Nacional

Destacan necesidad de dar espacio al diálogo

José María Figueres y Albino Vargas: 200 minutos de cordialidad

Actualizado el 12 de mayo de 2015 a las 12:00 am

Nacional

José María Figueres y Albino Vargas: 200 minutos de cordialidad

Rellene los campos para enviar el contenido por correo electrónico.

This picture loads on non-supporting browsers.
José María Figueres y Albino Vargas: 200 minutos de cordialidad

Uno lleva más de 20 años como rostro del sindicalismo en Costa Rica. El otro cumple una febril agenda de actividades políticas para tomar y reactivar el pulso del Partido Liberación Nacional (PLN), adversario político de sindicatos actuales.

Uno hace política sin llamarse político. El otro fue presidente de la República y más bien alimenta sospechas de que quiere volver a la silla del poder en el 2018.

En términos simples, son como agua y aceite, pero ayer a ambos les interesaba reunirse y tomarse juntos la fotografía, aunque el encuentro fue más allá. Fueron tres horas y media, más de 200 minutos, en los que estuvieron juntos Albino Vargas, secretario general de la Asociación Nacional de Empleados Públicos y Privados (ANEP), y José María Figueres, presidente del PLN.

Ambos se reunieron con el argumento de la necesidad de dialogar entre sectores, más allá de sus diferencias, y aunque ninguno ocupe en este momento una responsabilidad formal en decisiones de Gobierno.

Hablaron de economía, de empleo, de empleo público, de la Caja Costarricense de Seguro Social (CCSS), de política energética y el Instituto Costarricense de Electricidad (ICE), del agro, de infraestructura... Hablaron, pues, de los temas más vivos de la política en este momento.

Eso, al menos, contaron en un receso que tuvieron para atender a la prensa, frente a otros 13 dirigentes compañeros de Albino Vargas, vocero de un grupo nuevo llamado “Colectivo Sindical Latinoamericanista Patria Justa”, del que ANEP es solo parte.

El encuentro, entre las 9 a. m. y las 12:30 p. m., integra la agenda de ambas partes de reuniones y encuentros con otros sectores, afines o adversos. Incluso, volverían a verse pronto.

Sin embargo, el lenguaje de Figueres y de Vargas fue ayer más que cordial. No se dijeron “neoliberales”, “saqueadores” ni nada por el estilo.

“Tenemos que agotar todos los ejercicios de diálogo aunque en el pasado nos agarramos del moño y nos hicimos muecas (…). Hay que mirar hacia adelante”, contestó Vargas cuando se les recordó la rivalidad política de las últimas décadas entre sindicatos y el PLN.

Nadie se achacó, al menos públicamente, ser de “derecha” ni de “izquierda”, aunque Figueres sí insistió en que el PLN, con él como cabeza, refuerza su vocación socialdemócrata.

  • Comparta este artículo
Nacional

José María Figueres y Albino Vargas: 200 minutos de cordialidad

Rellene los campos para enviar el contenido por correo electrónico.

Ver comentarios
Regresar a la nota