Entretenimiento

Transmisión de Teletica

Crítica de televisión: Miss Costa Rica: modesto y pequeño

Actualizado el 10 de agosto de 2015 a las 12:00 am

Una edición con insumos de producción limitados fue palpable en el programa Miss Costa Rica

Entretenimiento

Crítica de televisión: Miss Costa Rica: modesto y pequeño

Rellene los campos para enviar el contenido por correo electrónico.

(Video) Así fue la Gran Final de Miss Costa Rica 2015 (Kenneth Barrantes)

Sería interesante conocer si debido a las polémicas declaraciones de Donald Trump y la decisión de Teletica de no enviar representante a Miss Universo , la propuesta audiovisual fue limitada pues esta edición se vio más reducida que en años anteriores.

Aciertos. Algunos de los aspectos destacados fueron la gráfica bien desarrollada, abundante y clara, con una metáfora visual bien trabajada. El diseño basado en el verdor del bosque aportó índices, como mariposas y gotas de agua que lucían agradables en la pantalla de fondo. Se realzaba el set de manera congruente con el evento y se utilizó la idea en diferentes aspectos, como el vestuario en el opening .

Se suele subvalorar la importancia de la gráfica –aparte de su función informativa–, pero un buen uso enriquece la función poética de la comunicación creando imágenes más estéticas. Sin embargo, no todo lo visual enriquece. La decisión de utilizar agua en el plató quizá fuese una buena idea en papel, pero el efectismo no es buen consejero de la practicidad.

Lujos y deficiencias. Una poco profunda piscina en el set pareció una innovación agradable: la poza del bosque.

No obstante, el resultado, luego de la primera pasarela, fue claro: predecible y limitó el movimiento. Se anuló cualquier despunte de improvisación o diagonales forzando a la utilización de un ritmo ralentizado en el cual la pasarela se aletargó.

Limitaba incluso el tiro de cámara recluyendo a los presentadores y participantes a una esquina del set. Tal vez fuese de aplaudir dentro de la producción, pero no vale la pena un esfuerzo en la puesta en escena si no está al servicio del audiovisual.

La iluminación resulto un esfuerzo pobre por potenciar otros recursos como la pantalla o piscina, con un estilo de discoteca: luces de colores y patrones estroboscópicos. Se denota premura en el apartado y un set deslucido.

La iluminación no debería ser el impacto visual de planos generales, sino servir de apoyo a las muchachas –luz de pelo y relleno, por ejemplo– en lugares específicos del set, todavía más cuando los espacios eran tan limitados.

Otro punto bajo del espacio fueron las cápsulas. Estas carecían de guía y unidad, fueron realizadas con una sola cámara y muchas no tenían sonido en directo o información paralela que ayudara a comprender lo que pasaba.

PUBLICIDAD

El resultado. Utilizar una metáfora modesta y clara ayudó a eliminar las extravagancias de otras ediciones creando un evento más sincero. Otros aspectos formales fueron muy apropiados y ejecutados con tal oficio que pasan inadvertidos.

La conducción, por ejemplo, tanto en el set como fuera de él, fue buena al punto de no causar ninguna distorsión del objetivo del programa. También fue favorable la estructura que articula el evento; Teletica tiene oficio en ello.

Sin embargo, la ocurrencia de la piscina no debería limitar la búsqueda de mejores maneras de llevar el show a la casa.

Tiros de cámara e iluminación que potencie a las candidatas, información adicional al nombre de las participantes, cápsulas con información verdadera que trascienda el relleno o el soporte para el anunciante deben mejorarse.

Es importante que no nos quedemos en el efectismo que muchas veces la televisión trata de imponer y que no reporta beneficios palpables en la transmisión.

Espero que usted haya podido ver la transmisión y que compare su criterio con lo expuesto acá.

  • Comparta este artículo
Entretenimiento

Crítica de televisión: Miss Costa Rica: modesto y pequeño

Rellene los campos para enviar el contenido por correo electrónico.

Ver comentarios

Noticias Relacionadas

Regresar a la nota