Entretenimiento

Artista se ganó la admiración del público

Alberto Plaza cautivó a un Melico enamorado

Actualizado el 22 de febrero de 2013 a las 12:00 am

Cantante chileno dio este miércoles un espectáculo cargado de poesía, romance, anécdotas y, sobre todo, una sorpresa que acabó por retribuirle la ovación de sus seguidores

Entretenimiento

Alberto Plaza cautivó a un Melico enamorado

Rellene los campos para enviar el contenido por correo electrónico.

                         En los últimos años, Alberto Plaza se ha convertido en el platillo esperado de cada febrero. Su arraigo con Costa Rica es tal, que el miércoles incluyó en el show al percusionista tico Carlos Tapado Vargas. Adrián Soto para LNEnraizado.
ampliar
En los últimos años, Alberto Plaza se ha convertido en el platillo esperado de cada febrero. Su arraigo con Costa Rica es tal, que el miércoles incluyó en el show al percusionista tico Carlos Tapado Vargas. Adrián Soto para LNEnraizado.

Arrancó suspiros, carcajadas y uno que otro coro de las canciones más conocidas entre las parejas que, tomadas de la mano, festejaron el mes del amor junto al chileno Alberto Plaza, en el Teatro Melico Salazar.

El miércoles por la noche, el artista dejó claro que no sabe escatimar.

Plaza se había despedido en un primer momento con Pa’ lante , el tema que hizo al público –que hasta entonces parecía muy serio y estático– levantar palmas y ponerse en pie o al menos mover las caderas en las butacas.

Gritar “¡Otra, otra!” era infaltable y, en seguida, el cantante retomó el micrófono, con una extensión del repertorio que se notaba planificada. Al final de Remedio pal’ corazón , Plaza agradeció, hizo una reverencia y todo había acabado... o al menos parecía.

El escenario estaba ya apagado y, tal como en el cine, habían encendido las luces del salón para que el público buscara la salida.

Las decenas de parejas que colmaron el teatro –en sus veintes y de novios; con canas; con anillo de oro en el dedo anular; de jeans o con trajes de oficina– se levantaron de las sillas con prisa para evitar el tumulto.

Un pequeño grupo de seguidores en primera y segunda fila de la galería se quedó para pedir otra canción. La súplica no tuvo eco en el resto del teatro, pues ya todos se marchaban.

“Grítelo más fuerte”, dijo uno de los caballeros a la mujer que se había sentado enfrente del escenario.

Nada. ¿Una segunda vez? Era mucho pedir y ya eran las 10:30 p. m. Aquel grupo de fanáticos soltó una risa algo apenada y recogió sus cosas.

Pero este concierto tuvo un ingrediente particular, insospechado, fuera del guión: de repente, los músicos volvieron a sus puestos con una sonrisa cómplice, y el encargado de las luces tuvo que correr para encender de nuevo el estrado.

¡Alberto Plaza estaba de vuelta! Salió casi brincando de uno de los costados del escenario, como si las dos horas de show y las 18 canciones que llevaba no hubieran mermado su energía.

Vítores y aplausos le confirmaron al intérprete que había logrado su cometido. Los seguidores gritaban de la emoción y en estampida tuvieron que regresar, aunque ello significara quedarse de pie para oír un poquito más de la melodía del chileno.

PUBLICIDAD

Alberto Plaza demostró que, en asuntos de ganarse al público, él es todo un conocedor. Cual muestra de gratitud, regaló dos canciones más: Milagro de abril y Yo quiero ver la luna , una fusión de pop latino por la que se le conoce mucho menos que por las baladas románticas.

“Hay un detalle que él tuvo, salió dos veces más. Yo veo que a él le agradó el público”, dijo Doris Ivakovich, quien desde un palco gritó en tres ocasiones “¡Feliz Cumpleaños!”, al cantante. Ella sabe que la escuchó y, entre risas, admitió haberlo desconcentrado en cierto momento. El artista cumplió 50 años el 12 de febrero.

A cupo lleno. La emisora 94.7, organizadora del evento, anunció haber vendido todas las entradas.

Plaza se presenta cada mes de febrero en Costa Rica desde el 2008. Año con año, consigue enamorar a los de por sí enamorados con éxitos como Aventurera , Febrero 14 , Ahora , Yo te seguiré , Te pido perdón y Voy a cambiar el mundo .

Rosa María Mata, de Tres Ríos de Cartago, ha ido a todas las presentaciones en el país. Sin dudarlo, se atrevió a decir que esta fue la mejor.

“Maravilloso estuvo hoy. Las canciones nuevas son geniales, lindísimas. El ambiente fue perfecto”. Sin más, se marchó del Melico con una sonrisa en el rostro.

  • Comparta este artículo
Entretenimiento

Alberto Plaza cautivó a un Melico enamorado

Rellene los campos para enviar el contenido por correo electrónico.

Gloriana Corrales

gloriana.corrales@nacion.com

Periodista de Revista Dominical

Periodista en la Revista Dominical de La Nación. Es graduada de Ciencias de la Comunicación Colectiva con énfasis en Periodismo de la UCR. 

Ver comentarios
Regresar a la nota