Entretenimiento

Aniversario de la serie que elevó a la fama a Will Smith

Y esta es la historia, 25 años después de ‘El príncipe del rap’

Actualizado el 10 de septiembre de 2015 a las 12:00 am

La historia del joven callejero de Filadelfia cumple hoy un cuarto de siglo desde que se emitió el primer capítulo

Entretenimiento

Y esta es la historia, 25 años después de ‘El príncipe del rap’

Rellene los campos para enviar el contenido por correo electrónico.

Canción de 'El príncipe del rap'

Hablar de El príncipe del rap es, en gran parte, hablar de Will Smith. La exitosa serie de los años 90 no solo impidió que el actor y rapero fuera a la cárcel, sino que puso su nombre en la cima de la popularidad, tanto que todavía, él le saca provecho a la fama obtenida en ese programa.

El proyecto era una comedia de situación estadounidense producida por la cadena NBC.

Describía la vida de un joven de extracción modesta que va a vivir con sus parientes de clase media-alta afroamericana (este tipo de familia era algo poco habitual en la pantalla chica, aunque para entonces existía El show de Cosby ).

Fue uno de los mayores éxitos de esa década.

Veinticinco años después de su estreno –la serie se emitió por primera vez el 10 de setiembre de 1990– El príncipe del rap sigue como un recuerdo fresco para quienes la siguieron y el trampolín que impulsa a diario la carrera de Smith, tanto que el mismo actor ya habló de las intenciones de revivirla para conquistar nuevas audiencias.

No solo la vida profesional de Smith tuvo cambios positivos, aunque en menor impacto, el resto de la familia Banks también tuvo frutos de la serie.

Y esta es la historia. Pongan atención, de cómo la vida de un joven de Filadelfia se transformó, al llegar a la exclusiva ciudad de Los Ángeles, Bel-Air, y convertirse en el príncipe más popular de todos los tiempos.

Exitosa. El príncipe del rap  fue la serie más exitosa de la década de los 90. En la foto Will Smith y los tíos Phil y Vivian.  AP.
ampliar
Exitosa. El príncipe del rap fue la serie más exitosa de la década de los 90. En la foto Will Smith y los tíos Phil y Vivian. AP.

De entrada. Cuando el show salió al aire fue imposible evitar que su banda sonora se grabara en la memoria de su incipiente público, un factor que desde temprano le auguró éxito.

Sería lo único que, a simple vista, le beneficiaría al programa, porque si bien Willard Carroll Smith –el verdadero nombre de Will Smith– ya era un rapero de éxito en Estados Unidos, formalmente nunca había sido actor, mucho menos con un protagónico de alcance internacional.

Antes de la serie, Smith integraba el grupo DJ Jazzy Jeff & The Fresh Prince y pese a la buena salud de su carrera musical, el artista entró en bancarrota por un mal manejo de su liquidez.

PUBLICIDAD

El gasto desordenado de sus fondos lo puso con un pie en la prisión, se calcula que tenía una deuda tributaria cercana a los $2,8 millones. En esa coyuntura, el productor Quincy Jones le ofreció contar su historia en una serie de televisión.

Su personaje sería un muchacho humilde originario de Filadelfia (Pensilvania) a quien su madre enviaría a vivir con unos parientes acaudalados al exclusivo barrio Bel-Air, en Los Ángeles, para evitarle problemas con las pandillas de su barrio.

Sin pensarlo mucho, Smith aceptó estar en el reparto de una serie que, hasta ese entonces, carecía de nombre.

Quincy Jones opinaba que las producciones de la época tenían títulos poco originales, por eso permitió al protagonista aportar ideas para nombrar el espacio, que al final adoptó parte del nombre del grupo de rap de Smith.

The Fresh Prince of Bel-Air , así se llamaría la historia para Estados Unidos.

No solo en eso fue atrevido el productor. También le dio libertad a los intérpretes para elegir los nombres de sus personajes.

El actor Alfonso Ribeiro –el primo Carlton Banks– le sugirió a Smith pensar muy bien el nombre de su personaje, debido a que el público lo llamaría de esa manera para la posteridad. No se equivocaba. Sin experiencia previa, Will Smith empezó a encarnar a William Will Smith.

