Entretenimiento

Grupo ofrecerá un concierto el sábado 17, en el Estadio Nacional

‘La cuerda de Malpaís no se acabó; seguiremos existiendo’

Actualizado el 11 de enero de 2015 a las 12:00 am

La agrupación no quiere parar de trabajar. Este año se dedicarán de lleno a la composición de temas con el fin de lanzar, lo antes posible, un nuevo disco

Entretenimiento

‘La cuerda de Malpaís no se acabó; seguiremos existiendo’

Rellene los campos para enviar el contenido por correo electrónico.

Retorno de Malpaís (Kenneth Barrantes)

“Muero por saber los planes de Malpaís. ¿Será que vuelven definitivamente a los escenarios?”. Esto se pregunta, casi a diario, Fiorella Brenes, una de los miles de fans del grupo costarricense.

El violinista y ahora también cantante del grupo, Iván Rodríguez, sabe que esa misma inquietud la tienen muchos otros, por lo que, apenas comenzó esta entrevista, afirmó: “Hay Malpaís para rato, para mucho rato”.

Para tranquilidad de sus seguidores, se esfumó la idea de que el grupo no iba a continuar con su carrera, como se dijo tras la muerte de su director y cantante Fidel Gamboa –ocurrida en el 2011–.

Es más, este 17 de enero, Malpaís ofrecerá un concierto, junto a la Orquesta Filarmónica, en el Estadio Nacional, con el fin de marcar su regreso oficial a la escena. La banda se había despedido de los escenarios en el 2011; sin embargo, en el 2013, fueron los artistas invitados al show del cantautor Silvio Rodríguez.

Además, han ofrecido presentaciones en distintos lugares, como una serie de conciertos en el Jazz Café el año pasado.

Nuevo video de Malpaís

¿Qué los motivó a volver definitivamente? Primero, mantener vivo el gran legado de Fidel; segundo, la petición de sus seguidores; tercero y, en palabras de Rodríguez: “Somos músicos; no queremos dejar de tocar”.

Sin duda, este Malpaís no es el mismo de hace cuatro años: incorporó al guitarrista David Coto, mientras que Daniela Rodríguez (corista), Iván (violinista) y Jaime Gamboa (bajista) se convirtieron, además, en cantantes de la agrupación.

Completan la formación Manuel Obregón, Carlos Tapado Vargas y Gilberto Jarquín.

Ahora, la banda trabajará en la composición de nuevas canciones con miras a su próximo disco y considerará hacer giras nacionales e internacionales.

Iván y Jaime le explicaron a Viva el camino que recorrió Malpaís desde la muerte de Fidel hasta hoy.

¿En este momento sienten que el grupo cuenta con la misma popularidad que tenía cuando estaba Fidel Gamboa?

Jaime Gamboa: Ni antes ni ahora buscamos la popularidad. Comenzamos a trabajar cuando creamos un repertorio que nos gustó y lo tocamos y lo grabamos. La popularidad fue consecuencia de ese trabajo. Más allá de la popularidad, lo que sí sentimos es que la empatía que tenía antes la gente con el grupo es la misma que tiene ahora.

¿Sienten que el público extraña al grupo de Fidel?

Jaime: Siento que nosotros extrañamos a Fidel y siempre lo mencionamos en los conciertos. La gente siempre nos dice que lo extraña y que su legado es inolvidable. Sin embargo, de eso a que nuestros conciertos sean tristes y a que sintamos que falta algo, la verdad es que no. Justamente, estamos ahí para mantener vivo un legado.

Iván Rodríguez: Malpaís era un grupo, así que hay mucho cariño hacia cada uno de los integrantes. Además, la gente ha aceptado los éxitos cantados por nosotros y también ha aceptado, con entusiasmo, la música nueva que hace Jaime.

Daniela y ustedes dos son los cantantes del grupo. ¿Por qué no han incluido una voz masculina fija?

