Entretenimiento

50 años de historia “por y para la familia”

Inés Sánchez: Dos récords Guinness premian una vida en la pantalla

Actualizado el 15 de junio de 2013 a las 12:00 am

Inés Sánchez de Revuelta quiso ser una amiga para los televidentes. Con su programa Teleclub , entró a los hogares hace medio siglo y hoy recoge los frutos

Entretenimiento

Inés Sánchez: Dos récords Guinness premian una vida en la pantalla

Rellene los campos para enviar el contenido por correo electrónico.

Las paredes de la casa de Inés Sánchez de Revuelta en Escazú están llenas de lienzos. En la sala, hay una enorme pintura que lleva el rostro que la televisión nacional conoció hace medio siglo.

Esta noche, la presentadora tendrá que hacer espacio porque colgará dos cuadros que no existen en la pared de nadie más en todo el mundo: el que la certifica como la presentadora con mayor duración en un programa educativo de televisión y el que vanagloria a Teleclub como el programa de educación con más años al aire.

El representante de los Guinness World Records, Ralph Hannah, aterrizó anoche en suelo costarricense con el único propósito de entregarle a Sánchez los galardones durante un cena programada para las 6:30 p. m. de hoy y cuyos fondos recaudados se destinarán al Hospital Nacional de Niños.

Lo curioso es que doña Inés no le da vueltas al asunto. Luego de tres años de trámites, de recolectar pruebas y de traducir cada documento, la presentadora nacida en Cuba ni siquiera se ha puesto ha pensar dónde colgará las marcas mundiales. No le generan ningún tipo de ansiedad; sabe que los premios son suyos.

Como ella misma asegura, nunca creó Teleclub con la idea de cumplir 50 años al aire o de romper algún récord.

Simplemente vio una oportunidad en la televisión nacional de aquella época, pues solo había un programa de cocina, uno de deportes y un noticiario.

Poco queda en su memoria de aquel 8 de febrero de 1963, cuando inició transmisiones en canal 4 y 9 bajo el techo amarillo y la chimenea humeante de Teleclub .

“¿Qué recuerdo? Pues que se hizo lo que se había preparado. Debe haber seguido saliendo bien porque la gente lo sigue viendo”, afirma.

Un médico, un sacerdote y una señora que tenía una sección infantil, llamada Vistiendo a las muñecas , la acompañaron.

Desde entonces, las cámaras de Teleclub han captado los rostros y los consejos de muchísimas personas y, aunque para doña Inés cada día es distinto, no siente variación conforme pasan los años: el trabajo ni se aliviana ni se vuelve más agotador.

“El primer día es exactamente igual que ahora. Nunca he tenido nervios en mi trabajo, a mí me gusta tanto y estoy tan segura de lo que hago...”, comenta.

PUBLICIDAD

Idea de un colega. A Sánchez nunca le pasó por la mente concursar por un título mundial para Teleclub .

Tres años atrás, su amigo Armando Pérez, locutor del programa estadounidense Radio Mambí , le sugirió participar por un récord Guinness.

Así comenzó un largo proceso que tuvo que compartir con las obligaciones que le genera la conducción y la producción del programa que se convirtió en su ícono.

El equipo de los Guinness World Records, con sede en Londres, se convenció cuando recibió cartas de los expresidentes Abel Pacheco, Luis Alberto Monge y Óscar Arias, así como de la mandataria Laura Chinchilla.

“Dieron testimonio de que vieron el programa como niños y de que sus padres querían que lo vieran por ser educacional”, aseguró Hannah, quien anoche cargaba en una de sus maletas los premios.

Sin embargo, doña Inés y su familia deberán esperar hasta esta noche para ver los certificados, pues Hannah se negó a mostrarlos.

Los nombres Inés Sánchez de Revuelta y Teleclub aparecerán en el libro de los récords en el 2015, pues la edición del 2014 ya está cerrada. Será una categoría nueva.

Aunque Sánchez esperaba conseguir el título para el programa, que la hayan nombrado la presentadora más longeva de un programa educativo la tomó por sorpresa.

Según Hannah, al revisar la documentación se percataron de que Sánchez ha sido la conductora a lo largo de la historia del programa, por lo cual decidieron otorgarle a ella la segunda marca mundial.

“Cuando ya estaban confirmados los dos, ese día (29 de abril) me dio taquicardia. Me acosté ese día y dije ‘no, no, debe ser que me dormí un ratito y tuve ese sueño’. No lo podía creer”, confesó la presentadora entre risas.

Nada pudo contra ella. En 50 años de historia, Teleclub ha atravesado buenos y malos momentos, al igual que su creadora, quien sufrió un infarto el 21 de enero del 2002.

Sin embargo, no quiso alejarse de las cámaras e, incluso, transmitió desde su casa.

Por eso y por haber tenido que cambiar de canal en tres ocasiones –está en el 13 desde el 2002–, la ganadora del Guinness se jacta de no haber interrumpido el programa ni tan siquiera un día.

PUBLICIDAD

“Lo que más recuerdo de los 50 años es que todo me ha costado; nada ha sido fácil. Las cosas que tienen éxito no son fáciles”, detalla.

Aunque ha tenido que variar los temas y las secciones para ajustarse a los nuevos tiempos, hay algo que nunca cambió, algo que le regalaron hace 50 años y que hoy lo conserva en una mesita en su casa.

Le consagró su programa al Sagrado Corazón de Jesús. ¿Siente que se ha mantenido vivo porque siempre tuvo a Dios con usted?

No sé. Tendría que preguntárselo a mi jefe, que es un judío carpintero. ¿Tú no conoces a mi jefe? Es un judío carpintero, se llama Jesús.

  • Comparta este artículo
Entretenimiento

Inés Sánchez: Dos récords Guinness premian una vida en la pantalla

Rellene los campos para enviar el contenido por correo electrónico.

Gloriana Corrales

gloriana.corrales@nacion.com

Periodista de Revista Dominical

Periodista en la Revista Dominical de La Nación. Es graduada de Ciencias de la Comunicación Colectiva con énfasis en Periodismo de la UCR. 

Ver comentarios
Regresar a la nota