Nacional

Propósito previo a la segunda ronda electoral

Johnny Araya sale en busca de la clase media para la segunda ronda

Actualizado el 12 de febrero de 2014 a las 12:00 am

Candidato del PLN señala reto en zona central del país, sector joven y profesionales

Dice que no atacará al PAC y le atribuye tener grupo de ‘izquierda radical’

Nacional

Johnny Araya sale en busca de la clase media para la segunda ronda

Rellene los campos para enviar el contenido por correo electrónico.

Rolando Araya, excandidato presidencial del PLN en el 2002, participó ayer de la reunión convocada por su hermano Johnny,  quien también enfrenta ahora una contienda electoral en segunda ronda.  | MARIO ROJAS
ampliar
Rolando Araya, excandidato presidencial del PLN en el 2002, participó ayer de la reunión convocada por su hermano Johnny, quien también enfrenta ahora una contienda electoral en segunda ronda. | MARIO ROJAS

El candidato presidencial liberacionista, Johnny Araya, reconoció ayer, basado en los resultados electorales del 2 de febrero, su dificultad para conquistar el apoyo de la clase media, mayoritaria en el país.

Ese es uno de los desafíos de esta parte de la campaña, encaminada a la segunda ronda electoral, el 6 de abril, contra el candidato del Partido Acción Ciudadana (PAC), Luis Guillermo Solís, quien lo superó por 25.000 votos.

“La meseta central para nosotros es un gran reto. Tenemos el desafío de conectarnos con la clase media y con sectores profesionales. Nos falta más claridad en comunicar la voluntad de rectificar el rumbo del país en muchos campos”, reconoció ayer Araya tras una reunión de dos horas con dirigentes de su Partido Liberación Nacional (PLN), en la cual revisaron la campaña desarrollada y proyectaron las líneas para esta segunda parte.

Estos sectores se concentran, sobre todo, en la “meseta central”, como subrayó Araya ante los periodistas, ante quienes reconoció que debe mejorar en el uso de redes sociales (“más poderosas que la publicidad pagada”) y convocar voluntarios, dos aspectos que resultaron fortalezas para el PAC en esta contienda.

El mapa con los datos preliminares indica un amplio dominio del PAC en los cantones del centro del país y la ventaja liberacionista en las zonas periféricas, donde la pobreza es mayor.

El PAC logró triunfar en cantones de la provincia de Cartago, tradicional feudo liberacionista, además de San Ramón (cuna del PLN) y en el cantón central de San José, donde Johnny Araya ejerció como alcalde durante 22 años (Solís obtuvo 35% y el liberacionista, 29,5%) y donde desarrolló la obra que, según sus palabras, prueban su experiencia en la función pública.

Araya también argumentó que su partido tuvo deficiencias en la organización territorial en cantones cuyos nombres prefirió reservarse. Por eso anunció que harán una “intervención” de esas estructuras antes del 6 de abril.

Pese a que la campaña no alcanzó los objetivos deseados, Araya aseguró que no quitará la jefatura a Antonio Álvarez Desanti (ausente en la reunión de ayer) ni la gerencia a Rolando González, ahora diputados electos. Sí se incorporará más gente al equipo estratégico, según el candidato, quien aseguró que no habrá publicidad en televisión, radio o prensa antes de marzo.

PUBLICIDAD

“Izquierda radical”. Pero las variantes del mensaje liberacionistas no se limitan a su público meta o a la forma; también incluyen el contenido.

Araya aseguró que serán enfáticos en mostrarse como una opción de cambio y no de continuismo, a pesar de asentarse en el mismo partido de los gobiernos de Óscar Arias y Laura Chinchilla.

“Somos una opción de cambio seguro y responsable”, dijo el candidato, tras asegurar que su campaña fue exitosa en evitar el avance de la propuesta del Frente Amplio, cuyo aspirante, José María Villalta, quedó fuera de la contienda, pero pasó de uno a nueve diputados.

“Ahora el reto es demostrar al país por qué el PAC es un cambio riesgoso”, puntualizó. Su argumento es que en el partido de Solís hay carencias de equipo y un “grupo importante de izquierda radical”, una crítica similar a la que hizo al Frente Amplio.

Cuando se le consultó a Araya por los nombres de ese grupo, citó a los actuales diputados Claudio Monge y Juan Carlos Mendoza, expresidente del Congreso y exprecandidato del PAC. También citó a Alberto Salom, exdiputado y uno de quienes animaron a Luis Guillermo Solís a postularse a la presidencia de la República.

“Vemos que ellos tienen una posición que amenaza el modelo de desarrollo costarricense, que ha sido exitoso. Nosotros planeamos ajustes, pero ellos quieren cambiarlo. Van a ahuyentar la inversión extranjera”, criticó Araya.

El candidato liberacionista dijo que retomará los recorridos por el país en estas semanas, aunque hoy solo tiene programadas reuniones privadas, entrevistas y un encuentro con los obispos de la Conferencia Episcopal.

  • Comparta este artículo
Nacional

Johnny Araya sale en busca de la clase media para la segunda ronda

Rellene los campos para enviar el contenido por correo electrónico.

Ver comentarios
Regresar a la nota