Opinión

Cartas a la Columna

Actualizado el 06 de febrero de 2013 a las 12:00 am

Opinión

Cartas a la Columna

Rellene los campos para enviar el contenido por correo electrónico.

Basta de culpar a médicos

SALARIO DE MÉDICOS Y CRISIS DE LA CCSS

Tengo 35 años de laborar para la CCSS con una especialidad en Medicina Interna, en una unidad especializada como es Terapia Intensiva del Hospital México, ganando un salario sin guardias ni disponibilidades, que después de los rebajos de ley me pagan menos de una tercera parte de lo que supuestamente dice la prensa que ganamos los médicos. Esto está produciendo roces sociales innecesarios a los que trabajamos honestamente para la institución, y puede prestarse para cualquier otro tipo de situaciones, incluso delictivas. Persiste la CCSS en achacarnos la crisis que afronta a nuestros salarios, cuando ya la comisión investigadora de la Asamblea Legislativa demostró fehacientemente que fue la administración anterior de la CCSS la culpable de este descalabro financiero. Basta ya, señores.

Manuel Humberto Benavente Carvajal

Alajuela

Decepción en servicio

Viajé a Italia y me enfermé en los primeros días. Tuve que recurrir al seguro Assist Card, mediante Viajes Kymbo. Se me dijo que al regresar al país me reintegrarían el dinero, pero recibí un correo con un “no” rotundo pues, según ellos, yo ya iba enferma. Para demostrar que no era así, le solicité al médico que me atendió días después de mi regreso una certificación médica, la cual les hice llegar. Sigo en espera de respuesta.

Evelyn Arroyo Santamaría

Alajuela

Gollo no cumple

El 29 de octubre del 2012, compré en Gollo Turrialba un microondas Whirlpool y al mes no funcionó más. Lo llevé al almacén a reparar. El 7/01 del 2013 volvió a dejar dejar de funcionar; lo llevaron a reparar. El 31/01 del 2013 dejó nuevamente de funcionar, pero según el artículo 61 del Reglamento del Consumidor, después de arreglado un artículo en más de una ocasión, el cliente tiene derecho a solicitar la devolución del dinero o cambio de producto. Solicité el cambio de producto al gerente y me dijo que había que enviarlo al taller a que de nuevo lo valoraran. Ante mi reclamo, atinó el gerente a decir que si no estaba de acuerdo con la resolución, que podía demandar.

Mauricio Artavia Guzmán

Turrialba, Cartago

Problema resuelto

En atención a nuestros valores, nos comunicamos por teléfono con la señora Lourdes Mora Vega (Cartas, 21/01/13) y procedimos a resolver a la brevedad el problema reportado. Agradecemos la retroalimentación recibida y les recordamos a nuestros clientes que pueden hacer llegar sus inquietudes al número 800-hablemos (4225-3667) o al correo apoyoalcliente@credomatic.com.

PUBLICIDAD

Antonio García García

Gte. de Servicio al Cliente Credomatic

Los niños y los límites

Fui con mi familia al INBioparque y al llegar a la zona de la granja, decidimos descansar y tomarnos un helado. En la misma zona estaba una señora con sus nietos entre cuatro y seis años, y dos jovencitas que parecían ser las niñeras. Cuando sentaron al mayorcito, se le cayó parte del helado y de inmediato empezó a gritar, tirando al suelo el cono que tenía en la mano. Su abuela solícitamente lo complació, le compró otro helado, pero el asunto no terminó allí. Cuando la señora se acercó de nuevo a los niños, llevaba un cono de chocolate y de manera exigente y altanera el nieto mayor se lo pidió, pues él ahora quería helado de chocolate. Más tarde, de nuevo el nieto mayor le exigía algo a su abuela, solo que esta vez no era un helado, sino la entrada al serpentario y textualmente le dijo: “Si no me compra la entrada, le corto la cabeza”. Solo queda por pensar: ¿qué estamos haciendo con nuestros niños y nuestras niñas? Definitivamente, lo que presenciamos es una receta para crear un monstruo.

Carmen María Castro Salazar

San José

¿Y los premios?

Todos los años, bancos e instituciones financieras, como cooperativas, instan a propietarios de vehículos a pagar en ellas los impuestos conocidos como marchamos y ofrecen toda clase de premios, pero, pasado diciembre, nadie dice quiénes fueron los afortunados, ni dónde se hizo el sorteo, qué autoridad lo presenció ni quién fue el ganador del carro que ofreció el Banco Popular.

Germán Mora Ramírez

San José

Olimpiadas Especiales

Quiero hacer un llamado a todos los medios de comunicación de este país. Los muchachos y las muchachas de las Olimpiadas Especiales han dado su mejor esfuerzo por representar a nuestro país en los Juegos de Invierno en Corea, trayendo consigo medallas de oro, plata y bronce. ¿En cuál portada sale esto? ¿Cuánta gente está informada del hecho? Por favor, rescatemos lo que es nuestro; todos ellos también ondean “el blanco, azul y rojo”.

Pedro Guzmán Blanco

PUBLICIDAD

San José

¿Por qué tanta virulencia?

¿Por qué tanta virulencia con lo que ganamos los médicos?Estudié 7 años medicina en la UCR y 4 años más para sacar la especialidad en Cirugía. En este momento, a siete meses de mi jubilación, con 35 años de experiencia siendo jefe de Servicio y con los rebajos de ley, recibo ¢1.400.000 por quincena, muy por debajo de lo que dice la prensa. ¿Sabrán los estudiantes de medicina que el médico que se inicia ni siquiera es candidato para préstamo bancario?

Jorge Acuña Calvo

San Francisco de Dos Ríos

  • Comparta este artículo
Opinión

Cartas a la Columna

Rellene los campos para enviar el contenido por correo electrónico.

Ver comentarios
Regresar a la nota