Nacional

Exsocio de Fishman ligado a capo

Actualizado el 01 de junio de 1998 a las 12:00 am

Diputado afirma que no conocía antecedentes de sus socios

Nacional

Exsocio de Fishman ligado a capo

Rellene los campos para enviar el contenido por correo electrónico.

El presidente de la Asamblea Legislativa, Luis Fishman Zonzinski, fue accionista, entre octubre de 1996 y noviembre de 1997, de una empresa en la que también participó una persona que ha sido socia de un narcotraficante colombiano capturado recientemente.

Así se desprende de una investigación realizada por La Nación, durante los últimos tres meses en Costa Rica, Panamá y Colombia.

Entrevistado por este diario el 14 de mayo, Fishman aseguró que cuando adquirió las acciones de la empresa no tenía conocimiento sobre los antecedentes de los otros socios. Agregó que tan pronto se enteró de sus nexos, vendió los títulos y renunció al puesto de presidente que ocupó entre julio de 1996 y el 20 de febrero de este año.

La empresa Grissland Enterprises está inscrita en Panamá y es dueña de la totalidad de las acciones de la compañía costarricense Gracor Internacional, concesionaria de un permiso para la explotación de materiales en el río Chirripó, en Limón.

Durante el tiempo en que Fishman fue socio de Grissland, dos personas más tuvieron acciones de la sociedad panameña: el colombiano Fabio Echeverri Castro y el empresario griego Andreas Koulouvaris Loumakus.

De acuerdo con el congresista, la Asociación de Transportistas de Maquinaria Pesada de Limón (Atramep) también fue accionista; sin embargo, el presidente de esa agrupación, Víctor Solano, no confirmó esa versión en una entrevista con este diario.

Echeverri Castro, originario de Cali, ha sido socio -en una empresa en la isla de San Andrés- de José Nelson Urrego Cárdenas, capturado el 19 de febrero por la Policía Nacional de Colombia, que lo califica como el último líder del cartel de Cali. (Véase nota aparte.)

La Oficina de Divulgación y Prensa de la Fiscalía Nacional de Colombia, informó a La Nación de que no conoce que existan procesos penales contra Echeverri, quien fue entrevistado telefónicamente en Cali, el 25 de abril. Durante la conversación, dijo que su relación con Urrego fue circunstancial y que cesó desde muchos años atrás.

Fishman dijo que no estaba enterado de que Echeverri fue su socio en Grissland. Argumentó que no fue hasta mediados de 1997 cuando escuchó por primera vez su nombre. (Véase entrevista aparte). "Sé que es un empresario colombiano que no tiene ningún problema con la ley ni con nadie". ¿Quién le informó eso?, se le consultó: "La DEA", respondió.

El otro socio, Andreas Koulouvaris, es esposo de la cónsul de Costa Rica en Grecia, Patricia Valverde, y posee pasaporte diplomático, confirmó la Cancillería.

El empresario griego fue condenado el 14 de febrero de 1990, por el Tribunal de Pinellas, Florida, a pagar $14,5 millones en un proceso civil promovido por el estadounidense John Kotchman, de acuerdo con la sentencia en firme de la cual La Nación tiene copia.

En cuatro ocasiones, entre el 2 y el 17 de abril, La Nación intentó comunicarse con Koulouvaris en Grecia para conocer su versión sobre el negocio del tajo. Se le dejaron mensajes en la contestadora del consulado, pero no se obtuvo respuesta. El 22 de abril se le envió un cuestionario por fax y se le llamó dos veces más, pero no respondió.

Consultado sobre este caso, Fishman dijo que fue enterado a inicios de año por el presidente de la República, Miguel Angel Rodríguez, quien dijo tener información sobre un escándalo político que intentaban montar en su contra (de Fishman).

Para tener informacióon más precisa, el diputado hizo consultas ante la Oficina de la DEA en San José y el Ministerio Público.

Tras consultas de este medio, el Fiscal General Carlos Arias dijo que conocen y estudian el caso, la DEA dijo no poder hacer comentarios al respecto.

El primer contacto

Luis Fishman asegura que se vinculó a Grissland Enterprises en mayo de 1996, cuando viajó con su esposa, Aída Faingezicht, a Grecia. Allí, compartieron un almuerzo con la cónsul Valverde Jara y con su esposo, Andreas Koulouvaris.

Según Fishman, Koulouvaris -a quien dice haber conocido en ese momento- comentó sobre una concesión que había obtenido en 1988 para la explotación de un tajo en los márgenes del río Chirripó, beneficio que estaba siendo afectado por un juicio en el que terceras personas alegaban ser las dueñas de Gracor, sociedad dueña de la concesión.

Koulouvaris, aseguró Fishman, le ofreció que se encargara de recuperar y levantar la empresa (Gracor) y que, como pago por honorarios, recibiría el 20 por ciento de las acciones de Grissland Enterprises, valoradas en $50.000.

