Entretenimiento

Zapping: En una mano el control, en la otra el teléfono

Actualizado el 08 de marzo de 2014 a las 11:55 pm

Entretenimiento

Zapping: En una mano el control, en la otra el teléfono

Rellene los campos para enviar el contenido por correo electrónico.

This picture loads on non-supporting browsers.
El selfie inmortalizado por Matt Groening.

Antes el proceso era sencillo: uno primero veía la televisión y luego venían los comentarios. Por eso, lo que hacemos hoy de ver y casi de inmediato opinar sobre lo que se emite es una deliciosa locura.

Esta semana vivimos tres intensas transmisiones televisivas, cuyo disfrute pleno se dio –al menos en mi caso– gracias al suculento complemento de la interacción en redes sociales. Fue ahí, en lo más cercano posible al tiempo real, que le saqué el jugo a mi rol de televidente.

Primero tuvimos algo mundial, como son los premios Óscar, y el miércoles nos quedamos en el plano local, tanto con el anuncio de parte de Johnny Araya sobre el fin de su carrera presidencial como por el partido que horas después disputó la Selección Nacional contra el equipo de Paraguay. Tres eventos sobre los que fue imposible no tuitear o postear en el momento, con los dedos en caliente.

No hace mucho tiempo los cortes comerciales eran la pausa necesaria para ir a orinar, matar el hambre con un gallo de lo que fuera o bien repasar lo que otros canales emiten. Ahora no: ¿quién se puede dar el lujo de ir a orinar cuando es imperativo, vital, comentar (ojalá de primero) el monólogo de Ellen DeGeneres; el canto de El Corrido de Pepe Figueres o el enésimo paradón de Keylor Navas?

El domingo de los Óscar vi la ceremonia mientras alimentaba un documento con mi recuento de los momentos claves de la noche. Está de más decir que no habían terminado de darse los créditos del cierre cuando aquella lista ya era parte de mi perfil de Facebook. Lo siento, fue inevitable.

Histórico. El selfie de las estrellas del cine en los Oscar pulverizó marcas en redes sociales.  El creador de Los Simpsons lo inmortalizó a su manera.

En cuanto al anuncio de Araya, inaudito no acompañar la señal en vivo de los noticiarios con el escaneo de Twitter, donde los comentarios ingeniosos e incluso los memes se daban por generación espontánea, sobre la marcha de las palabras del candidato que aceptó que la presidencia ya no será suya.

Contra la tecnología podremos quejarnos, y con razón, en muchos aspectos. Sin embargo, no tengo reclamo por las oportunidades que da la interacción en redes cuando acompaña el consumo televisivo. Acá siento que como audiencia tengo más ventajas que cuando veía los premios MTV, por medio de Teletica, hace más de 20 años.

Y como buen rajón, aprovecho el espacio para compartir, una vez más, mis 10 recuerdos épicos del Oscar 2014:

1. Spike Jonze recibiendo un Oscar (casi lloro).

2. Bill Murray provocando la ovación para su amigo Harold Ramis.

3. Brad Pitt repartiendo pizza.

4. Escuchar en vivo a Pharrell, U2 y a Karen O con Ezra Koening.

5. Jared Leto y su buena vibra para Venezuela y Ucrania

6. ¡Alfonso Cuarón! #malditogenio

7. Mis hijas se adelantaron a la Academia: Let it Go , ( Libre soy ), es la canción del año.

8. Matthew McConaughey es un titán. Y estoy seguro que ya amarró el Emmy por True Detective .

9. Lágrimas para Peter O'Toole, James Gandolfini, Paul Walker, Phillip Seymour Hoffman, Harold Ramis...

10. El selfie que escribió historia en menos de una hora. Ellen está sola.

  • Comparta este artículo
Entretenimiento

Zapping: En una mano el control, en la otra el teléfono

Rellene los campos para enviar el contenido por correo electrónico.

Víctor Fernández G.

vfernandez@nacion.com

Jefe de información de Entretenimiento

Es el jefe de la mesa de Entretenimiento en la redacción integrada de Grupo Nación, donde tiene a su cargo la coordinación de la revista diaria Viva, los productos semanales Áncora, Teleguía y Revista Dominical.

Ver comentarios
Regresar a la nota