Entretenimiento

El Topo: Las lecciones de Sofi Escalante

Actualizado el 19 de diciembre de 2015 a las 11:55 pm

Entretenimiento

El Topo: Las lecciones de Sofi Escalante

Rellene los campos para enviar el contenido por correo electrónico.

This picture loads on non-supporting browsers.
La lucha contra su leucemia, los internamientos, la quimioterapia... nada pudo impedir que Sofi se convirtiera este año en el mejor promedio de los cuartos grados en la escuela Barrio Fátima de Heredia. Ella no pudo ir por el reconocimiento porque estaba internada; en su lugar, lo recogió su hermanito.

“Sofía Escalante, la niña que lo derrotó todo”. Así se leía el título de Teleguía en mayo pasado, cuando la portada se engalanó con la historia de valentía de Sofi Escalante, quien se dio a conocer en diciembre del 2014 cuando fue elegida “la niña Teletón”, mientras se encontraba en plena batalla contra una leucemia que se le había diagnosticado seis meses antes.

Su exposición en la gran colecta nacional le valió echarse a la bolsa a todo el país por su forma de encarar su padecimiento, su eterno optimismo, la luminosidad de su espíritu y la espectacularidad de su retórica. Para febrero de este año sus miles de seguidores en redes sociales celebraron, junto con su familia y amigos, la remisión de su cáncer. Semanas después fue contratada como presentadora en RGElementos, de canal 7, de ahí que se convirtiera en la protagonista de la hermosa entrevista que se publicó en Teleguía .

LEA MÁS: Sofía Escalante: la niña que lo derrotó todo

Sofi siguió adelante con sus proyectos, su escuela y jamás se desligó de sus compañeritos de hospital ni de Medicina 3, el salón del Hospital de Niños que se convirtió en su hogar durante meses.

En octubre pasado, sus miles de fans sentimos un vuelco en el corazón al saber que el padecimiento había regresado y que Sofi sería sometida a un trasplante de médula ósea. Como lo había hecho antes, la primera en cantarle al mundo odas de entusiasmo y positivismo fue ella. Con alegría pidió cadenas de oración, publicó fotos con sus atuendos hospitalarios, conectada a aparatos, etc, pero siempre con esa sonrisa impresionante, que le sale genuinamente de un corazón rebosante de entusiasmo por la vida.

Calladito pero persistente, al parecer Bryan Ganoza sigue firme en su propósito de convertirse, gracias a sus estudios de actuación en México, en un actor de respeto. Además, sigue ennoviado con la modelo y  playmate colombiana Isabella Correa (foto superior). Eso sí, Ganoza, quien recién cumplió 28 años, fue llamado por Repretel como refuerzo para las transmisiones de fin de año. Ahí constataremos sus avances.
ampliar
Calladito pero persistente, al parecer Bryan Ganoza sigue firme en su propósito de convertirse, gracias a sus estudios de actuación en México, en un actor de respeto. Además, sigue ennoviado con la modelo y playmate colombiana Isabella Correa (foto superior). Eso sí, Ganoza, quien recién cumplió 28 años, fue llamado por Repretel como refuerzo para las transmisiones de fin de año. Ahí constataremos sus avances.

Sofi salió bien del trasplante de médula ósea en el Hospital San Juan de Dios pero, a pesar de que los tres meses que siguen son vitales para el éxito del procedimiento, en atención a la actitud prolija en cuidados por parte del entorno familiar, los médicos aprobaron que la chiquita pasara en la casa Navidad y Año Nuevo, eso sí, bajo estrictas medidas que incluyeron sacar el árbol de Navidad de la casa, pues hasta los adornos pueden ser contaminantes.

PUBLICIDAD

Pero a ella nada la arruga. Mejor parafraseamos la nota publicada en Lizethcastro.tv, y que resume las lecciones que nos ha ofrecido Sofi desde que la conocemos, pero que se agigantan en días en los que tanta gente la pasa mal a pesar de que gozan de buena salud.

“Dos días antes del trasplante, Sofía recibió la noticia de que su mejor amiga había fallecido con 13 años de edad y tras luchar, igualmente, con una leucemia. “Mi mejor amiga es mi motor. Ella se fue pero siempre quiso que yo lograra todo lo que ella no. Mi familia me inspira pero mi amiga, que se llamaba como yo, Sofi, es mi ángel, mi motor, me hace más fuerte”, indicó esta niña que solo tiene sonrisas para la vida y las comparte cada segundo que puede aún cuando no haya árbol de navidad este año, pero hay sueños que son los que en realidad deben brillar en cada casa. ‘No importa que este Diciembre no haya adornos, estamos aquí juntos, mi familia y eso es lo que importa”.

A diferencia del año pasado, el Festival de la Luz dejó a todo el mundo feliz porque nadie llamó a la “Diosa lluvia” a empapar toda la capital. Esta vez el clima fue ideal y la televisión lo reflejó. En Canal 7 volvieron a apostar por el buen tino de Jose Manuel Milo Junco en los comentarios, como siempre ¡qué bárbaro!. A Milito ya deberían de proponerlo casi que de mariscal porque así como el desfile navideño, él ya tiene por ahí de 20 años de estar relatando, a todo lujo, la transmisión.

En Repretel estuvo muy bien jugao el que algunas de sus figuras se apuntaran a cantar villancicos, sobre todo en el caso de Giros , donde los presentadores Vicente Tepedino y Verónica González sorprendieron.

A lo que sí le faltó ajuste fue a que las presentadoras del Festival, Patricia Figueroa, Jalé Berahími y Pilar Acuña, quienes se atravesaban el caballo entre sí a cada rato (y eso que no era el tope).

