Entretenimiento

Amish en Nueva York: rompiendo las reglas

Actualizado el 30 de junio de 2013 a las 12:00 am

Un nuevo reality sigue a cuatro amish y un menonita en la aventura de cambiar los carruajes a caballo por los taxis y el metro de Nueva York. De estreno en canal TLC

Entretenimiento

Amish en Nueva York: rompiendo las reglas

Rellene los campos para enviar el contenido por correo electrónico.

Una mirada sin precedentes a un mundo desconocido es la innovadora receta que ofrece este nuevo reality show , el cual sigue a cuatro amish y un menonita en la aventura de cambiar los carruajes a caballo por los taxis y el metro de Nueva York.

Con la ilusión de realizar sus sueños y vivir fuera de sus comunidades, según información proporcionada por el canal TLC, en Mundo Amish, rompiendo las reglas, los jóvenes probarán nuevas experiencias en la transición a la cultura de la ciudad y las comodidades que esta ofrece, como volar en avión por primera vez y usar teléfonos celulares y electricidad.

Cuando hacen sus maletas y se marchan de sus hogares, lo hacen conscientes de que están arriesgando demasiado, pues deben afrontar las críticas de sus comunidades.

Subir a los rascacielos, probar el sushi, conducir un auto o usar un teléfono celular son algunos de los hechos que los deslumbran.
ampliar
Subir a los rascacielos, probar el sushi, conducir un auto o usar un teléfono celular son algunos de los hechos que los deslumbran.

Por último, esta serie los acompañará en la decisión más difícil de sus vidas: seguir siendo amish y menonitas o volverse “New Yorkers”, y asumir las consecuencias de ser rechazados por familiares y amigos.

El elenco, siempre según información de TLC, está conformado por Jeremiah, de 32 años, quien fue adoptado por una familia Amish y tiene un sueño secreto: quiere trabajar conduciendo un automóvil, pues toda su vida ha lidiado con la frustración de los muchos conductores que intentan rebasar su carruaje, tirado por caballos, y añora algo que los Amish tienen prohibido: conducir cualquier tipo de carro. Él, además, sueña con desplazarse en uno que se mueva a toda velocidad... un deportivo, quizá. En busca de esta aventura, debe sacrificar la relación con su novia, a quien deja en la comuna.

Por su parte Kate, de 21 años, ve imposible conciliar sus metas con las de su familia: es hija de un prominente obispo, pero ella solo piensa en viajar a la metrópoli y convertirse en modelo.

Desde niña ha sufrido reprimendas por pintarse las uñas con un marcador, simulando que era esmalte de uñas; también le fueron decomisadas todas las revistas de maquillaje, moda y joyería que representaban “objetos de vanidad” prohibidos para los suyos.

Otro joven casi de su edad, Abe, de 22 años, no aspira a salir para siempre de la comunidad, pues piensa algún día casarse con una chica Amish. Pero está harto de la rutina y frustrado porque él quiere realizar estudios formales.

PUBLICIDAD

Rebeca, la más joven del grupo con solo 20 años, también quiere ser modelo pero está consciente de que no será tan fácil deshacerse de las costumbres con las que ha sido criada. Finalmente, Sabrina, la única Menonita del grupo, fue adoptada siendo apenas una bebé y desde siempre ha luchado por hallar su verdadera identidad, sobre todo en vista de que es de ascendencia italiana y puertorriqueña.

  • Comparta este artículo
Entretenimiento

Amish en Nueva York: rompiendo las reglas

Rellene los campos para enviar el contenido por correo electrónico.

Ver comentarios
Regresar a la nota