Fishman aceptó la propuesta y a su regreso a Costa Rica inició su labor a nombre de la compañía ante despachos administrativos y judiciales en nuestro país y potenciales clientes en el extranjero.

El Presidente del Congreso ha ofrecido versiones distintas sobre la fecha de su nombramiento en la presidencia de Grissland, durante dos entrevistas que se le hicieron sobre el tema en diferentes fechas. En la primera ocasión, el 2 de diciembre de 1997, sostuvo que asumió el cargo en marzo o abril de 1997 y luego -el 14 de mayo- aseveró que fue en octubre o noviembre de 1996.

Según se desprende de certificaciones del Registro Público panameño, en poder de este diario, Fishman asumió la presidencia de Grissland Enterprises el 1º de julio de 1996. El actual diputado también fue poseedor del 20 por ciento de las acciones de la compañía desde octubre de 1996 hasta el 27 de noviembre pasado, de acuerdo con su propia versión. En esa última fecha, las vendió a alguien que no identificó.

El legislador afirmó que el 20 de febrero renunció por escrito a la presidencia de la sociedad, a raíz de cuestionamientos sobre su participación en el negocio. Hasta el pasado viernes, ese cambio no había sido presentado en el Registro panameño, según consultas efectuadas por este medio.

Conexión Colombia

Aproximadamente entre 1988 y 1991, la operación del tajo en Limón y de la empresa Gracor estuvo bajo el mando de Andreas Koulouvaris, quien era el único accionista de la sociedad.

En 1990, la compañía exportó lastre, grava y arena extraídos del yacimiento hacia San Andrés, Colombia. Uno de sus contratos en esa isla fue con la sociedad Hotel Dann Internacional, de la cual Echeverri y Urrego fueron gerentes desde 1989 hasta al menos 1993. No hay certeza de cuándo dejaron la sociedad.

Esa firma isleña utilizaba el material para la construcción de un lujoso hotel -Sunrise Beach Internacional- al lado de la playa. El complejo turístico, valorado en $50 millones, fue embargado en diciembre del año pasado, como parte del proceso judicial que se sigue contra Urrego por narcotráfico, según confirmó la Fiscalía colombiana.

El resto del caso lo explicó Nelson Palacio-Díaz Granados, depositario judicial de la concesión de Gracor y quien -según dijo- días atrás compartió oficina con Fishman.

Palacio, atestiguó bajo juramento ante el Juzgado Sexto de Instrucción, el 22 de noviembre de 1990, que sus representados -Hotel Dann- suscribió un contrato de compraventa con Koulouvaris como garantía por un adelanto de 700 millones de pesos colombianos que le dieron para la venta de materiales.

Según Palacio, la garantía tuvo que ejecutarse, pues Koulouvaris no cumplió con su parte del contrato y así, a mediados de 1992, entregó una cuota de acciones de Grissland -dueña de Gracor- a Fabio Echeverri, quien se convirtió en socio a título personal.

Socios caleños

Nelson Palacio fue abogado del Hotel Dann desde fines de 1990, cuando ese grupo lo buscó, por medio del consulado de Colombia aquí, para que interpusiera una tercería excluyente de dominio en un juzgado de Limón y evitara un embargo.

En esa oportunidad, Palacio obtuvo dos poderes de parte de los personeros del Hotel Dann para efectos de la tercería: uno suscrito por Fabio Echeverri, entonces gerente y socio del hotel, que le fue otorgado el 21 de diciembre de 1990, y otro firmado por Urrego, también personero de la empresa, que fue autenticado por el entonces cónsul de Costa Rica en Cali, Antonio Obeso de Mendiola, el 30 de agosto de 1991.

"Ese poder -el de Urrego- me llega por correo", explicó Palacio quien dijo que nunca tuvo contacto con Urrego quien firmó el poder debido a que Echeverri estaba hospitalizado. Esa versión fue confirmada por Echeverri a este medio

Copias del expediente de la sociedad Hotel Dann que consta en la Cámara de Comercio de San Andrés, muestran que el 28 de diciembre de 1989 Echeverri y la sociedad colombiana Inmobiliaria Indal -de la cual Nelson Urrego era socio- compraron acciones del hotel.

Echeverri y Urrego aparecen como únicos accionistas de la empresa de San Andrés, Sun Rent a Car y Compañía Limitada, según certificación de la Cámara de Comercio de esa isla, emitida el 23 de abril. Las acciones de Urrego en esa compañía fueron embargadas por la Fiscalía colombiana en diciembre de 1997.

"Sí éramos socios, pero fue una cuestión incidental. La sociedad (Sun Rent a Car) duró como seis meses, después vendimos, pero no la disolvimos", explicó Echeverri. a La Nación tras ser cosultado. sobre sus nexos con Urrego.

  • Comparta este artículo
Nacional

Exsocio de Fishman ligado a capo

Rellene los campos para enviar el contenido por correo electrónico.

Ver comentarios
Regresar a la nota