Nacional

Visita de liberacionistas a cementerio de la Lucha

Lamentos y juramentos ante tumba de Don Pepe en La Lucha

Actualizado el 13 de marzo de 2014 a las 12:00 am

Homenaje 66 años después de la revuelta del 48 y a una semana del retiro de Araya

Dirigentes se quejan del momento del PLN, pero afirman que pelearán votos

Nacional

Lamentos y juramentos ante tumba de Don Pepe en La Lucha

Rellene los campos para enviar el contenido por correo electrónico.

El diputado electo Rolando González (celeste) lideró la visita a la finca La Lucha sin Fin, que fue del fundador de Liberación Nacional, José María Figueres Ferrer, fallecido en junio de 1990. A su lado, un excombatiente del 48 y la legisladora actual Ileana Brenes. Su homóloga, Annie Saborío, sostuvo una foto con Don Pepe y su hijo José María, quien gobernó entre 1994-98.    | MAYELA LÓPEZ
ampliar
El diputado electo Rolando González (celeste) lideró la visita a la finca La Lucha sin Fin, que fue del fundador de Liberación Nacional, José María Figueres Ferrer, fallecido en junio de 1990. A su lado, un excombatiente del 48 y la legisladora actual Ileana Brenes. Su homóloga, Annie Saborío, sostuvo una foto con Don Pepe y su hijo José María, quien gobernó entre 1994-98. | MAYELA LÓPEZ

San Cristóbal (Desamparados). Quedaron de venir a las 10 a. m, pero la caravana está atrasada y aquí, a la tumba de Don Pepe Figueres, solo ha llegado un dirigente de Desamparados y Joel Monge, el cuidador de las matas de china que rodean la lápida del fundador del Partido Liberación Nacional (PLN).

Monge anega las chinas y quita hojas de jaúles que caen en la lápida sobre la que, dentro de una hora, liberacionistas colocarán una ofrenda antes de leer un manifiesto de juramentos para levantar el ánimo del PLN, ahora que el candidato Johnny Araya puso fin a su lucha.

“Yo ahora voté por Figueres (por el PLN), pero se nos puso fea la cosa”, dice Joel, quien desde los 13 años vino a trabajar a la finca de Don Pepe, La Lucha sin Fin.

No llega todavía la caravana, pero seis hombres hablan al otro lado de la calle. “El líder lo tenemos aquí, no hay otro”, se les escuchó entre otras críticas contra Araya.

Están junto al único abastecedor en este punto, conocido como “la entrada de la Lucha”. El dueño, Edwin Fallas, hace una diferencia clara: una cosa es ser figuerista y otra liberacionista.

“Él es mi líder y yo soy figuerista a muerte, pero este ya no es aquel Liberación Nacional y la gente quiere un cambio”, dice Fallas, tras reconocer que el Partido Acción Ciudadana (PAC) ganó en las tres mesas de La Lucha el 2 de febrero.

Ya casi llegan los dirigentes liberacionistas a esta tierra simbólica. La tumba está lista, como lo estaba hace 20 días cuando la visitó Luis Guillermo Solís, candidato del PAC, acompañado de su amigo y aliado Mariano Figueres, ahora a cargo de finca La Lucha.

Esta vez, sin embargo, es una fecha especial. Se cumplen 66 años desde que Figueres Ferrer lideró la primera revuelta que derivó en la Guerra del 48. Fue un movimiento en defensa del voto y esto tiene sentido a 25 días de la elección a la que el PLN llega sin candidato activo.

Hace una semana, también miércoles, Araya alistaba la lectura del discurso en el que anunciaba que se baja del caballo de batalla.

PUBLICIDAD

Esto les duele a dirigentes de base del PLN, que son centenares. Aquí solo hay decenas, pero los lamentos abundan. “Hace falta el coraje de Don Pepe”, expresa uno.

Ya están aquí casi 100 liberacionistas que vienen de Alajuela, San José y Cartago. El coordinador parece ser Rolando González, diputado electo y exgerente de la campaña de Araya.

Hacen círculo alrededor de la lápida. Algunos tienen puestas gorras con logo de Johnny Araya, pero en el documento que lee González ya hay uno distinto, sin la “J”.

Dos jóvenes y un excombatiente de apellido Montes de Oca leen una reseña histórica. Cantan el Himno Nacional y, obvio, el Corrido a Pepe Figueres , pero descoordinados.

Entonces, González lee los juramentos: pelear cada voto para el PLN este 6 de abril y luchar por la vigencia del ideario verdiblanco.

También declara como “irrespeto” que “fuerzas ajenas a Don Pepe” usen su memoria con fines electorales. Se refiere al PAC.

Alguien coloca una foto de Don Pepe con su hijo José María, el presidente entre 1994 y 1998, que tampoco descarta volver a buscar la Presidencia. Él está hoy de viaje en Asia, pero su imagen destaca aquí.

Se oye un “¡viva Don Pepe!”, un “¡viva Liberación Nacional!” y al final, más bajo, un “¡viva Costa Rica”, en voz de Rafael Arias, el asistente de Johnny Araya por 11 años.

“Aquí estamos reafirmando el compromiso del Partido, aunque no vamos a ganar. Nos quedamos sin opciones después de que la gente nos dijo ‘no’ de una manera fea, con menos del 30% de los votos válidos. Estamos ahora por el Partido, por su futuro”, declaró.

“La gente en los cantones se siente abandonada, traicionada y otros están tristes”, agrega.

Mientras un dirigente de Limón reclama pues Araya no visitó su zona, otro habla fuerte: “Hay que mantener viva la jugada, porque Johnny... ish...”. Al mediodía, el homenaje habrá acabado. Todos se van de La Lucha para continuar su lucha para el 6 de abril.

  • Comparta este artículo
Nacional

Lamentos y juramentos ante tumba de Don Pepe en La Lucha

Rellene los campos para enviar el contenido por correo electrónico.

Ver comentarios
Regresar a la nota