| Entrevista con Suzanne Fischel

Suzanne Fischel: ‘Óscar no ha visto el vestido... ¡ni lo verá!’

Con un carisma digno de una Primera Dama, la abogada de 51 años nos confesó detalles de lo que se vivirá mañana entre los 60 invitados a su boda con el expresidente y Premio Nobel de la Paz, Óscar Arias Sánchez

Últimas noticias


        
        
      La novia del expresidente Óscar Arias, destacará en la boda con un vestido de la diseñadora Sonia Chang y unos zapatos exclusivos del diseñador Daniel del Barco. Luis Navarro.Elegante.
La novia del expresidente Óscar Arias, destacará en la boda con un vestido de la diseñadora Sonia Chang y unos zapatos exclusivos del diseñador Daniel del Barco. Luis Navarro.Elegante. ampliar

Solo falta un día para que el expresidente de la República Óscar Arias y su novia Suzanne Fischel se unan en matrimonio en la casa del Premio Nobel de la Paz, en Rohrmoser. Sin embargo, la ajetreada agenda de los preparativos parece no detenerse y qué mejor que la coprotagonista de esta historia, la homenajeada novia, para repasar los últimos detalles.

A pesar de ser una dama que desborda porte, elegancia y belleza, es fácil identificar que lo suyo no es llamar la atención ni mucho menos figurar. Es más, hasta apenada se puso en la sesión de fotos, se sonrojó al no estar acostumbrada a las cámaras.

Viven intensamente la ilusión de lo que significa para ella el momento que se aproxima, al punto de que se le aguaron los ojos al hablar del tema.

¿Qué sensación tiene al estar tan cerca de escuchar, “los declaro marido y mujer”?

Bueno me siento muy emocionada, tengo una gran ilusión, pero también estoy tranquila, feliz, con ganas de que llegue el día.

¿Hace cuánto venían planeando dar este paso como pareja?

Venimos hablando de casarnos hace rato, pero la fecha la pusimos hace muy poquito. En parte porque ocupábamos coordinar agendas con los hijos de ambos, el menor de Óscar, Óscar Felipe, vive en Londres, y necesitábamos una fecha en la que él pudiera venir al país. Sylvia (Arias) estaba viviendo en Washington y ahora ya esta aquí, y los míos que son mas pequeños están terminando su año escolar y ocupábamos que fuera una época que no se les complicara por los exámenes.

¿Cómo se ha involucrado don Óscar en la boda?, ¿qué ideas ha aportado?

Él es muy detallista, se involucra mucho, yo le voy contando a poquitos algunas cosas, ¡otras se las tengo de sorpresa! No le he contado todo, pero sí se involucra mucho, está muy ilusionado.

¿Quién está encargado de la música y qué es lo que se escuchará?

Giovanni Rodríguez es el director musical. En la primera parte de la ceremonia vamos a tener un ensamble de cuerdas con músicos de la Orquesta Sinfónica Nacional, son cuatro cuerdas, y de ahí interpretarán un repertorio de música clásica. Luego en la cena estará otro cuarteto que tocará música de Ástor Piazzolla. Al final para alegrar la fiesta tendremos un DJ (se trata de Alexander Díaz “El Espía Musical”), yo espero que todo el mundo baile.

¿Cuál canción eligieron?

No me lo va a creer pero no la hemos elegido, eso quedará para el viernes (hoy) en la noche que tomemos la decisión, tengo algunas ideas pero vamos a ver.

¿Ya tienen el menú seleccionado para la cena?

Sí, El menú lo trabajamos con el chef del hotel Marriott, Marcel. Vamos a tener una entrada, hay un poquito para todos los gustos, pescado primero, luego una crema de coliflor y después un plato fuerte con carne de res y verduras, hay muchos pedidos especiales, Marcel se ha especializado y ha tenido mucho cuidado. Vamos a comer rico y “chinear” bastante a los invitados.

En cuanto al tema de los hijos, los suyos, que son los más pequeños, ¿con quién vivirán?

Sí, bueno los hijos van a vivir conmigo, yo tengo dos hijos María Luisa que tiene 17 años, está terminando el colegio, y Rodolfo de 13 años y está en sexto grado.

¿Don Óscar ya la ha visto con el vestido?

Óscar no ha vestido el vestido ¡ni lo va a ver! (dijo entre risas), lo que más sabe del vestido lo vio en La Nación (el miércoles). Para mí es una gran ilusión, quedó muy lindo, además de encontrarme con Sonia Chang, la llamé un día y me ayudó, conectamos inmediatamente.

¿Usted es católica o judía?

Yo soy católica, mi bisabuelo y abuelo fueron judíos, pero mi abuelo se casó con católica y de ahí se rompió la tradición judía, desde entonces todos somos católicos.

¿Es verdad que hay una costumbre judía que no permite casarse sobre agua? Lo digo porque la ceremonia será sobre la piscina.

Sí, no sabía que era una costumbre judía, pero cuando comenzamos a organizar la boda lo primero que mi mamá(que es católica) dijo, fue que la ceremonia no puede hacerse sobre la piscina, tiene que hacerse en tierra firme porque un matrimonio hay que construirlo sobre terreno firme. Por eso habilitamos la salita sobre el piso que pusimos.

¿Quiénes serán los testigos?

Los testigos van a ser Ana María Herrera, una de las mejores amigas de Óscar y Álvaro Carballo, uno de mis mejores amigos.

¿A dónde se irán de luna de miel?

De momento nos vamos a quedar aquí tranquilos. Óscar tiene que salir a principios de diciembre, por eso estamos demorando la luna de miel, tiene que ir a Paraguay, porque forma parte de la Comisión de la OEA que está negociando la transición de política de ese país.

¿Le ganan los nervios ahorita?

Sí claro, tengo el nerviosismo natural de todas las novias supongo.

¿Y a don Óscar?

Don Óscar está feliz, hablamos constantemente de que ya viene el momento. El lunes tuvimos una cena muy linda con sus hijos Óscar y Sylvia. Tengo una relación muy linda, de amigos, nos respetamos mucho.

¿Es este el momento más dulce en su vida?

Creo que sí. Tengo mucha ansiedad, las ganas de que llegue el momento y empezar a construir una nueva etapa.

Rellene los campos para enviar el contenido por coreo electrónico.

Enviar:

Noticia La Nación: Suzanne Fischel: ‘Óscar no ha visto el vestido... ¡ni lo verá!’