Entretenimiento

Un corrosivo fresco sobre la China contemporánea desafía la censura

Actualizado el 17 de mayo de 2013 a las 12:00 am

Entretenimiento

Un corrosivo fresco sobre la China contemporánea desafía la censura

Rellene los campos para enviar el contenido por correo electrónico.

Un corrosivo fresco sobre la China contemporánea desafía la censura - 1
ampliar
Un corrosivo fresco sobre la China contemporánea desafía la censura - 1

Cannes, Francia (AFP). Un corrosivo fresco sobre China contemporánea, A Touch of Sin" (Una pizca de pecado), del realizador Jia Zhangke , llegó a Cannes nominado para la Palma de Oro sin haber sido censurado por las autoridades chinas, que vigilan con celo cuanto ocurre en las pantallas.

El Festival de Cannes ha visto ya, desde su apertura el miércoles, filmes sobre la violencia social y la corrupción política , como la hiperviolenta cinta mexicana Heli , de Amat Escalante, pero ninguno tan ambicioso como este largometraje chino.

La película, que se estrena el viernes en Cannes pero fue vista por la prensa la víspera, relata cuatro historias, entre ellas una sobre una trabajadora sexual en un lujoso burdel, que reflejan una sociedad en plena mutación, donde el capitalismo desenfrenado ha generado una gran desigualdad y una colosal deshumanización.

El protagonista de una de las historias, ambientadas en cuatro provincias del gigante asiático, es Dahai, un obrero de Shanxi (centro) que se rebela contra la corrupción de los dirigentes locales y les inflige un castigo digno de las películas de Quentin Tarantino.

El personaje de otro relato es una recepcionista en un sauna de Hubei, en el centro de China, que se convierte en una guerrera marcial cuando un cliente trata de abusar de ella.

Ese espisodio, como el título de su película, hace referencia a A Touch of Zen del taiwanés King Hu, un clásico de las artes marciales de 1969.

El protagonista del último segmento, quizá el más triste, es un joven de Dongguan (sudeste) que, arrinconado por el trabajo, la familia y la falta de esperanzas, se arroja por la ventana de un edificio.

En una entrevista en Cannes, el realizador explicó que todas las historias se basan en sucesos reales que casi toda la gente en China conoce.

“Esta cinta habla de cuatro muertes, cuatro incidentes que realmente acontecieron en China en años recientes; tres asesinatos y un suicidio”.

“Mucha gente en China hace frente a crisis personales debido a la creciente desigualdad entre ricos y pobres, a tal punto que la gente pierde su dignidad. Por eso los débiles recurren a la violencia, como la manera más rápida y más directa de recuperar algo de la dignidad perdida”, explicó el realizador, de 43 años.

PUBLICIDAD

“Antes, en mis películas trataba de relatar la vida cotidiana. En esta tenía ganas de ir más lejos. Con el desarrollo fulgurante de la sociedad china, hay muchas cosas que se vuelven extremas, y quien dice extremo, dice violencia”, subrayó Jia Zhangke.

Cuando las primeras imágenes del filme aparecieron hace unos días en Youku -el Youtube chino-, los internautas vaticinaron que nunca se vería en el país, debido a la censura del régimen comunista.

Pero Jia asegura que ese no es el caso y que A touch of sin podrá verse en las pantallas chinas .

“Obtuve la autorización antes de viajar a Cannes . Es una buena noticia”, dijo el cineasta, que subirá el viernes por la noche las famosas escalinatas del Palacio de Festivales.

“Estamos entrando en una era donde uno es su propio medio de divulgación. Hay muchas decisiones que se toman por medio de Twitter”, señaló el director, cuyo filme ha sido parcialmente producido por capitales chinos.

Jia señaló la influencia de las cintas de artes marciales en su obra, aplaudida por la crítica en su proyección para la prensa.

“La particularidad de los filmes de artes marciales es que los individuos que sufren presiones utilizan la violencia para protegerse. En el fondo, es este mismo espíritu el que anima a algunos individuos en la sociedad actual”, sostuvo.

El cineasta ha participado tres veces en Cannes , pero nunca ha sido premiado. “Lo que más me interesa es que el filme sea visto por mucha gente en el mundo, que genere discusiones, que provoque reacciones. Esa sería mi mayor recompensa”, concluyó.

  • Comparta este artículo
Entretenimiento

Un corrosivo fresco sobre la China contemporánea desafía la censura

Rellene los campos para enviar el contenido por correo electrónico.

Ver comentarios
Regresar a la nota