Mundo

Eventual intervención por presunto ataque químico

Estados Unidos alista argumentos para intervenir en Siria sin aval de la ONU

Actualizado el 29 de agosto de 2013 a las 12:00 am

Occidente no guarda esperanza de voto favorable de Rusia y China

Obama: debe mantenerse norma internacional contra armas químicas

Mundo

Estados Unidos alista argumentos para intervenir en Siria sin aval de la ONU

Rellene los campos para enviar el contenido por correo electrónico.

Washington. EFE y AFP. Estados Unidos se prepara para dar a conocer pruebas contra el régimen de Bashar al-Asad, al que responsabiliza del ataque químico de la semana pasada, y que justificarían una intervención militar para la que da por hecho que no habrá respaldo del Consejo de Seguridad de Naciones Unidas (ONU).

El Departamento de Estado dejó claro que Estados Unidos no espera un compromiso de los cinco miembros permanentes del Consejo de Seguridad (EE. UU., Reino Unido, Francia, Rusia y China) sobre una resolución que respalde una “respuesta significativa” a Siria.

Reino Unido presentó ayer un proyecto de resolución que contemplaba el uso de “todas las medidas necesarias bajo el Capítulo 7 de la Carta de la ONU para proteger a los civiles de las armas químicas” y condenaba el supuesto uso de este tipo de armamento por parte del régimen de al-Asad.

Pero es improbable que se adopte esta resolución. La portavoz adjunta del Departamento de Estado, Marie Harf, reveló que en la reunión de los miembros permanentes del Consejo de Seguridad sobre Siria, “Rusia ha sido el más intransigente”, y que China abandonó el encuentro al mismo tiempo que lo hizo el representante de Moscú.

“Estados Unidos continuará sus consultas y tomará las acciones apropiadas para responder (a Siria) en los próximos días”, dijo Harf.

El canciller británico, William Hague, también admitió que era “improbable” que el Consejo adopte el proyecto de resolución, e insistió en que hay que actuar incluso sin el aval de la ONU frente a un “crimen contra la humanidad”.

La división entre Rusia y China por un lado, y Estados Unidos, Gran Bretaña y Francia, por otro, refleja fielmente las posiciones de cada uno sobre el conflicto que ya causó más de 100.000 muertos y empujó a millones de sirios a abandonar el país desde marzo de 2011.

Dispuestos a atacar Siria (AFP)

El presidente estadounidense, Barack Obama, dijo a la cadena PBS que no ha “tomado aún una decisión, pero la norma internacional contra el uso de armas químicas tiene que ser mantenida”.

El mandatario agregó, sin embargo, que ha “llegado a la conclusión de que un compromiso militar directo, participación en la guerra civil en Siria , no ayudaría a la situación en el terreno”.

PUBLICIDAD

Dudas sobre investigación. La portavoz estadounidense Harf rebajó las expectativas sobre las conclusiones de los inspectores de la ONU que han viajado a las zonas de las afueras de Damasco, afectadas por el ataque químico de hace una semana, que ocasionó, supuestamente, centenares de muertos.

“Creemos que es demasiado tarde para que la inspección de las Naciones Unidas sea creíble, dado el daño causado por el masivo bombardeo de artillería en las zonas afectadas, y vamos a tomar nuestras propias decisiones sobre una respuesta, con nuestros tiempos” , indicó ayer Harf.

Los expertos de la ONU terminaron ayer su segunda jornada de trabajo. El secretario general de la ONU, Ban Ki-moon, indicó que necesitarán cuatro días para finalizar su misión en el terreno, antes de realizar los análisis científicos y elaborar un informe.

Rusia, aliada del régimen sirio, con derecho de veto, ya bloqueó junto a China varias resoluciones sobre Siria y considera que el Consejo de Seguridad debe esperar el informe de los expertos de la ONU .

Aunque la Casa Blanca sigue reiterando que no hay una decisión tomada sobre cómo responder, los medios estadounidenses dan por sentado que Washington actuará, militarmente, con el respaldo de sus socios de la OTAN, que públicamente se han mostrado de acuerdo en que es necesario responder.

Previsiblemente, los ataques solo durarían unos tres días. Se llevarían a cabo con misiles lanzados desde el mar Mediterráneo o con bombardeos aéreos, y tendrían el objetivo de “castigar” a al-Asad, pero no el de derrocarlo.

  • Comparta este artículo
Mundo

Estados Unidos alista argumentos para intervenir en Siria sin aval de la ONU

Rellene los campos para enviar el contenido por correo electrónico.

Ver comentarios
Regresar a la nota