Opinión

Cartas a la Columna

Actualizado el 12 de agosto de 2014 a las 12:00 am

Opinión

Cartas a la Columna

Rellene los campos para enviar el contenido por correo electrónico.

Parqueo público gratuito

El Barrio Chino

En pleno centro de la capital usted encontrará un parqueo público gratuito. Así como lo lee.

Si se dirige hacia San José, no es necesario pensar en pagar un parqueo, pues el exalcalde Jhonny Araya ya dejó uno listo para los visitantes. ¿Sabe dónde se ubica? No se perderá, busque el Barrio Chino y ya llegó a su parqueo. Pase adelante, acá no se hacen partes. Esto es como tierra de nadie, no se respeta ni el paso libre de los peatones. A vista y paciencia de la Municipalidad y de Tránsito, el frente de la Iglesia de La Soledad se abarrota de carros desde que sale el sol y hasta que sale la luna. Los carros entran hasta por el arco chino, por el que se supone no deben transitar los vehículos. Y si usted camina por el bulevar chino, tenga cuidado, lo pueden atropellar, porque los choferes hasta el descaro tienen de pitar para que usted se quite… ¡Qué lindo San José, qué lindo mi país!

Grace Redondo Álvarez

Cartago

Estudiar pa’ tonto

Soy profesor y no uso celular –por convicción–, y por alguna sabia influencia soy alérgico a las redes sociales y a algunas tecnologías. Eso lo reafirmo cada vez que un alumno me presenta un trabajo “impecable” que bajó de Internet y luego compruebo que no lo leyó ni en broma; esto, lejos de ser formativo, propicia un facilismo ramplón e idiotizante.

Nuestros abuelos tenían una frase lapidaria; “pa’ tonto no hay que estudiar”; bueno, tal pareciera que en nuestra progresista y avanzada era tecnológica, pa’ tonto ¡sí hay que estudiar!

Julio Vindas Rodríguez

San Pablo de Heredia

Artesanos en su casa

Bravo por el presidente Luis Guillermo Solís, que ha empezado –de a poco– a desencharralar esta querida finquita. En poco tiempo ha demostrado tener agallas y buenas intenciones, entregando a los artesanos josefinos su lugar de trabajo, plantándose en defensa de los más débiles contra oscuros intereses politiqueros y amañadas intenciones de la Municipalidad de San José, que en boca de su asesor Rafael Arias expresa literalmente: “Si la fundación Arias para la Paz decide levantar un museo ahí sería maravilloso”. ¿No sería este el propósito original de Óscar Arias para continuar echándose flores y sacándole brillo a su exacerbado egocentrismo y su maltrecha popularidad?

Julio Vindas Rodríguez

San Pablo de Heredia

Vehículos decomisados

Por todo el país están amontonados, no estacionados, cientos de vehículos y motocicletas con problemas judiciales. Han sido decomisados por diferentes infracciones a la ley de tránsito u otro motivo. Pasar al frente de un predio de estos o una estación de tránsito, además del peligro por asaltos, da náuseas, malos olores, criaderos de dengue: son verdaderos botaderos a cielo abierto. El Gobierno debería liquidar todo esta chatarra en forma periódica, empezando por los que tienen más años de estar decomisados; depositar el dinero en un fideicomiso, dejando constancia del estado en que se vendió como chatarra, sin placas y con fotografías.

En el momento en que algún propietario llegue con la orden de retiro emitida por alguna autoridad competente, se le hace una liquidación de acuerdo al valor fiscal o a las condiciones del auto, considerando que muchos desde que fueron depositados son pérdida total. A esto se le hacen los rebajos correspondientes: placas atrasadas, custodia o parqueo, timbres, partes, etc. Así se le hace un favor al propietario y a todos los ciudadanos.

Jorge E. Varela Solís

Moravia

Real ridículo

Cómo es posible que en un evento mundial de la envergadura de la presentación de Keylor Navas en el Real Madrid, el periodismo deportivo costarricense en la conferencia de prensa inicie con una pregunta de tan obvia respuesta: ¿cómo se siente después de la presentación? Evidentemente que el jugador no se va a sentir triste, ni mucho menos apesarado por el acontecimiento. El resto de las preguntas que se efectuaron por parte de la prensa internacional fueron tan profesionales, concretas, comprometedoras y con sentido. ¿Hasta cuándo tendremos que soportar la inocencia de esta forma de periodismo que internacionaliza el ridículo y deja muy mal parado al país?

Mario Díaz Ríos

San José

Israel - Palestina

El mundo está deseoso de que se establezca la paz entre israelíes y palestinos. Los múltiples conflictos que se han sucedido son una prueba de que las guerras no son solución: la violencia solo engendra más violencia y un circulo vicioso que no se acaba.

Todos estamos de acuerdo en que el presente conflicto Gaza - Israel debería terminar, pero nadie sabe cómo hacerlo. Las treguas y negociaciones impuestas son soluciones temporales, condenadas al fracaso. La única solución posible la apunta muy bien quien hizo la caricatura que acompaña al artículo de Óscar Arias en la edición de La Nación del 10 de agosto. No habrá paz duradera a menos que ambas partes saquen la cabeza de la tierra y acepten enfrentar las realidades que, ciertamente, son muy difíciles, pero no hay nada que hacer: son como son y no es posible escapar de ellas ni ocultarlas.

Isidoro Zaidman Walzer

San José

  • Comparta este artículo
Opinión

Cartas a la Columna

Rellene los campos para enviar el contenido por correo electrónico.

Ver comentarios
Regresar a la nota