Jaime: En este momento, Iván es la voz masculina del grupo; yo canto algunas canciones de rebote y Daniela también se ha adueñado de gran parte del repertorio que cantaba Fidel. Lo que hicimos fue repartirnos la carga, ya que ninguno es un toro como Fidel para cargar todo el paquete y jalar toda la carreta; la estamos jalando entre tres.

”Eso sí, la mayoría del peso ha recaído sobre Iván y la ha llevado de una manera maravillosa. Para nosotros es asombroso cómo Iván ha sacado adelante una faceta oculta que tenía como cantante y violinista.

”Creo que el trabajo que ha hecho Iván, de gran elaboración musical y virtuosismo, es de las cosas nuevas que tiene Malpaís en el escenario. Nunca nos habíamos dado cuenta de hasta donde Iván podía ser un cantante-violinista tan destacado como ahora, porque nunca tuvo esa necesidad.

”Hace unos meses podíamos decir que nos la jugábamos; ahora, el público mismo nos ha dicho que les suena bien y que fue una buena apuesta de parte de nosotros no incorporar una voz ajena al grupo porque hubiera hecho que las cosas sonaran diferentes. De algún modo, nosotros mantenemos su espíritu vivo”.

Malpaís se formó en 1999.
ampliar
Malpaís se formó en 1999. (Gabriela Tellez)

"Malpaís era un grupo, así que hay mucho cariño hacia cada uno de los integrantes".Iván Rodríguez

Iván, ¿cómo asume su trabajo como cantante del grupo?

Iván: Nos costó mucho tomar la decisión de cuál camino coger. Después de nuestra despedida, nos dimos cuenta de que era un adiós temporal porque ese dolor que teníamos se transformó en otra cosa. Eso sí, nunca nos entró la idea del quite y ponga: se va Fidel, pongamos a otro a hacer eso. Si lográbamos seguir por nosotros y el público lo aceptaba bien, ese era el camino. Y ha sido más fácil de lo que pensamos porque lo estamos disfrutando por menos cantantes que seamos.

”Si hay algo que Fidel nos dejó y hemos aprendido a transmitir, es la honestidad y el respeto a la hora de cantar. Hemos logrado cantar con la intensidad con la que él lo hacía y la gente eso lo ha recibido así”.

Jaime: Me siento como cuando estábamos comenzando con Malpaís y Fidel se hacía cargo del repertorio. Él decía que no era cantante; tardó un año aceptando que podía cantar. Nos ha pasado eso mismo y es parte de la esencia del grupo: el adoptar una voz porque es necesario hacerlo.

A pesar de que no pensaron en la idea del ‘quite y ponga’, tuvieron que incorporar al guitarrista David Coto. ¿Cuál es el análisis que hacen de su trabajo, tras dos años de estar en la agrupación?

Jaime: Es un virtuoso de la guitarra, que nos da un gran orgullo tener entre nosotros porque, definitivamente, necesitábamos a un guitarrista. Es un genio

Iván: Le da un matiz diferente y renueva el sonido; bueno, no sé si renueva…

Jaime: Sí, ¡claro! Le da un giro diferente porque es un músico nuevo. Su manera de tocar es buena; viene de la música clásica; entonces tiene mucho virtuosismo.

En el caso de Iván y Manuel Obregón, ¿sienten que el grupo pudo sufrir un desgaste por su paso por el Ministerio de Cultura?

Iván: Ese ha sido mi temor siempre; de hecho, hice todo mi esfuerzo y tuve el mayor cuidado en esos cuatro años para separar el grupo de mi cargo. Tenía el temor de que repercutiera en el grupo y la sorpresa muy positiva ha sido de que fue como si nunca hubiéramos estado en el Gobierno. La gente nos recibe de forma cálida y sin que medie lo político. No ha habido comentarios ni preguntas al respecto en los conciertos. Ahí somos Manuel e Iván, los músicos.

