Mundo

Con palas y picos, socorristas buscan a 68 desaparecidos tras derrumbe en México

Actualizado el 20 de septiembre de 2013 a las 06:38 pm

El pequeño pueblo de 400 habitantes se ha convertido en la zona cero de dos devastadoras tormentas que azotaron México desde el fin de semana pasado inundando ciudades, rompiendo puentes y matando al menos a 97 personas

Mundo

Con palas y picos, socorristas buscan a 68 desaparecidos tras derrumbe en México

Rellene los campos para enviar el contenido por correo electrónico.

Al menos 68 personas son buscadas en este lugar rural, en Guerrero, donde un alud de tierra y rocas sepultó la mitad del pueblo el domingo pasado y se teme que estén bajo el lodo.
ampliar
Al menos 68 personas son buscadas en este lugar rural, en Guerrero, donde un alud de tierra y rocas sepultó la mitad del pueblo el domingo pasado y se teme que estén bajo el lodo. (EFE.)
Con picos y palas en mano, centenares de socorristas cavaban este viernes las toneladas de lodo dejadas por un alud que sepultó esta semana la mitad de una montañosa comunidad mexicana, en una -al momento- infructuosa búsqueda de los 68 habitantes que siguen desaparecidos, constató la AFP.

Soldados, infantes de marina y socorristas de Protección Civil trabajaron durante toda la noche del jueves en La Pintada, una aislada comunidad dedicada al cultivo del café situada al oeste del puerto de Acapulco (sur), también duramente castigado por inclementes lluvias.

El pequeño pueblo de 400 habitantes se ha convertido en la zona cero de dos devastadoras tormentas que azotaron México desde el fin de semana pasado inundando ciudades, rompiendo puentes y matando al menos a 97 personas, de acuerdo con el último balance oficial.

En medio de la tragedia, las autoridades buscan un helicóptero con el que se dejó de tener contacto hacia el mediodía del jueves, mientras realizaba tareas de socorro en la misma región montañosa del estado de Guerrero.

El gobierno reportó que 68 habitantes de La Pintada están desaparecidos tras el deslave del lunes, pero los equipos de rescate del gobierno sólo han sacado dos cuerpos del barro.

La alcaldía de Atoyac de Álvarez, a la que pertenece la comunidad La Pintada, había dicho que los propios lugareños rescataron y enterraron unos 15 cadáveres antes de que llegaran las autoridades federales.

El deslave ocurrió el lunes pero no se supo de ello hasta que uno de los habitantes de la comunidad devastada logró hacer contacto con una comunidad vecina a través de un radio.

Sin tractores o excavadoras para trabajar, los equipos de rescate han tenido que recurrir a herramientas e incluso a sus propias manos para remover los escombros que han engullido la mitad de la aldea.

Muchos soldados tuvieron que caminar durante siete horas para llegar a La Pintada por un camino sinuoso cubierto por tierra y rocas, y aún llevará más tiempo enviar maquinaria pesada para agilizar las tareas.

Bajo las toneladas de lodo que se desgajaron del cerro podría haber hasta unas 80 personas, según han dicho los pocos sobrevivientes que decidieron no ser evacuados en helicópteros.

PUBLICIDAD

"Creo que hay una gran cantidad de muertos. Muchos de mis familiares murieron, están enterrados y no podemos hacer nada", dijo Diego Zeron, un agricultor que decidió quedarse para ayudar en las tareas de rescate.

El lunes, cuando ocurrió la tragedia, los lugareños estaban celebrando las festividades nacionales de la Independencia, cuando la tierra retumbó y una gran parte del cerro se vino abajo.

Los niños jugaban al fútbol, los fieles oraban en la pequeña Iglesia para que pararan las lluvias, y las madres preparaban tortillas de maíz para la comida elaborada para los habitantes del poblado.

Una mujer dejó a sus hijos en la plaza del pueblo mientras iba a buscar comida, dijo un trabajador de Protección Civil. "Los niños han muerto", lamentó.

Las escuelas y la Iglesia del pueblo, así como varias casas enteras, fueron arrastradas por el enorme alud de lodo.

"El trabajo de rescate ha comenzado, es muy complicado", dijo la noche del jueves el secretario (ministro) de Gobernación, Miguel Ángel Osorio Chong, que avanzó que encontrar a las víctimas "no va a ser fácil. No van a ser tan sólo unos días".

  • Comparta este artículo
Mundo

Con palas y picos, socorristas buscan a 68 desaparecidos tras derrumbe en México

Rellene los campos para enviar el contenido por correo electrónico.

Ver comentarios
Regresar a la nota