Nacional

Capitán de avión daría el primer aviso sobre un caso sospechoso

Plan para atender ébola se activaría desde el aire

Actualizado el 17 de octubre de 2014 a las 12:00 am

Autoridades creen que eventual ingreso de enfermos podría darse por aeropuerto

Terminal aérea y Hospital de Alajuela ya establecieron los espacios de atención

Nacional

Plan para atender ébola se activaría desde el aire

Rellene los campos para enviar el contenido por correo electrónico.

Hospital de Alajuela se prepara para el Ébola (María Luisa Madrigal Torres)

Si se detectara un posible enfermo de ébola en un vuelo con destino al aeropuerto Juan Santamaría, será el capitán del avión quien active el protocolo de atención dispuesto por las autoridades de Salud.

Una vez emitida la alerta, comienza una cadena de acciones para recibir al paciente en la terminal aérea y atenderlo en el Hospital San Rafael de Alajuela, si es un adulto, o en el Hospital Nacional de Niños.

Con ese propósito, la Dirección General de Aviación Civil (DGAC) y los centros médicos definieron las reglas por seguir y los espacios específicos de internamiento.

Las previsiones en esos sitios son mayores debido a que el Ministerio de Salud estima que es mayor el riesgo de que un enfermo ingrese de forma legal vía aérea, que como uno de los inmigrantes indocumentados que viajan por tierra.

El virus del Ébola tiene su origen en África, donde este año se ha reportado uno de los brotes más fuertes desde 1976, cuando se descubrió la enfermedad. El virus tiene una mortalidad de un 70%.

En tierra. Una vez que la tripulación de la aeronave detecta un posible enfermo, el capitán lo comunica a la torre de control para que se preparen en la terminal.

Según Roy Solís, coordinador de la DGAC en el Juan Santamaría, una vez prevenidos, los encargados de Operaciones ubican el avión en la terminal remota o en uno de los puentes del 7 al 10. Estos se encuentran en el sector oeste.

Ahí se cuenta con un pasillo estéril (paredes de vidrio que separan a pasajeros salientes y entrantes), por el cual llegaría hasta la sala de abordaje número 13, que está en la primera planta y no está en uso.

Óscar Cordero, médico de Aviación Civil, explicó que será en esa sala donde personal sanitario sometería a pruebas al posible enfermo. Luego, en la pista, la persona (o personas) abordaría una ambulancia con rumbo al centro médico.

El resto de pasajeros podrán bajar de la aeronave cuando el paciente ya no esté en la sala, y deberán quedarse en esa área mientras son entrevistados por personal entrenado del Ministerio de Salud.

PUBLICIDAD
Un pasillo estéril servirá en el Aeropuerto Juan Santamaría para aislar a un eventual paciente y al resto de pasajeros y llevarlos hasta la sala número 13..
ampliar
Un pasillo estéril servirá en el Aeropuerto Juan Santamaría para aislar a un eventual paciente y al resto de pasajeros y llevarlos hasta la sala número 13.. (Eyleen Vargas.)

María Ethel Trejos, encargada de Vigilancia de la Salud en esa entidad, indicó que desde antes de empezar con la evaluación, deben conocer el número de asiento del posible enfermo, para establecer los contactos más cercanos que tuvo.

“Hay que determinar si vienen para el país o van de tránsito, se toma la identificación y la información de dónde van a estar los próximos 21 días, si se quedan aquí.

”Para los que siguen, se le comunica al encargado de Salud del lugar al que se dirigen para que les den seguimiento”, explicó Trejos.

Observación y aislamiento. En el Hospital de Alajuela el procedimiento cambia si el posible enfermo es trasladado de noche o de día.

El director del centro médico, Francisco Pérez, indicó que si el paciente llega en la noche, lo ingresarán por el área de emergencias y aseguró que se utilizará una zona donde no tendrá ningún contacto con otros pacientes.

Ahí, la persona será valorada y, de acuerdo con su condición, se mantendrá en aislamiento.

Si sucediera en horario diurno, el enfermo será recibido en el llamado hospital de día, donde quedará en observación en uno de los tres cubículos designados. Si se confirma el padecimiento, será aislado en la zona del minigimnasio.

Un médico, un enfermera/o, y un asistente integrarán el equipo a cargo de la atención, en cada turno. A ellos se sumarían, al menos, un especialista en Microbiología que tomaría muestras de fluidos y los encargados de la limpieza.

  • Comparta este artículo
Nacional

Plan para atender ébola se activaría desde el aire

Rellene los campos para enviar el contenido por correo electrónico.

Patricia Recio

arecio@nacion.com

Periodista

Periodista en la sección digital de La Nación. Bachiller en Periodismo de la Universidad Internacional de las Américas. Escribe sobre temas de sociedad y servicios.

Ver comentarios
Regresar a la nota