Entretenimiento

El programa Érase una vez... del Teatro Nacional se estrena este fin de semana

Las armas de la música

Actualizado el 08 de abril de 2016 a las 12:00 am

Con canto, música y danza, el espectáculo La música en arma trocar rendirá homenaje a las bandas de conciertos de Costa Rica en su 170 aniversario. Del 8 al 12 abril podrá apreciarlo en el Teatro Nacional

Entretenimiento

Las armas de la música

Rellene los campos para enviar el contenido por correo electrónico.

(Video) La música en arma trocar (Adrián Soto H)

“Es un espectáculo muy completo, con muchas imágenes, mucho movimiento escénico, con coreografías, con una banda de a veces 15 o 20 personas, tiene casi 55 personas en escena, 125 trajes, cuatro solistas, la Banda de Conciertos de San José, figurantes”. Así describe Luis Carlos Vásquez, director artístico, el gran montaje artístico que tiene a cargo.

Se trata de La música en armas trocar , puesta en escena que inaugura el programa del Teatro Nacional Érase una vez… , la cual combina canto, música y danza para rendir homenaje a las bandas de conciertos de Costa Rica, que celebraron sus 170 años en diciembre del 2015.

Con el texto de Melvin Jiménez y la dirección musical de Juan Bautista Loaiza, el montaje se presentará en 12 funciones dirigidas tanto a estudiantes como al público general, desde el pasado 6 de abril y hasta el 12.

Silvia Baltodano es una de las solistas del montaje. Jorge Navarro
ampliar
Silvia Baltodano es una de las solistas del montaje. Jorge Navarro

“Fred Herrera, director del Teatro Nacional, se sorprendió de que las bandas cumplieran ya 170 años de existencia y que fueran mayores que el Teatro Nacional. Él dijo: ‘bueno, yo quisiera hacer un espectáculo en donde las bandas desfilen y que haya un movimiento escénico con ellas’. Me llamó a mí, a mí para ver si quería asumir la responsabilidad de asumir este tipo de montaje y así fue como empezó”, comentó Vásquez.

“Ya cuando se empezó el guión fue cuando empecé a aterrizar en la dificultad del montaje. La idea del director del teatro era mostrar un gran mural nacional”.

Celebrar las bandas. Durante la campaña de 1856, una banda militar acompañó al ejército. Los músicos en marcha como parte del ejército buscaban levantar la moral y el ánimo de los soldados con sus acordes. Poco a poco, estas bandas fueron evolucionando.

Cuando el ejército se disolvió, el pueblo aceptó este cambio: una reforma radical y casi única de las naciones modernas. La vida sin ejército es hoy tan natural, como deseable. Las bandas militares se transformaron también y son hoy las instituciones culturales de mayor trayectoria del país.

Este espectáculo identifica el origen de estas agrupaciones y resalta sus aportes a lo largo de los siglos XIX y la primera mitad del XX.

Por esa labor de difusión cultural y de difusión del repertorio musical nacional e internacional en las diversas comunidades del país, este montaje de casi una hora busca rendirles su merecido homenaje.

PUBLICIDAD

“En noviembre tuvimos la reunión como grupo porque ya iba tomando forma”, comentó Juan Francisco Nájera, director General de Bandas. “Nos preguntamos para cuándo lo íbamos a presentar. Coincidimos en que sería bellísimo tenerlo listo para el 11 de abril, pero dijimos ‘eso es ya’, a lo que don Fred (director del teatro) respondió: ‘sí, es ya. Hay que correr”.

Estrenose presentará del 8 al 12 de abril.  Jorge Navarro
ampliar
Estrenose presentará del 8 al 12 de abril. Jorge Navarro

Toda la música del repertorio se creó exclusivamente para el espectáculo, que une sobre las tablas los admirables pasos y canto de los solistas Isabel Guzmán, Silvia Baltodano, Fabián Arroyo y Miguel Ángel Mejía, así como a decenas de figurantes.

