Mundo

Misuri

Justicia de EE. UU. suspende ejecución ante riesgo de “intolerable de sufrimiento”

Actualizado el 20 de mayo de 2014 a las 08:04 pm

Russell Bucklew fue condenado a muerte por el asesinato de su rival amoroso y la violación de su exnovia

Mundo

Justicia de EE. UU. suspende ejecución ante riesgo de “intolerable de sufrimiento”

Rellene los campos para enviar el contenido por correo electrónico.

Washington

Una corte de apelación estadounidense suspendió este martes una nueva ejecución a base de inyección letal prevista en Misuri (centro) ante el riesgo de “intolerable de sufrimiento”, tres semanas después de la larga agonía que vivió un condenado a muerte en Oklahoma.

Russell Bucklew, condenado a muerte por el asesinato de su rival amoroso y la violación de su exnovia, debía morir a las 12 media noche (11 p. m. hora de Costa Rica) del miércoles.

Sus abogados argumentaron sobre el secreto entorno a la procedencia de los barbitúricos utilizados en las ejecuciones en Estados Unidos.

Bucklew, quien sufre de tumores vasculares en el cuello, causó una espectacular polémica la semana pasada al alegar que el cóctel letal utilizado en Misuri le provocaría la muerte mediante enormes sufrimientos, en violación de la normas legales vigentes.

Por ello, Bucklew pidió formalmente que su ejecución sea filmada, para que la filmación sea utilizada como evidencia de su sufrimiento al momento de la muerte.

Seis horas antes de la ejecución la corte de apelación concluyó que existía “una considerable probabilidad de que Bucklew gane el pleito sobre le hecho de que el procedimiento actual de ejecución (en Misuri) presenta un ‘riesgo objetivamente intolerable de sufrimiento’”, según la corte.

Esta hubiese sido la primera ejecución en Estados Unidos después de la polémica muerte de Clayton Lockett el 29 de abril en Oklahoma (centro sur) tras una larga agonía, lo que reavivó la batalla entre partidarios y opositores a la pena capital en Estados Unidos y despertó fuertes críticas, incluso de la Casa Blanca.

Lockett murió 43 minutos después de que se le inyectara un cóctel letal con drogas que nunca habían sido probadas. Habitualmente los condenados mueren 10 minutos después de la inyección.

Sus abogados dijeron sentirse “profundamente aliviados de que la corte de apelación del octavo circuito haya aplazado la ejecución de Russell Bucklew, quien corría el riesgo considerable de una muerte atroz y prolongada a causa de su estado de salud poco común y grave”, según un comunicado del abogado Cheryl Pilate.

Otra ejecución, prevista la semana pasada en Texas, fue suspendida a último momento por una corte de apelaciones para que se pueda demostrar o no la discapacidad mental del acusado.

 

  • Comparta este artículo
Mundo

Justicia de EE. UU. suspende ejecución ante riesgo de “intolerable de sufrimiento”

Rellene los campos para enviar el contenido por correo electrónico.

Ver comentarios
Regresar a la nota