiendo agua todo el día.

Rodrigo Maffioli Navas

Escazú

Reclamo a TIGO

En noviembre del 2011 cancelé a Amnet –hoy TIGO– ¢23.848,55 por contrato de servicios de cable e Internet de 1 mega, y alquiler de módem. El siguiente mes, sin que lo solicitara, se aumentó a 2 megas y cancelé ¢32.560,17. En julio del 2012, elevaron la velocidad a 3 megas; y a partir de julio del 2014, TIGO vuelve a elevar el servicio a 5 megas –sin mi anuencia–, con lo que el cobro pasó a ¢40.500. En noviembre del 2014, TIGO envió un técnico por una avería en el módem, y en la hoja de trabajo anotó que se me están dando solo 2 megas, y no 5, como se ha estado cobrando.

Telefónicamente, les manifesté mi molestia e intención de retirarme y, en enero del presente año, la facturación por dichos servicios vino por ¢28.200, con la anotación de que corresponde a 2 megas. Les estoy presentando el reclamo –de acuerdo con lo indicado por la Sutel, como procede en primera instancia–, para que se me restituya lo cobrado de más y otros extremos que correspondan.

Jorge Zumbado Varela

Alajuela

Retiro de dinero

Estoy pasando momentos de angustia por la mala seguridad que brinda Coopeservidores a sus afiliados. Resulta que en la sucursal que tienen en Puntarenas, a principios de diciembre, alguien sacó de mi cuenta ¢6 millones en tres tractos. Durante tres días casi seguidos se presentaron a sacar dicho dinero como si nada. Les pido que vean los videos de seguridad que tienen y no me dan respuesta alguna. Voy con mi abogada y solo enredos nos dicen. Lo peor es la necesidad que tengo en este momento de mi dinero para subsistir. ¿Qué culpa tengo yo de que su sistema de seguridad haya fallado? Por favor, urge que alguien de Coopeservidores me aclare que pasó.

Carlos Ávalos Vega

San José

  • Comparta este artículo
Opinión

Cartas a la Columna

Rellene los campos para enviar el contenido por correo electrónico.

Ver comentarios
Regresar a la nota