Para Nájera, los retos a los que se enfrentaron para concretar este montaje no fueron pocos. “Empezando porque la gente de teatro y la gente de música somos como de mundos distintos”, asegura. “Poner a la gente de teatro a ensayar a las 8 de la mañana, cuando no es el horario tradicional de ellos, o a los músicos ensayando a partir de las 7 y hasta las 10 de la noche, que no es usual para nosotros, ha sido un gran reto. Es muy emocionante para los que estamos sentados y mucho más para los que están detrás del escenario”.

Amalgama. Juan Bautista Loaiza, director de la Banda de Conciertos de San José y director musical, asegura que el montaje es algo muy nuevo para el ambiente de las bandas.

“Realmente, para la banda ha sido todo un reto el formar parte de un espectáculo muy diferente al que estamos acostumbrados, que es llegar y sentarnos a tocar música. En este nos vemos metidos participando dentro de una obra artística y musical”, comentó. “Definitivamente, es merecedor de darles un aplauso a ellos (los directores)”.

“Los solistas tienen cualidades increíbles con una muy buena formación musical, tienen oído y es muy satisfactorio para mí que ellos puedan estar en esta producción”, agregó Luis Carlos Vásquez.

El diseño de vestuario está a cargo de Francisco Alpízar; el diseño de escenografía de Pilar Quirós y la producción la asumió Alejandra Solórzano.

En el mismo, se incluye el telón de boca Eterno femenino , pintado por el reconocido artista Rafa Fernández y donado al Teatro Nacional en el año 2000.

PUBLICIDAD

En este telón de 11 metros de alto y 9 de ancho, Rafa Fernández recreó por medio de mujeres, las distintas manifestaciones artísticas que se presentan en el Teatro.

Isabel Guzmán y Silvia Baltodano junto a la banda de San José.  Jorge Navarro
ampliar
Isabel Guzmán y Silvia Baltodano junto a la banda de San José. Jorge Navarro

Vásquez agrega que a pesar de la grandiosidad que se aprecia, es una producción con muchas limitaciones económicas, no por eso simple. “Me interesó muchísimo que formara parte del programa Érase una vez... , que es un programa didáctico que busca atraer miles de estudiantes con los espectáculos que ofrecerá el Teatro Nacional”, asegura.

“Hay un gran interés de que la gente conozca el teatro y que el teatro vuelva a producir”, indicó. “Se había dejado de producir espectáculos, especialmente nacionales, entonces me emocionó muchísimo porque nos da campo a nosotros, los artistas costarricenses, bandas y compositores”.

Para Nájera, las personas inmersas en las artes entienden el valor de ellas como herramienta. De eso se trata este espectáculo: de celebrar a una institución cultural que pasó de acompañar al ejército, a ser parte fundamental para la cultura de nuestro país. “La música es una de las armas de Costa Rica para pensar en un país mejor”.

Disfrute del espectáculo:

Para el público general: día y hora: 8, 9 y 10 de abril a las 8 p. m. Precio: ¢12.000 (luneta y butaca), ¢10.000 (palcos y platea) y ¢7.000 (galería). 50% de descuento para ciudadanos de oro y estudiantes con carné.

Para estudiantes: Día y hora: 8 de abril y 12 de abril a las 9 a. m. Precio: ¢2.000 (centros educativos públicos) y ¢3.500 (centros educativos privados). Instituciones interesadas: contactar a los teléfonos: 2010-1129, 2010-1136 y 2010-1131.

Teatro al Mediodía: día y hora: 12 de abril a las 12:10 p. m. Precio: ¢3.000 (general) y ¢1.500 (ciudadanos de oro y estudiantes con carné).

  • Comparta este artículo
Entretenimiento

Las armas de la música

Rellene los campos para enviar el contenido por correo electrónico.

Ver comentarios
Regresar a la nota