Jaime: Ha sido el temor de Iván; no el nuestro. La gente separa las cosas.

¿Por qué no temieron nunca eso, Jaime?

Jaime: Tenía la certeza de que la gente reconoce su gran aporte a la cultura y, en segundo lugar, tenía la certeza de que ese fenómeno que se da cuando tocamos es muy superior a cualquier mezquindad o división que puede haber en las cosas más mundanas.

”El transporte que genera la música, ese estado en que te pone cuando escuchas una canción es algo más elevado, más sublime y más profundo que esas cosas pequeñas del día a día, que hacen un titular hoy en el periódico, pero que mañana se olvidan. La música permanecerá por siempre”.

¿Cómo está la relación entre ustedes y la familia de Fidel?

Jaime: Es buena. Sobre ese comentario no tengo nada que decir. Siempre hablamos con ellos antes de los conciertos.

Iván: Creo que es más el morbo de la gente por tratar de ver conflictos donde no los hay. (Viviana Rodríguez, viuda de Fidel) es una persona entrañable; para nosotros, es importante tener ese vínculo con ella y sus hijos, que son queridísimos. Hemos llegado al acuerdo de tenerla informada antes de cada concierto y de participarlos, en lo más que podamos, en nuestros proyectos.

¿De qué forma los hacen participar?

Iván: Es una cosa personal; ella lo hace en la medida que lo necesite y lo quiera hacer. No nos toca y no queremos presionar en ese sentido.

Jaime: El espacio está abierto para ellos.

Concierto. El 17 de enero vuelven al Estadio Nacional. ¿Cuál Malpaís llega ese día al recinto deportivo?

Jaime: El de la nueva etapa, en donde la presencia y la voz de Fidel han pasado a un plano diferente. Aquel en el cual el repertorio, la historia y la tradición siguen vivos. No obstante, es un Malpaís que sigue siempre renovándose.

”Llega, un Malpaís que sabe sus raíces, que las conoce, las respeta, que las pone en el escenario, pero que también tiene nuevos frutos que mostrar y nuevas cosas que compartir con la gente”.

Iván: Ese concierto –el del 2011– marcó un récord (de asistencia) en la historia de Costa Rica; fue un homenaje bellísimo, pero eso quedó ahí, es un acto irrepetible. Regresamos al Estadio a presentar un Malpaís renovado, a verificar que los éxitos siguen vigentes y a darles una muestra de por dónde va a andar la música nueva.

¿Presentarán música nueva en este concierto?

Jaime: Vamos a tener arreglos nuevos hechos por Bernardo Quesada. Traemos siete canciones que nunca tocamos con la Filarmónica, de las cuales tres son completamente nuevas, de esta última etapa.

”Ya las han escuchado antes: Regreso , que la grabamos hace año y medio; Retratos de un país inédito , que la escribí para el libro Costa Rica aérea , y Remando lento , que la hemos tocado solo una vez en el 2013. Esta última la sacamos del repertorio porque no tenía un arreglo definido, pero ya está lista”.

Entonces, ¿a Malpaís le interesa seguir grabando?

Jaime: La cuerda de Malpaís no se acabó; seguiremos existiendo. En este año queremos trabajar en las composiciones de nuevos temas para, más adelante, lanzar un disco; ojalá sea para este año.

”Queremos también lanzar también videos. Cuando tengamos todo esto, pensaremos en hacer giras dentro y fuera del país. Pero, vamos pasito a pasito”.

  • Comparta este artículo
Entretenimiento

‘La cuerda de Malpaís no se acabó; seguiremos existiendo’

Rellene los campos para enviar el contenido por correo electrónico.

Katherine Chaves R.

katherine.chaves@nacion.com

Periodista de Sucesos

Periodista en la sección de Sucesos y Judiciales. Bachiller en Periodismo en la Universidad San Judas Tadeo.

Ver comentarios
Regresar a la nota