Opinión

Cartas a la Columna

Actualizado el 28 de enero de 2015 a las 12:00 am

Opinión

Cartas a la Columna

Rellene los campos para enviar el contenido por correo electrónico.

Empresas públicas

Queja por servicio de cable

Soy un adulto mayor, de esos que defendemos lo nuestro, como las empresas públicas, de las que estamos muy orgullosos y por lo que las preferimos a la hora de contratar algún servicio; sin embargo, a veces topamos con inconvenientes que algunas empresas privadas, sobre todo transnacionales, no tienen o que con atención pronta y amable nos solucionan, y es ahí cuando, a nuestro pesar, debemos hacer el cambio.

Contraté Cablevisión cuando era una empresa privada, y me sentía muy conforme con el servicio y la programación, pero posteriormente la adquirió el ICE, que efectuó cambios a su gusto, ignorando a los clientes a los cuales se debe. Creo que nosotros teníamos derecho a saber que con el paso al ICE se darían esos cambios, y, entonces, nosotros decidiríamos si continuábamos. De este modo, han demostrado no tener la experiencia ni la logística necesarias para operar una empresa como esta, y por mucho que uno quiera apoyarlos, así no se puede.

Dichosamente para el ICE, como empresa pública, perder clientes no será un problema.

Orlando Jiménez Chaves

San José

Decepción

Desde hace más de un año, la atención en Spoon de Los Yoses no es la misma. Cuando el lugar está muy lleno, les dan prioridad a las mesas donde más clientes hay. Cuando hacemos el pedido, siempre hay algo que no nos traen. Le pregunté a uno de los meseros si tienen alimentos sin gluten, me respondió que no y recogió de inmediato el menú. Otro mesero, muy conocido, me respondió de una manera poco respetuosa cuando le hice una pregunta sobre una sopa. En fin, nos duele, ya que mi familia y yo fuimos clientes de Spoon por siete años, y después de lo sucedido no volveremos.

Erika Segura Escalante

Guadalupe

Parada de buses

En la calle que baja desde el KFC frente a Plaza del Sol, en Curridabat, han empezado a estacionarse buses en ambos lados de la calle, lo cual limita el paso seguro de vehículos en esta zona residencial. Dichos buses suben gente y equipajes hacia no sé qué destino, en un área que no se ha delimitado para ser parada de transporte público, con lo cual ponen en peligro a los usuarios de estos vehículos que pululan en la calle y no se fijan en el tránsito.

¿Quién los autorizó (si es que hubo autorización)? Y ¿ por qué las autoridades brillan, como siempre, por su ausencia?

Rolando Procupez Schtirbu

Curridabat

Calles dañadas

Soy residente del distrito de San Blas, en el cantón de Moravia, y todos los días tengo que viajar al distrito de La Trinidad. Para tomar la carretera principal, debo pasar por la urbanización Jardines de Moravia, lo que es un calvario, ya que las calles están despedazadas, desde el Colegio las Américas hasta el costado oeste de la plaza.

La Municipalidad de Moravia tiene olvidada a la comunidad. Yo insto al señor alcalde a que tome su vehículo particular y se dé una vuelta por la ruta que he descrito para que viva en carne propia lo que sufrimos quienes viajamos todos los días por esa ruta.

Rodrigo Calderón Meneses

Moravia

CCSS, ¿preventiva?

No sé cuál será la visión o filosofía actual de la CCSS porque me topé con que ahora el famoso antígeno prostático solo puede mandarlo un urólogo. Tomando en cuenta que en estos momentos el cáncer de próstata es uno de los padecimientos más importantes en la población masculina de este país, ¿dónde está la visión preventiva? No sé las razones de esta nueva disposición. ¿Será que ya no es una enfermedad peligrosa? Llamé y llamé a la CCSS y, sinceramente, no pude hablar con nadie.

Berny Vargas Fallas

Heredia

Presidenta del PAC

Es increíble que la presidenta de un partido, que personalmente apoyé por Desamparados, incite a la ciudadanía, ni siquiera a sus partidarios, a desconocer, a no leer y a no suscribirse a medios de comunicación que ella considera no objetivos, sin consultar a las bases, si es que quedan. Ese fundamentalismo es impropio de la libertad de expresión. Ella pudo responder por escrito su opinión en contra. Si no tiene capacidad para dirigir un partido, que mejor renuncie por el bien de nuestra ética pública partidista.

Mario Valverde Montoya

San Antonio Desamparados

Un solo idioma

Es común que todo el mundo quiera dominar al menos tres idiomas para abrir sus horizontes de posibilidades un poco más allá. Es totalmente reconocible. Sin embargo, hay una línea de comunicación donde se necesita que todos hablen exactamente el mismo idioma y en forma coordinada: en el gobierno de Luis Guillermo Solís. No puede ser que todos los días nos encontremos con situaciones confusas, donde el presidente dice una cosa, la ministra tal otra, el viceministro algo diferente, el canciller otra; y así por el estilo. Esto no puede ser, porque, además de la gran confusión que se crea, el gobierno se expone a la crítica y, la verdad, sobra quienes están deseando hacerlo. ¿Torre de Babel en Zapote?

Vicente Saborío Carballo

Alajuela

Más programas

Estoy de acuerdo con el comentario de Teresita Gavilán Pérez ( Cartas , 25/1/2015). Sin ánimo de desanimarla más, debería ver en canal 11 los programas Combate e Intrusos . Podrá imaginar el sombrío futuro que les espera a los jóvenes que ven esos programas.

Adolfo Montero Masís

Moravia

  • Comparta este artículo
Opinión

Cartas a la Columna

Rellene los campos para enviar el contenido por correo electrónico.

Ver comentarios
Regresar a la nota