Nacional

Entrevista

René Castro: ‘Los cilindros de gas ahora se prueban; antes era a pura nariz’

Actualizado el 26 de noviembre de 2013 a las 12:00 am

El estallido de un cilindro de gas, el 21 de enero, en una soda en El Carmen de Alajuela, que mató a cinco personas, no solo cambió la forma en que miles de usuarios ven el tanque de gas, sino que también puso una brasa caliente en la agenda del ministro de Ambiente y Energía: el ordenamiento del mercado del gas, un sector que prácticamente caminaba por la libre. René Castro contó a La Nación cuánto avanzó y cuánto le falta a su tarea.

Ministro de Ambiente y Energía

Nacional

René Castro: ‘Los cilindros de gas ahora se prueban; antes era a pura nariz’

Rellene los campos para enviar el contenido por correo electrónico.

La sustitución masiva de las viejas válvulas en los cilindros de gas y la identificación de los tanques con un código de barras, son tareas pendientes en el ordenamiento del mercado del gas.

El ministro de Ambiente y Energía, René Castro, repasó con La Nación los avances y las trabas para mejorar la calidad de ese producto.

¿Cuánto se ha avanzado en las regulaciones a las plantas envasadoras de gas para cocina?

A nivel de envasadora, con Gas Zeta entre un 80% y 90% de avance. Con las otras, a la mitad.

¿Por qué?

Porque tenían plazos distintos (vencimiento de la concesión). Entonces, una empresa tuvo que correr más. Las otras vienen al ritmo que les permitía la concesión.

¿Qué mejoras logró?

Diría que tres. Hay un mejor sistema de alarma y para apagar incendios, como aspersores y presión de las tuberías. Mucho mejor control en planta de la calidad y cantidad de lo que se vende al usuario. Ahora se prueban los cilindros y se ve que tengan la cantidad que dicen. Antes se hacía a pura nariz.

Además, logramos que la Aresep contratara al Cuerpo de Bomberos para que hiciera inspecciones al azar y sistemáticas.

¿Qué sigue pendiente en cuanto a plantas de envasado?

Uno (un aspecto pendiente). Son los grandes clientes, como los restaurantes u hospitales, que antes no requerían un permiso especial y hoy solo sabemos que hay miles. Hasta ahora los estamos certificando, uno por uno. Quedan unos meses para que lo puedan hacer, ya sea con las envasadoras o por cuenta propia.

A ellos no les podrían vender si no están acreditados. La segunda es en distribución. Esa parte apenas va en camino, porque las gaseras deben comprar camiones.

En las pulperías y supermercados aún se venden cilindros sin sello en la válvula y ninguna garantía de su calidad. ¿Por qué en esto no se logró avanzar tanto?

Porque hay 10.000 puntos de distribución y ni Aresep ni nosotros teníamos organizado un sistema de supervisión. ”Lo que estamos haciendo ahora es actuar por denuncia y darle información al consumidor.

”Además, esto lo pensamos tratar formando técnicos intermedios con el Instituto Nacional de Aprendizaje (INA). Sería igualito a lo que hicimos con el Colegio de Ingenieros para la supervisión de tanques más grandes”.

PUBLICIDAD

¿Cómo han respondido los usuarios en el control cruzado de los cilindros de gas?

Un 5% de los consumidores se volvió exigente. Ahí vemos un cambio, que va a ser creciente. Agregaría un 10% de gente que tomó medidas, pero el grueso no lo ha hecho. Eso nos obligará a sacar una campaña de información, apenas pase la veda publicitaria.

¿Por qué no se ha logrado avanzar en sustitución masiva de válvulas y de cilindros?

Ahí tenemos un pleitón.

¿Por qué?

Porque las gaseras disputan que la orden que hemos girado (pasar a válvulas de rosca, más seguras) tenga sentido técnico.

”Ellos (las gaseras) dicen que la válvula de rosca (la exigida) no es la mejor porque requiere un nivel de habilidad o vigilancia, que el usuario no hace. ”Las empresas nos han planteado alternativas como sustituir las válvulas de una uña por las de dos uñas u otros sistemas similares”.

¿Es un pedido de Gas Zeta o de todas las envasadoras?

Todas las envasadoras dicen que el sistema de rosca es mucho más propenso a errores.

¿Ustedes han indagado qué se usa en otras partes del mundo?

En México, por ejemplo, encontramos de todo. Pero la obligación nuestra es oír lo que ellos nos plantean. Lo valoramos con los profesionales y los bomberos y les hemos dicho: no, proceda. No estamos cediendo, pero logran atrasarnos.

¿Cómo logran atrasarlos?

Piden una revisión o presentan una propuesta alternativa. Discuten, nos mandan documentos, etc. En esto no vamos a ceder.

¿Qué pasa si al final no aceptan?

Estamos preparando una alternativa. Podría ser que hagamos un suministro masivo de válvulas, incluso de tanques. Es decir, que el Estado habilite a otros suministradores, pero estamos buscando qué hacer desde el punto de vista financiero. ”Con relación a los tanques, si nos han probado que están trayendo lotes grandes de envases”.

Código de barras a cilindros. ¿Por qué no se avanzó en esto?

Porque ese es otro tema en el que estamos centrados en una discusión de cuánto pierden ellos en la seguridad comercial y cuánto poder tiene el Estado, sin ley, para imponerlo. Ahí estamos enmarañados en discusiones entre de abogados. ”Si no podemos llegar por la vía del convencimiento tendríamos que sacar una licitación e imponerlo. Les hemos informado que esa es la línea en la que vamos”.

  • Comparta este artículo
Nacional

René Castro: ‘Los cilindros de gas ahora se prueban; antes era a pura nariz’

Rellene los campos para enviar el contenido por correo electrónico.

Mercedes Agüero R.

maguero@nacion.com

Periodista

Periodista con más de 15 años de experiencia en prensa escrita. Desde junio del 2014 forma parte de la Unidad de Inteligencia de Datos de Grupo Nación donde genera contenidos periodísticos a partir del análisis de datos e investigación. Es graduada de la ...

Ver comentarios
Regresar a la nota