Cartas a la Columna

Últimas noticias

La trocha, ¿secreto de Estado?

CORRUPCIÓN

¿Cómo la decisión de construir una trocha de lastre de más de cien kilómetros se puede convertir en secreto de Estado? ¿Aquí, en Costa Rica? De fijo, los nicaraguenses se percataron de dicho proyecto antes de que saliera la primera vagoneta. ¡Señores políticos, cuidado al tirar una piedra... puede rebotar! Este gobierno tiene su “trocha”, el anterior, su “27”. Uno se obsequió un exilio dorado en Suiza; otros, menos vivos, una estadía en la Reforma.

Philippe Bloton Grall

Esparza

Servicio asistencia del INS

En relación con la nota “Atención y cuidado con el INS” (Cartas, 23/11/2012), aclaramos que el servicio de asistencia hogar al cual se refiere doña Georgina Gamboa, es una gratuidad que el INS da a sus clientes. Además, los daños en la tubería de desague que doña Georgina pretendía que le fueran resarcidos, fueron provocados por una tercera persona que ella contrató. El servicio de asistencia que brinda gratuitamente el INS se aplica solo en caso de ruptura de tuberías de agua potable y no cubre tubería de desague. Al respecto, ya conversamos con la señora Gamboa y se le explicaron estos pormenores de su reclamo.

Guillermo Constenla U.

Presidente ejecutivo, INS

Una mala experiencia

El pasado sábado fui a la Purdy Motor, La Uruca, para un avalúo de mi carro. La sorpresa fue que el encargado al revisarlo en Carfax me dijo que tenía pérdida total en EE. UU. y que no podía seguir con el proceso porque no se reciben carros con ese historial. Le pedí que me imprimiera el informe, me fui a investigar en Internet y me di cuenta de que mi carro no fue chocado sino robado, debido a que el reporte decía que no tenía daño estructural ni los airbags desplegados y, además, en Georgia usan el mismo salvage title tanto para robo como para choque. Es una lástima que pierdan ventas por personal mal entrenado o políticas de empresa absurdas. He sido fiel cliente de Toyota por muchos años y es la primera vez que tengo una mala experiencia.

Paulo Guzmán Guillén

San Pedro, Montes de Oca

¡Hay que saber vestir!

La Corte Suprema de Justicia toma medidas importantes relativas a la vestimenta y presentación de su personal. Viniendo de una instancia tan importante y significativa para los costarricenses, parece muy bien. Es un hecho que sobrarán los inconformes y quién sabe hasta dónde cederán ante posibles reclamos, pero no importa. Lo bueno es que esto puede ser el principio de un cambio de actitud en el pensar nacional en cuanto al vestir y así se contagien otras instituciones públicas y privadas y dejemos de ver tanta gente rara. El vestir alegre y bonito no degrada a nadie, pero hay muchos que quieren extremar las cosas.

Vicente Saborío Carballo

Alajuela

Maltrato a clientes

El 4/12 visité la agencia del Banco Nacional de avenida 10 este. Al llegar a la caja, el oficial de seguridad me exigió quitarme los anteojos oscuros, por lo cual le expliqué que el día anterior me habían operado ambos ojos. Me dijo en tono prepotente que si no accedía, debía salir del banco. Es un atropello que traten así a los clientes. ¿Será que si llega un no vidente lo obligan a quitarse los lentes?

José Ortega Matarrita

San José

Me retiré de Cable Tica, pero...

Decidí retirarme de Cable Tica desde julio, vía e-mail, porque es imposible vía telefónica, y a la fecha recibo a diario llamadas y mensajes diciéndome que tengo recibos pendientes cuando yo cancelé hasta el último. Por más que trato, nadie me ha logrado resolver. Siendo esta una empresa reconocida, pareciera que no existe comunicación interna. Fui responsable siendo cliente, y no entiendo por qué motivos insisten de esta manera.

Patricia Sandoval Barahona

San José

¿Carreras de calidad?

El domingo 2 de diciembre, en LaNación, el Sinaes publicó una lista de carreras, garantizando calidad en la formación que imparten. Cómo puede garantizar calidad cuando el modelo educativo se basa en enseñanza y mala. Y no en enseñanza-aprendizaje, como debería ser. Incluso, dando más importancia al aprendizaje. Si se guían por estándares internacionales de calidad, deberían –sus funcionarios– darles un profundo y amplio análisis.

Carlos Masís Acosta

Cartago

Rellene los campos para enviar el contenido por coreo electrónico.

Enviar:

Noticia La Nación: Cartas a la Columna