Nacional

Basura dificulta batalla contra el zika en Nicoya

Actualizado el 24 de febrero de 2016 a las 12:00 am

Vecinos se quejan de mal servicio municipal; alcalde admite problemas

Funcionarios de la CCSS revisan casas y patios para eliminar posibles criaderos

Nacional

Basura dificulta batalla contra el zika en Nicoya

Rellene los campos para enviar el contenido por correo electrónico.

(Video) Esto opinan los vecinos de pueblo donde se detectó caso de Zika (Alonso Tenorio)

Nicoya. María Luisa Castrillo vive en San Fernando, una comunidad localizada a menos de dos kilómetros del centro de Sámara. Ahí nunca han visto pasar el camión recolector de basura de la Municipalidad.

“Tenemos que quemar la basura. Todo: hojas, ramas, botellas plásticas. En mi casa ya tuvimos dengue mi esposo, mi hija y yo y por supuesto que le tememos al zika”, dijo esta ama de casa mientras esperaba ser atendida en el Ebáis de Cangrejal.

En Matapalo, otro barrio de ese distrito, Margarita Flores López, conocida como la Thatcher en varios kilómetros a la redonda, también se queja del servicio de recolección.

Diagonal a la casa amarilla que esta mujer de 72 años ha levantado a la orilla de la playa, vive la joven embarazada que se convirtió en el primer caso autóctono de zika en el país.

En Matapalo también reside la otra enferma confirmada por el Ministerio de Salud: una mujer de 32 años.

En esta barriada, al menos, el recolector pasa una vez a la semana. “Se supone que son los miércoles pero a veces se atrasan y pasan hasta el sábado. Yo trato de tener mi patio limpio pero no puedo decir que mis vecinos hagan lo mismo”, comentó la Thatcher .

Según el alcalde de Nicoya, Marco Jiménez Muñoz, la Municipalidad recoge 35 toneladas diarias de desechos, de las cuales recicla el 40%. Pero admite que no todos los 58.000 habitantes del cantón tienen el servicio.

Un i nforme de la Contraloría General de la República, con datos de los 81 municipios recolectados en el 2014, revela que un 53% de los hogares de este cantón queman o entierran los residuos . La cobertura del servicio para ese año era del 23% de las viviendas.

El Ministro de Salud, Fernando Llorca Castro, dijo el lunes que necesitan más ayuda del gobierno local en el tema de gestión de residuos sólidos.

El manejo de la basura es fundamental cuando aparecen enfermedades como el zika, dengue o chikunguña, transmitidas por el zancudo Aedes aegyipti.

Este insecto se reproduce entre los desechos, especialmente aquellos que acumulan agua, como llantas viejas, botellas y comederos de animales.

Jiménez garantiza compromiso, pero al tiempo advierte de que el manejo no es sencillo en un cantón de de 1.333 kilómetros cuadrados y con más de 900 kilómetros de caminos.

PUBLICIDAD

A la fecha, el Ministerio de Salud tiene confirmados dos casos autóctonos de zika y dos importados. Hay otro que aún se clasifica como “altamente sospechoso”.

Acciones. La declaratoria de emergencia sanitaria por zika, emitida por el Ministerio de Salud el lunes, permitirá que fluyan más recursos hacia las instituciones responsables.

Durante la tarde del martes, personal de las áreas de Salud de la Caja Costarricense de Seguro Social (CCSS), a cargo de la atención directa de las personas, estaban reunidos en el Hospital La Anexión, en Nicoya. La movilización, casa por casa, de Técnicos en Atención Primaria en Salud (Ataps), continúa.

Allí trabajaban ocho técnicos y dos enfermeros, revisando patios e informando a la gente sobre cómo eliminar criaderos de zancudo, informó Hubert Medina, enfermero del Área de Salud.

El alcalde aseguró que ayudarán en todo lo que sea necesario.

“Tenemos a la coordinadora de gestión ambiental revisando todos los sectores para ver qué tenemos que hacer con la rapidez y celeridad que requiere la situación. Giramos una directriz para agilizar contrataciones. Hay ¢5 millones para contratación de maquinaria y ¢2 millones más para campañas de comunicación y sensibilización en la comunidad”, dijo el alcalde.

El alcalde teme que esta noticia podría impactar negativamente una de las principales fuentes de ingresos para la zona, que es el turismo. Los empresarios también toman cartas en el asunto.

Algunos comerciantes, sin embargo, reclamaron contra la presencia de prensa en Sámara, pues, según ellos, eso aleja a los visitantes.

Jhonny Santamaría, quien vende artesanía en el centro de Sámara, confía en que los turistas sigan llegando al lugar, y demándó, como otros, más esfuerzo municipal en el tema de recolección de desechos.

“Vea aquí no más (señaló una estructura destruida). Ahí, eso está lleno de basura. Gente voluntaria lo que hace es quemarla en la playa porque la municipalidad ni siquiera pasa con la frecuencia que se necesita por el centro”, comentó el artesano.

  • Comparta este artículo
Nacional

Basura dificulta batalla contra el zika en Nicoya

Rellene los campos para enviar el contenido por correo electrónico.

Ángela Ávalos R.

aavalos@nacion.com

Periodista

Periodista de Salud. Máster en Periodismo de la Universidad Complutense de Madrid, España. Especializada en temas de salud. 

Ver comentarios

Noticias Relacionadas

Regresar a la nota