Nacional

Entidad dejó de alquilar 10 inmuebles; Invirtió $38 millones en construcción en sabana norte

ICE ahorra al trasladar 768 empleados a edificio inteligente

Actualizado el 28 de mayo de 2017 a las 11:45 pm

Medida permitirá ahorrar ¢4.700 millones por año

Construcción reúne a personal de Energía, Telecomunicaciones y Finanzas

Nacional

ICE ahorra al trasladar 768 empleados a edificio inteligente

Rellene los campos para enviar el contenido por correo electrónico.

Un total de 768 empleados del Instituto Costarricense de Electricidad (ICE) dejaron de trabajar en oficinas alquiladas, para trasladarse a un nuevo edifcio en Sabana Norte.

El nuevo inmueble,  inaugurado en marzo de este año, le permitirá a esa entidad ahorrar más de ¢4.700 millones al año, pues se dejaron de alquilar 10 recintos, entre ellos, casas, oficinas y estacionamientos. 

Ese ahorro incluye, además, la reducción de gastos operativos, servicios públicos, limpieza, transporte y seguridad.

El edifcio de seis pisos tuvo un costo de $38,5 millones y se construyó en dos años. (Julieth Méndez.)

Francisco Garro, gerente de Administración y Finanzas del ICE aseguró que el nuevo edificio cuenta con características ambientales para el ahorro de energía y agua.

Por ejemplo se optimiza el uso de luz natural, se cuenta con sistemas de aire acondicionado e iluminación eficientes y, en lugar de tener cocinas y áreas de comidas en cada piso, se construyó un comedor con zonas para calentar alimentos y pronto ofrecerá el servicio de soda empresarial.

La estructura de seis pisos, reúne personal de las áreas de electricidad, telecomunicaciones, administración y finanzas y  costó $38,5 millones.

De acuerdo con Garro, el cambio también incide  en un mejor ambiente laboral, pues muchos de los trabajadores vienen de sitios donde no contaban con parqueos o zonas apropiadas para comer. 

Además, se estandarizaron las estaciones de trabajo, de modo que todos los empleados cuenten con espacios idénticos y solo se construyeron oficinas para directores y jefes de áreas.

Los trabajadores cuentan con estaciones de trabajo estandarizadas pero que también responden a necesidades de espacio, por ejemplo los archiveros se convierten en bancos. (Julieth Méndez.)

Construcción eficiente

La construcción del nuevo edificio estuvo a cargo por el mismo Instituto y se ejecutó en un periodo de dos años. 

Según el gerente administrativo, eso permitió que se aprovecharan materiales sobrantes de la obra de la planta Reventazón tales como vigas, transformadores, contenedores, varillas,  equipos de oficina y el techo completo, de lo que ahora se convirtió en el comedor de empleados.

Garro también destacó que las 200 puertas  fueron elaboradas con maderas sobremaduras del aserradero y vivero del ICE en Cachí.

De acuerdo con la información dada conocer por la entidad, el proyecto les permitió convertirse en la primera empresa de Latinoamérica en obtener una precertificación en Construcción Sostenible de la Corporación Financiera Internacional del Banco Mundial.

El techo del comedor se construyó con material residual del proyecto Reventazón. (Julieth Méndez.)

Como parte de esas medidas sostenibles también se reutilizaron recursos hídricos, producto del tratamiento de aguas residuales  y trataron y clasificaron más de 678,3 toneladas de residuos.

Viejo edificio a remodelación

Como parte del plan de infraestructura del ICE, también se tiene previsto intervenir el viejo edificio de oficinas centrales en Sabana Norte.

De acuerdo con Francisco Garro, en un corto plazo se hará una remodelación de oficinas, con el fin de estandarizarlas y lograr más eficiencia.

"Este es un edificio que ha crecido desproporcionadamente y que fue diseñado y construido con la tecnología de los años setenta, entonces, tenemos que hacerle algunos ajustes (...), probablemente vamos a tener que construir algún otro edificio cercano acá mismo, pero eso está dentro del plan inmobiliario", dijo.

Para estas reparaciones el ICE no cuenta con un presupuesto para estas obras.

Edificio permite ahorro de ¢4.700 millones (WILLIAM SÁNCHEZ Y PATRICIA RECIO/ LA NACIÓN)

Alquileres que se eliminan

1. Edificio 2x1 (Avenida 10)

Período de arrendamiento: 1994-2016

Ocupación: 307 trabajadores

(*) Su devolución se adelantó en diciembre del 2016, con el acondicionamiento de instalaciones en el plantel propio de Colima.

2. Parqueo Calle 40 (50 metros al oeste del Centro Colón)

Período de arrendamiento: 2008-2016

(*) Su devolución se adelantó en diciembre del 2016, con el acondicionamiento de instalaciones en el plantel propio de Colima.

3. Interbolsa (Sabana Este)

Período de arrendamiento: 2004-2017

Ocupación: 60 trabajadores

4. Casa DBI (Sabana Norte)

Período de arrendamiento: 2005-2017

Ocupación: 55 trabajadores

5. Caralco (Sabana Oeste)

Período de arrendamiento: 2006-2017

Ocupación: 47 trabajadores

6. Apartamentos Conycon (Sabana Sur)

Período de arrendamiento: 2006-2017

Ocupación: 28 trabajadores

7. Edificio Tite (Sabana Norte)

Período de arrendamiento: 1999-2017

Ocupación: 100 trabajadores

8. Edificio Cámaras de Industrias, San Pedro

Período de arrendamiento: 2008-2017

Ocupación: 44 trabajadores

9. Casa GEDI (Sabana Norte)

Período de arrendamiento: 2007-2017

Ocupación: 11 trabajadores

10. Apartamentos Dina (Sabana Norte)

Período de arrendamiento: 2004-2017

Ocupación: 35 trabajadores

  • Comparta este artículo
Nacional

ICE ahorra al trasladar 768 empleados a edificio inteligente

Rellene los campos para enviar el contenido por correo electrónico.

Patricia Recio

arecio@nacion.com

Periodista

Periodista en la sección digital de La Nación. Bachiller en Periodismo de la Universidad Internacional de las Américas. Escribe sobre temas de sociedad y servicios.

Ver comentarios
Regresar a la nota