Mundo

Jornada de la Juventud, herencia de Juan Pablo II

Actualizado el 16 de julio de 2013 a las 12:00 am

Mundo

Jornada de la Juventud, herencia de Juan Pablo II

Rellene los campos para enviar el contenido por correo electrónico.

ciudad del Vaticano. AFP. La Jornada Mundial de la Juventud (JMJ), evento organizado por la Iglesia católica que congrega a los jóvenes de todo el mundo en torno a la figura del papa, deberá reunir en Río de Janeiro a cerca de dos millones de católicos del 23 al 28 de julio.

La iniciativa fue lanzada en 1986 por Juan Pablo II, quien al inicio de su pontificado, en 1978, a los 58 años, cuando estaba en plena forma física, invitó a los jóvenes de todo el mundo a incentivar su participación en la Iglesia, atribuyéndose así el apodo del “papa de los jóvenes”.

Hasta su muerte en el 2005, enfermo y agotado, cultivó relaciones privilegiadas con las nuevas generaciones.

Católicos cargan la cruz del Día Mundial de la Juventud por la playa Botafogo, en Río de Janeiro. La ciudad se alista para recibir la otra semana al papa Francisco.  | AFP
ampliar
Católicos cargan la cruz del Día Mundial de la Juventud por la playa Botafogo, en Río de Janeiro. La ciudad se alista para recibir la otra semana al papa Francisco. | AFP

Cada dos años, el acontecimiento asumió el formato de una reunión internacional, y jóvenes de todo el mundo se congregan en la ciudad indicada por el Papa para compartir su fe y meditar sobre el mensaje que elige para cada ocasión, en lo que ha sido llamado el “Woodstock de los católicos”.

Después de la edición celebrada en Roma en 1986, le tocó el turno a Buenos Aires (1987), Santiago de Compostela (España, 1989), Czestochowa (Polonia, 1991), Denver (Estados Unidos, 1993), Manila (Filipinas, 1995), París (Francia, 1997), Roma (Italia, 2000), Toronto (Canadá, 2002), Colonia (Alemania, 2005), Sidney (Australia, 2008) y Madrid (España, 2011).

  • Comparta este artículo
Mundo

Jornada de la Juventud, herencia de Juan Pablo II

Rellene los campos para enviar el contenido por correo electrónico.

Ver comentarios
Regresar a la nota