Mundo

Lunes comenzará 45ª Asamblea General

OEA pretende que sea la hora de la renovación y modernización

Actualizado el 14 de junio de 2015 a las 12:17 pm

Mundo

OEA pretende que sea la hora de la renovación y modernización

Rellene los campos para enviar el contenido por correo electrónico.

This picture loads on non-supporting browsers.
El excanciller uruguayo, Luis Almagro, asumió como nuevo secretario general de la Organización de Estados Americanos (OEA) durante una sesión protocolaria del Consejo Permanente del Organismo que se llevó a cabo en Washington, Estados Unidos. | AP (AP/Archivo)

Washington

La Organización de Estados Americanos (OEA), una de las entidades multilaterales más antiguas del mundo, inicia el lunes su 45ª Asamblea General con el compromiso ineludible de iniciar el trabajoso camino hacia la renovación y modernización.

Se trata de la primera Asamblea General de la OEA después de la salida de escena del chileno José Miguel Insulza, quien condujo la entidad por una década, y la llegada del diplomático uruguayo Luis Almagro, que ahora tiene por delante la tarea llevar la organización a una nueva etapa.

La reunión tiene como eje la discusión del "Presente y Futuro" de la OEA, una forma de presentar a las claras la necesidad fundamental de la entidad de repensar su estructura, recuperar su credibilidad, fortalecer las áreas donde tiene experiencia y subsanar sus crónicos problemas financieros.

"Esta Asamblea es crucial porque se discutirá en profundidad temas como la reforma y la revitalización de la institución, algo por lo que Estados Unidos ha estado presionando en los últimos años", dijo el jueves una alta fuente diplomática estadounidense.

Para ello, las delegaciones pasaron varias semanas trabajando en un proyecto de resolución, que podría ser aprobado el lunes, con instrucciones para que el equipo de Almagro comience de inmediato las tareas de repensar la estructura de secretarías de la organización.

"Esa resolución permite comenzar a trabajar (...) ya el martes en la discusión de cuáles serían las secretarías que se eliminarían, las que se puede crear, y las nuevas áreas de trabajo", dijo el uruguayo Luis Porto, asesor especial de Almagro.

En tanto, una fuente diplomática latinoamericana que solicitó el anonimato adelantó que "hay un consenso en la necesidad de la renovación, pero que nadie espere que la OEA le otorgue a Almagro un cheque en blanco".

De acuerdo con este diplomático, las negociaciones aún podrían incluir modificaciones que definan el campo de acción del nuevo secretario general y de su equipo.

Según Porto, la resolución que está siendo negociada también facultaría al Consejo Permanente a realizar los ajustes necesarios en ese proceso, e incluirá un sutil llamado "a los estados miembro a atacar los problemas de vulnerabilidades financieras que tiene la OEA".

Porto confirmó que la 45ª Asamblea General de la OEA no tendrá una Declaración final.

"Es necesario concentrarse en los resultados y no en las declaraciones. Hay que analizar cómo llegar a los resultados, y a veces no son las declaraciones" el camino para alcanzar mejoras concretas, expresó Porto.

La apretada agenda de la Asamblea incluye también la elección de cuatro miembros de la Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH) y otros cuatro para la Corte (CorteIDH), además de dos integrantes del Comité Jurídico Interamericano.

La Asamblea, como ya se ha tornado una tradición, realizará una discusión sobre las Islas Malvinas.

La gran incógnita de la agenda de la reunión, sin embargo, es si alguna delegación propondrá abrir una discusión franca sobre la ausencia de Cuba en la OEA, el elemento más evidente de la necesidad de la entidad de adaptarse a la actualidad.

Porto señaló que las normas de procedimiento determinan que cualquier delegación puede proponer un tema de agenda o abrir una discusión, dejando de esa forma una puerta levemente entreabierta para que Cuba se meta en el temario del día.

Por su parte el alto diplomático estadounidense recordó que, desde el espectacular anuncio de reaproximación entre La Habana y Washington en diciembre pasado, en cada reunión de que participan siempre alguien les pregunta sobre la marcha de las conversaciones para la reapertura de las embajadas.

Pero en esta Asamblea de la OEA, sin embargo, la fuente diplomática dijo que esperaba "apenas conversaciones de corredor. Seguramente tendremos esas conversaciones al margen de la reunión, pero más allá de eso realmente no esperamos nada substantivo".

  • Comparta este artículo
Mundo

OEA pretende que sea la hora de la renovación y modernización

Rellene los campos para enviar el contenido por correo electrónico.

Ver comentarios

Noticias Relacionadas

Regresar a la nota