Impresionante.  Ese es el adjetivo que mejor se ajusta al ver estas fotografías y pensar erróneamente que se trata de Joan Sebastian, pues en realidad estamos viendo (izq.) al hijo del fallecido cantante, José Manuel Figueroa, quien interpretará a su padre en la película “En la vida de Joan Sebastian”.
ampliar
Impresionante. Ese es el adjetivo que mejor se ajusta al ver estas fotografías y pensar erróneamente que se trata de Joan Sebastian, pues en realidad estamos viendo (izq.) al hijo del fallecido cantante, José Manuel Figueroa, quien interpretará a su padre en la película “En la vida de Joan Sebastian”.

Fue muy incómodo escuchar cómo en repetidas ocasiones hablaban todas al mismo tiempo, hasta nos remitieron a las discusiones de los programas de Ana María Polo, Caso cerrado , donde se arma una tremenda melé.

PUBLICIDAD

Eso sí, mención aparte nos merece Pilar Acuña, una muy agradable sorpresa para este 2015. La periodista supo replicar el carisma y profesionalismo que muestra en la edición matutina del noticiero. En medio de toda la vorágine, Pilar mostró una cualidad que pareciera obvia pero es tristemente rara en nuestra televisión: solo habló cuando tuvo algo que decir. Respaldó su trabajo con datos, sabía cuántos grammy había ganado Éditus, las medallas que consiguió Nery Brenes o los méritos de Jiménez Deredia. El puesto le quedó de lujo a Acuña y creemos que esta será la primera de muchas veces que la veremos en escenarios de este tipo.

En este mismo evento vimos el tremendo jalón de orejas que se llevó el presentador de Combate , Italo Marenco, por cuenta de Jorge Villalobos, sempiterno coordinador del Festival de la Luz.

En su afán de obtener entrevistas, Marenco se encaramó en la carroza de la Municipalidad de San José para entrevistar a Mariela Barrantes, una de las modelos disfrazadas. El caso es que estaba totalmente prohibido subirse a la carroza y menos cuando esta estaba en movimiento, como lo hizo Italo. “¡Bájese!”, le decía una y otra vez Villalobos, mientras le hacía gestos con la mano. La cosa es que Marenco se hizo el soviético, entrevistó a la chica y cuando le preguntó cómo fue el casting en que fue elegida para esta carroza, ella le replicó: “Muchas gracias”. Como quien dice: “Bájese porque don Jorge está furioso”, Plop! .

Hablando de colmillo, eso fue lo que demostró Verónica González cuando, tras una metida de escarpines al aire y en vivo, rauda y veloz se adelantó a la basureada en masa y ella misma posteó la “torta” riéndose de sí misma y de los gajes del oficio.

La hermosísima orotinense intentó decir “colon” en el contexto de una información sobre la colonoscopia dijo “cuando hablamos del culo (pausa) del colon, es importante...). En su post escribió: “Una de las mejores cosas de la vida es reírse de si mismo, y ojo al safis de ayer en Giros , estuvo bien bueno”. Adicionalmente nosotros le enviamos un 100 de felicitación porque vemos el video una y otra vez y no entendemos cómo pudo guardar la compostura y seguir como si nada: era imposible no explotarse de la risa.

Edgar Silva Loáiciga  culmina en estos días su ciclo como comunicador sempiterno en canal 7, tras un cuarto de siglo de labores. Sin siquiera haber cumplido los 50 años, el liberiano decidió reinventarse y vaya que tiene con qué. Pocos pueden darse ese lujo estando aún tan pochotones y con toda la energía.
ampliar
Edgar Silva Loáiciga culmina en estos días su ciclo como comunicador sempiterno en canal 7, tras un cuarto de siglo de labores. Sin siquiera haber cumplido los 50 años, el liberiano decidió reinventarse y vaya que tiene con qué. Pocos pueden darse ese lujo estando aún tan pochotones y con toda la energía.

Este domingo 20 es noche de Miss Universo, y sabremos si la guapileña Brenda Castro jugó bien sus cartas en la preliminar, que fue el pasado miércoles y en donde eligieron en secreto a las clasificadas. Mucha suerte a la morena que está en Las Vegas; estamos seguros que sobrarán los “missólogos” intentando pegar a ojo a la próxima reina universal. Por cierto, nos enteramos que su novio Johnny Castro, gerente de marca de Imperial, le envió tremendo arreglo floral a su habitación. Uno muy, ojalá y su chico no la esté desconcentrando entre flor y flor.

Felicidades al jefe de información de Deportes Repretel, Juan Ulloa, quien se casó con la periodista Gina Escobar hace una semana en el Wyndham Herradura. Oficialmente esta parece ser la boda que cerró la larga lista de nupcias faranduleras este 2015.

Un viernes de estos nos fuimos con unos topillos tenistas a una fiesta denominada “El Raquetazo” en el Costa Rica Tennis Club. A eso de las 10 de la noche estaba Vía Libre en lo más y mejor, yo canté todas las canciones, excelentes Fernando y sus hijos.

La gran sorpresala ofreció posteriormente la Big Band de Pitusa. ¡Qué maneras!, cerca de 25 músicos con un repertorio increíble. Estos topos terminamos felizmente agotados tras la chiroteada y nos bajamos por lo menos un par de piñillas de tamales, como de fijo les pasó al conocido periodista Greivin Moya y su esposa, Marcela Castro, quienes le dieron brillo a la pista como si no hubiera un mañana. Impresionante la Big Band, ¡felicidades a Pitusa y sus muchachos!

  • Comparta este artículo
Entretenimiento

El Topo: Las lecciones de Sofi Escalante

Rellene los campos para enviar el contenido por correo electrónico.

Ver comentarios
Regresar a la nota