Entretenimiento

Iniciativa Filarmónica Joven Latinoamericana se desarrolla con el país

Jóvenes tejen talento y horas de dedicación fuera de sus fronteras

Actualizado el 03 de noviembre de 2012 a las 12:00 am

Vocación Sin tiempo ni barreras que los detenga, estos jóvenes integran la primera orquesta filarmónica de Latinoamérica

Entretenimiento

Jóvenes tejen talento y horas de dedicación fuera de sus fronteras

Rellene los campos para enviar el contenido por correo electrónico.

Colaborador La técnica y el estilo para ejecutar un instrumento no es arte de un día. Detrás de cada uno de los jóvenes que integran la Filarmónica Joven Latinoamericana (FIL) hay historias de dedicación y horas de esfuerzo en sus ensayos.

Tomaron el avión hace una semana y con el instrumento al hombro, emprendieron, junto a músicos ticos, la experiencia de conformar la primera orquesta integrada por jóvenes músicos latinoamericanos, con sede en Costa Rica.

“Las herramientas que nos dan para mejorar como músicos son muy valiosas; es un proyecto innovador, que nos da la capacidad de compartir con diferentes culturas latinoamericanas”, dijo la violinista Paulina Eligueta.

Paulina viajó desde su natal Chile con su novio Gonzalo Escuti, quien también es violinista y disfruta la música con pasión.

Obstáculos. Estos jóvenes provenientes de Venezuela, Chile, El Salvador, Guatemala, Costa Rica y Cuba dedican de dos a cuatro horas diarias al estudio de su instrumento y por sus venas corre la pasión por la música, aunque, en algunos casos, no cuentan con el apoyo familiar.

“En mi casa, ha sido muy difícil que acepten mi gusto por la música; tienen la percepción de que la música no puede ser considerada como profesión”, dijo el violinista salvadoreño Daniel Domínguez.

Él trabaja en la escuela Polígono Don Bosco, en El Salvador, centro educativo que ofrece educación musical gratuita a niños en condición vulnerable.

“Los niños estudian música durante la mañana y en la tarde reciben las clases académicas”, detalló Domínguez.

El impulsor de este tipo de proyectos sociales fue el maestro chileno Jorge Peña Hen.

“Admiramos la labor de Peña Hen por su proyección social y la capacidad de establecer vínculos sociales a través de la música”, explicó la violinista Paulina Eligueta.

“Es muy gratificante trabajar con jóvenes, puesto que hay una enorme motivación para aprender”, dijo el profesor de cuerdas José Aurelio Castillo.

Para el joven chileno Gonzalo Escuti, todavía hay gente que no le da a la música el valor que se merece. “Creen que la vida es pasar en una oficina, frente a la computadora y es así como muchas veces el trabajo se convierte en algo que la gente no disfruta”, comentó el artista.

PUBLICIDAD

Este sábado, los jóvenes ofrecerán un concierto en el Teatro Nacional, bajo la dirección del músico argentino Darío Ntaca.

Para la contrabajista guatemalteca Laura Palleces, esta experiencia es similar a un caleidoscopio, que entre sus colores y la diferencia en sus formas, revela el trabajo musical, los estilos y las técnicas de Latinoamérica.

  • Comparta este artículo
Entretenimiento

Jóvenes tejen talento y horas de dedicación fuera de sus fronteras

Rellene los campos para enviar el contenido por correo electrónico.

Ver comentarios
Regresar a la nota