Entretenimiento

Segundo concierto se ofrecerá este domingo en el Teatro Nacional

Orquesta Sinfónica liberó 75 años de energía en una noche

Actualizado el 01 de noviembre de 2015 a las 12:00 am

El maestro Carl St. Clair culminó el concierto de aniversario con una enérgica dirección de Los pinos de Roma, de Ottorino Respighi

Entretenimiento

Orquesta Sinfónica liberó 75 años de energía en una noche

Rellene los campos para enviar el contenido por correo electrónico.

This picture loads on non-supporting browsers.
El director titular Carl St. Clair terminó la noche de celebración dirigiendo también banda de bronces en lo alto del Teatro Nacional.. Mayela López.

Conforme la edad avanza, los cumpleaños se dejan pasar o, en su lugar, se celebran con el brío que corresponde.

El viernes por la noche, la Orquesta Sinfónica Nacional celebró en grande los 75 años que han pasado desde su primer concierto, el jueves 31 de octubre de 1940.

LEA MÁS: 75 años de la Orquesta Sinfónica Nacional: un sueño hecho música

La ministra de Cultura, Sylvie Durán, le recordó al público que de los músicos sobre el escenario del Teatro Nacional forjaron su carrera ejerciendo en las agrupaciones a cargo de l Centro Nacional de la Música.

“La mayoría de los ejecutantes de hoy no solo han construido su vida alrededor de la música, sino alrededor de la orquesta misma”, dijo en un sentido discurso previo al concierto.

Al homenaje se unió el presidente de la República, Luis Guillermo Solís, quien agradeció al pueblo costarricense la labor de tantas décadas para lograr que “este país tan pequeño y con pocos recursos tenga el privilegio de contar con una orquesta de calidad mundial”.

Energía. La primera pieza del décimo concierto de temporada fue Obertura Coriolano, op. 62 , de Ludwig van Beethoven.

El director titular, Carl St. Clair dirigió con gran entusiasmo a los músicos ticos. Al terminar recibió a las estadounidenses del Trío Eroica.

La pianista Erika Nickrenz, la violinista Sara Parkins y la violonchelista Sara Sant'Ambrogio fueron solistas durante el Triple concierto para piano, violín y chelo , también de Beethoven.

“Muchos chelistas le tienen un poco de miedo a esta pieza porque es muy difícil para el instrumento”, explicó después Sant'Ambrogio. “El chelo dice cualquier cosa primero: introduce cada melodías y con notas muy altas”.

El trío tocó con gran pasión el concierto, tanto así que la violinista sufrió la pérdida de tres cerdas de su arco en el proceso.

Para concluir su intervención, regalaron un “postre” al público: Oblivion , del argentino Astor Piazzolla.

Gran final. Después del intermedio, la Sinfónica ejecutó para los aplausos del público la Gran fantasía sinfónica sobre música costarricense , compuesta por el tico Julio Fonseca.

Sin embargo, la verdadera ovación y gritos del público se los ganó Los pinos de Roma , del italiano Ottorino Respighi.

La calurosa respuesta del público fue gracias a la sorpresa que organizaron para el cuarto movimiento de la obra, Los pinos de la Via Appia , durante la cual añadieron una banda de bronces, que se ubicó en la galería (en lo alto) del Teatro Nacional.

Los gestos del titular St. Clair se avivaron para dirigir en simultáneo a los dos espacios musicales, moviendo el cuerpo y la melena al ritmo colorido de la música de Respighi.

A los 75, la Orquesta Sinfónica celebró su cumpleaños sin ánimo de restarse ni un año menos.

VEA EL ESPECIAL DE ANIVERSARIO: 75 años de la Orquesta Sinfónica Nacional

Nota del editor: este artículo se editó a las 9:40 a.m. para corregir el párrafo que detalla la interpretación de la violinista Sara Parkins. 

  • Comparta este artículo
Entretenimiento

Orquesta Sinfónica liberó 75 años de energía en una noche

Rellene los campos para enviar el contenido por correo electrónico.

Natalia Díaz Zeledón

ndiaz@nacion.com

Periodista de entretenimiento y cultura

Periodista del suplemento Viva de La Nación. Productora audiovisual y periodista de la Universidad de Costa Rica. Se especializa en temas de artes escénicas, música, cine y televisión. 

Ver comentarios
Regresar a la nota