Nacional

Plan de concesionar mar costarricense crispa relaciones

Gobierno de Laura Chinchilla fustiga la negativa de Nicaragua a fijar límite marino con Costa Rica

Actualizado el 13 de febrero de 2014 a las 12:00 am

Canciller y ministro de Comunicación ven como única opción demandar en La Haya

Expertos coinciden en que estrategia de Ortega es llevar diferencias a la Corte

Nacional

Gobierno de Laura Chinchilla fustiga la negativa de Nicaragua a fijar límite marino con Costa Rica

Rellene los campos para enviar el contenido por correo electrónico.

El gobierno de Laura Chinchilla fustiga la negativa de Nicaragua a negociar los límites marítimos con Costa Rica. La línea divisoria es, por ahora, el nuevo eje de conflicto con el vecino país del norte.

Las intenciones del gobierno de Daniel Ortega de dar en concesión bloques de mar costarricense para la explotación petrolera, sumadas a la ausencia de un tratado limítrofe en el mar, llevan al país a preparar una nueva demanda en la Corte Internacional de Justicia (CIJ), explicó el canciller, Enrique Castillo.

“Le hemos ofrecido formalmente, varias veces, a Nicaragua, por escrito, que nos sentemos a negociar y no ha querido; como se hacen los sordos, vamos a la Corte”, dijo Castillo en la Casa Presidencial a principios de esta semana.

Por ahora, la estrategia y los alegatos de la nueva demanda se mantienen en reserva, dijo el jefe de la diplomacia costarricense.

Esta demanda se sumará a la que ya lleva la CIJ por el caso de isla Calero, en el que Costa Rica reclama la invasión de militares y civiles nicaragüenses en esa zona del Caribe nacional.

Sin embargo, en el caso de los límites marítimos, el país reclama la oferta nicaragüense de 56 bloques de mar costarricense, tanto en la costa del Caribe como del Pacífico, para la explotación de petróleo.

El ministro de Comunicación, Carlos Roverssi, afirmó que al no haber claridad de límites en el mar, el Gobierno invitó a Managua a negociar la línea imaginaria con el apoyo de un tercero, en este caso, un equipo representante de las Naciones Unidas; no obstante, a la fecha no ha habido respuesta.

“Tememos que se quieran apropiar de territorio marítimo costarricense y eso nos obliga a ir a un juicio en La Haya”, dijo Roverssi.

Tanto Castillo como Roverssi coinciden en que urge resolver el tema limítrofe, más si se toma en cuenta que Costa Rica es 11 veces más grande en los océanos que en tierra.

Mientras el país tiene una extensión de 51.100 km², en el mar el estimado es de 568.000 km², según el viceministro de Mares, José Lino Chaves.

Hablan expertos. A criterio de especialistas, la estrategia de Nicaragua de ganar territorio a través de litigios le ha dado réditos.

PUBLICIDAD

Para el excanciller Roberto Tovar (2002-2006), la dificultad de negociar con los políticos nicaragüenses obliga a Costa Rica a acudir a la CIJ en busca de soluciones.

“No se puede negociar con ellos, porque son de los que dicen: ‘lo mío es mío y lo tuyo también es mío’; no hay otra medida que llevarlos a la Corte”, dijo Tovar, quien intentó regular la situación en el 2005.

De momento, los resultados apoyan la tesis de que en Nicaragua sacan más réditos ante los jueces que en una mesa de negociación.

El 19 de noviembre del 2012, la CIJ definió los límites en el Caribe entre Colombia y Nicaragua, y dio a esta última una franja marina en esa zona que Colombia calcula en unos 70.000 km².

Ante este panorama, el analista Carlos Murillo señaló que la histórica falta de interés en el tema marítimo tiene al país a las puertas de una nueva disputa en La Haya.

  • Comparta este artículo
Nacional

Gobierno de Laura Chinchilla fustiga la negativa de Nicaragua a fijar límite marino con Costa Rica

Rellene los campos para enviar el contenido por correo electrónico.

Esteban Mata

emata@nacion.com

Periodista de Política

Periodista de Política. Bachiller en Periodismo por la Universidad Latina. Cronista parlamentario y reportero de investigación premiado por el TSE, la Defensoría de los Habitantes y colaborador de medios internacionales.

Ver comentarios
Regresar a la nota