Opinión

¿A cuál agro defiende Ottón?

Actualizado el 24 de abril de 2005 a las 12:00 am

Golpe mortal contra la agricultura si quedamos fuera del Tratado de Libre Comercio

Los agricultores, a los que parece defender Solís, serían golpeados por los impuestos

Opinión

¿A cuál agro defiende Ottón?

Rellene los campos para enviar el contenido por correo electrónico.

El candidato presidencial del Partido Acción Ciudadana, Ottón Solís, ha manifestado en reiteradas ocasiones que una de sus razones para oponerse al Tratado de Libre Comercio con Estados Unidos radica en su defensa del agricultor costarricense de la "injusta competencia internacional". No obstante, el sector agrícola nacional no es monolítico, y muchos subsectores destacan por sus ventas al extranjero, incluso al mercado estadounidense. Cabe entonces plantearse la siguiente pregunta: ¿a cuál agro defiende Ottón Solís?

Costa Rica se ha convertido en los últimos años en un pequeño gran exportador agrícola. Es así como un estudio de Procomer encontró que productos como la piña, el melón, la yuca y el plátano se han convertido en "estrellas de exportación del país". Otros subsectores fueron calificados de "prometedores" como el de plantas, follajes y ornamentales. Además, los costarricenses exportan a Estados Unidos mango, pescado, carne, azúcar, sandía, guayaba, palmito, jugo de naranja, chayote, minivegetales, banano y café. Pronto se empezará a exportar chile y tomate. Los agricultores nacionales son tan exitosos exportando a Estados Unidos que incluso contamos con un superávit comercial agrícola con ese país. Por cada dólar de importaciones agrícolas provenientes de Estados Unidos se exportan tres dólares a ese país.

Subsidios de EE. UU. Muchos de estos productos agrícolas recibirían un golpe mortal en caso de que Costa Rica quede fuera del TLC y los norteamericanos no renueven las exenciones arancelarias que disfrutan bajo la Iniciativa de la Cuenca del Caribe. Entonces, resulta obvio que no es a ellos a quien Ottón Solís defiende. Tampoco a los productores de papa y cebolla, puesto que esos bienes fueron excluidos del acuerdo comercial.

¿Qué hay de los subsidios agrícolas estadounidenses? Estos van dirigidos primordialmente a la producción de arroz, maíz amarillo, sorgo, trigo, maní, soya y avena. Con la excepción del arroz, los bienes agrícolas subsidiados no se producen en nuestro país, por lo que esas ayudas no perjudican a los agricultores costarricenses. Todo lo contrario, algunos de estos bienes son utilizados por los productores nacionales como materia prima, por lo que los subsidios más bien los benefician.

¿Son los arroceros a los que defiende Solís? Aún así, estos obtuvieron un plazo de desgravación de 20 años en el TLC, con la posibilidad de que al finalizar ese período, y si los subsidios se mantuvieran, Costa Rica tendría la facultad de prorrogar un mecanismo de salvaguarda y derechos de compensación. Además, el grupo de presión de los arroceros no son ningunos pobrecitos. Desde la creación de Conarroz en el 2002 y la subsiguiente monopolización del mercado, el precio del grano ha aumentado un 75%. Peor aún, la Contraloría señala que existe una distribución desigual de un subsidio que este gobierno creó para los arroceros, ya que 33 grandes productores (un 3% del total) recibieron más del 50% del dinero (poco más de ¢1.448 millones), mientras que 774 productores (un 71%) lograron un 13% del total del subsidio.

El peor defensor. ¿Será entonces una herramienta retórica a la que apela Solís cuando habla de los agricultores? Porque son estos mismos productores agrícolas los que serían golpeados con el paquete de impuestos que Solís apoya, al aumentar sus costos y disminuir su competitividad.

Sea una o la otra, el discurso de Solís demuestra un gran desprecio y condescendencia hacia los agricultores costarricenses, al presentarlos como gente sin ideas y voluntades propias que están a la merced del despiadado mercado internacional, y siempre necesitados de la ayuda de políticos bienhechores, como Solís. No menciona los exitosos ejemplos de reconversión productiva que han tomado lugar en la zonas norte y Chorotega, donde los agricultores abandonan actividades poco productivas por otras más rentables. Queda claro que en Ottón, el sector agrícola no podrá encontrar un peor "defensor".

  • Comparta este artículo
Opinión

¿A cuál agro defiende Ottón?

Rellene los campos para enviar el contenido por correo electrónico.

Ver comentarios
Regresar a la nota