El incipiente actor memorizó un libreto mitad ficción y mitad realidad: la historia de El príncipe del rap contaba parte de lo que realmente fue la vida de su actor principal.

Carlton Banks, personaje de 'El príncipe del rap' baila en la serie

Para siempre. La pintoresca actuación de Will Smith trascendió generaciones. De la memoria de los seguidores de la serie no se borra el joven de barrio, payaso, callejero y ligador, que tuvo que cambiar algunas de sus costumbres para poder convivir en la mansión de sus adinerados tíos Phil (James Avery) y Vivian (Janet Hubert).

LEA TAMBIÉN: James Avery: ¡Adiós Tío Phil, gracias por las risas!

Incluso los episodios más descabellados del programa giraron en torno al proceso de adaptación de Will, fanático de las jackets chillonas puestas al revés, de los bailes urbanos y de la invención de exagerados saludos callejeros con choque de puños y un meneo lateral.

PUBLICIDAD

Un cuarto de siglo después del primer capítulo de la serie, también son nostálgicos los bailes descontrolados y ultraflexibles del engreído Carlton, los mismos movimientos que revivió su actor Alfonso Ribeiro en la versión estadounidense de Dancing with the Stars. Vaya explosión de alegría que provocó aquel número presentado el 6 de octubre del año pasado con la canción It's not unusual , de Tom Jones.

LEA TAMBIÉN: Alfonso Ribeiro revivió el baile de Carlton en 'Dancing with the Stars'

El carácter temperamental del tío Phil es otro recuerdo memorable, principalmente porque las acciones de Carlton, de Will y de Jazz (amigo de Will) lo sacaban de sus casillas constantemente. Al tío se le recuerda por las incontables ocasiones en las que arrojó a Jazz por la puerta de su lujosa casa.

En abril, Jeff Townes (Jazz) contó al Huffington Post que se grabaron varias de esas escenas en las que era expulsado de la casa de los Banks; sin embargo, él se hartó de rodarla por los golpes y moretonos que le dejaba.

“Literalmente me estaba poniendo negro y azul de los golpes. (…) No puedo más, no soy un doble. No puedo repetirla más”, dijo Jazz a esa publicación.

Pero no todo fue brillo en la serie que terminó el 20 de mayo de 1996. En 1993, la tía Vivian (Janet Hubert) fue despedida por quedar embarazada.

¿El motivo? Una de las cláusulas del contrato prohibía a las actrices quedar encinta durante la serie. urgieron desacuerdos entre ella, la producción y el staff, lo que obligó a los creadores del programa a cambiar la historia para dar sentido a la situación.

Otra controversia se generó por las declaraciones de Tatyana M. Ali (Ashley Banks, prima de Will). Ella se quejó de que Will Smith olvidaba los argumentos.

En 1994, NBC enfrentó una masiva protesta de televidentes contra la decisión de la cadena de terminar la serie. Tras analizar las peticiones, los ejecutivos de la compañía acordaron seguir dos temporadas más.

Al mismo tiempo que Smith grababa los nuevos episodios, comenzaron a lloverle contratos para actuar en el cine.

Filmes como Bad Boys 1 y 2 , Independence Day, Men in Black 1, 2 y 3, Yo, robot, En busca de la felicidad y Ali son algunos de sus largometrajes más conocidos.

Además, su carrera como músico y actor le ha valido dos nominaciones a los premios Óscar, cuatro a los Globos de Oro y ocho a los Grammy (ganó cuatro).

Pese a que el panorama actual de Will Smith se aleja al vivido hace 25 años, por siempre el actor, productor y rapero estadounidense será El príncipe del rap.

  • Comparta este artículo
Entretenimiento

Y esta es la historia, 25 años después de ‘El príncipe del rap’

Rellene los campos para enviar el contenido por correo electrónico.

Manuel Herrera F.

manuel.herrera@nacion.com

Periodista de Entretenimiento y cultura

Periodista en el suplemento de Viva de La Nación. Bachiller en Periodismo en la Univerdad Latina. Además, posee estudios en Diseño publicitario. Escribe sobre televisión, farándula y temas de entretenimiento. 

Ver comentarios
Regresar a la nota