Mundo

Símbolo de lucha por derechos civiles

Familia se enfrasca en una batalla por la Biblia de Martin Luther King

Actualizado el 27 de febrero de 2014 a las 12:00 am

La posibilidad de vender ese libro y el Nobel de la Paz divide a hijos del líder

Herederos han obtenido 32 millones de dólares por venta de documentos

Mundo

Familia se enfrasca en una batalla por la Biblia de Martin Luther King

Rellene los campos para enviar el contenido por correo electrónico.

This picture loads on non-supporting browsers.
Martin Luther King en la marcha de Washington –el 28 de agosto de 1963– cuando pronunció su famoso discurso Tengo un sueñ o . | AFP

Washington.AFP. Una Biblia y un premio Nobel de la Paz: Martin Luther King probablemente no se imaginó que, más de 45 años después de su muerte, sus hijos se enfrentarían por los objetos que son símbolo de su lucha por la defensa de los derechos civiles .

En lo que constituye un nuevo episodio de una larga serie de batallas judiciales, la posible venta de estos dos objetos emblemáticos de Luther King (MLK) divide a sus tres hijos y herederos: Bernice Albertine, Martin Luther King III y Dexter Scott.

A fines de enero, los dos hermanos anunciaron a Bernice que querían vender la Biblia que su padre siempre llevaba consigo y el premio Nobel de la Paz que recibió en 1964. En virtud de un acuerdo alcanzado en 1995, los tres tienen derecho de voto en lo que respecta a la propiedad de toda la herencia de su famoso padre.

Para Bernice, quien conserva los dos objetos en un banco de Atlanta (Georgia, sureste), de donde es originaria la familia, vender la Biblia y el premio Nobel es ir demasiado lejos y rechazó la propuesta, lo que dio comienzo a un nuevo enfrentamiento.

Batalla pública. La batalla, lejos de librarse en el ámbito privado, pasó a la prensa cuando Bernice difundió una declaración en la que sostuvo que la venta sería “inadmisible, negligente en el plano histórico y totalmente criticable en el plano moral”.

Unos días más tarde, convocó a los medios en la iglesia baptista Ebenezer de Atlanta, la misma donde su padre pronunció varios discursos antes de ser asesinado en 1968, y se presentó flanqueada por respetados miembros del movimiento de los derechos civiles.

Con tono grave, expresó: “Estos objetos jamás deberían ser vendidos a ninguna persona ni a ninguna institución porque son sagrados. Adopto esta postura fuerte por mi padre, porque papá no está aquí para decir por él mismo ‘mi Biblia y medallas no están a la venta’”.

“Las querellas entre los hijos del doctor King tienen una historia bastante larga”, manifestó el historiador Ralph Luker, quien es coeditor de Los documentos de Martin Luther King Jr.

Los enfrentamientos se han producido en el pasado por otros temas; por ejemplo, el liderazgo de la organización sin fines de lucro fundada por la esposa del ícono de la defensa de los derechos de los negros en Estados Unidos.

PUBLICIDAD

“Las alianzas entre los hijos cambian regularmente”, agregó Luker. “Durante un tiempo, tras la muerte de la señora King, Dexter fue el líder del King Center, y Bernice y Marty lo obligaron a irse y entonces Marty fue el líder. Luego Bernice y Dexter se aliaron y obligaron a Marty a irse”.

Los hijos han obtenido hasta el momento unos 32 millones de dólares de la venta de documentos personales de Martin Luther King, entre ellos su correspondencia y sus discursos.

Con respecto a la Biblia y el premio Nobel, un juez ordenó a Bernice ceder ambos objetos para que sean guardados en una caja fuerte de un banco a la espera de la decisión judicial, que podría tardar meses.

Según Ralph Luker, la posición de Bernice es “débil” a pesar del apoyo de los líderes del movimiento de los derechos civiles, porque estos no tienen “derecho a voto” en la decisión.

¿Cuánto podrían recibir los hijos por la Biblia? Probablemente mucho dinero, considerando que es también el ejemplar sobre el que Barack Obama juró durante la ceremonia de investidura de su segundo mandato.

  • Comparta este artículo
Mundo

Familia se enfrasca en una batalla por la Biblia de Martin Luther King

Rellene los campos para enviar el contenido por correo electrónico.

Ver comentarios
Regresar a la nota