Mundo

Está forzada para formar alianza y obtener una mayoría en el Parlamento

Merkel tiende la mano a los socialdemócratas para un gobierno de coalición

Actualizado el 23 de septiembre de 2013 a las 10:36 am

Canciller alemana anunció en conferencia de prensa que tuvo primer contacto con el presidente del SPD, Sigmar Gabriel.

Mundo

Merkel tiende la mano a los socialdemócratas para un gobierno de coalición

Rellene los campos para enviar el contenido por correo electrónico.

Berlín

La canciller alemana Ángela Merkel, que registró un arrollador triunfo en las elecciones legislativas del domingo, tendió hoy una mano a sus adversarios del partido socialdemócrata (SPD) para formar gobierno.Pese a su victoria histórica, la poderosa jefe de Gobierno alemana está obligada a pactar y formar alianzas, ya sea con los socialdemócratas o con los Verdes, para disponer de una mayoría en el Bundestag (Cámara baja del parlamento)."Estamos abiertos a discusiones (...). Tuve un primer contacto con el presidente del SPD" Sigmar Gabriel, declaró Merkel en una rueda de prensa esta mañana en Berlín.Pero Gabriel pidió hablar primero con la dirección del SPD, el viernes, dijo la canciller, que consideró "comprensible" esa solicitud.Con 41,5% de votos y 311 escaños, de los 630 que contará el próximo Bundestag, el partido conservador (CDU/CSU) de Merkel obtuvo el resultado más elevado desde la reunificación de Alemania, en 1990. Pero se quedó a las puertas de la mayoría absoluta.El fracaso de sus aliados liberales demócratas del FDP –que por primera vez en la historia de la República Federal Alemana se quedarán fuera del Bundestag, al no haber alcanzado el 5% de los votos requeridos–, deja a Merkel dos aliados posibles: el SPD (25,7%, 192 escaños) y los Verdes (8,4%, 63 escaños).Merkel está clara que las negociaciones no serán rápidas. "Tomarán un cierto tiempo (pero) la CDU está dispuesta a discutir, y ya veremos" que pasa, dijo.Merkel está en cualquier caso en posición de fuerza para negociar una "gran coalición" derecha-izquierda, como la que dirigió de 2005 a 2009, durante su primer mandato.En promedio, las negociaciones post electorales para formar un gobierno en Alemania duran aproximadamente un mes.Pero para formar la anterior "gran coalición", en 2005, las negociaciones duraron dos meses y cuatro días.Los observadores estiman que, como Merkel ya tuvo una experiencia de cooperación con el SPD durante su primer mandato, es natural que su primera opción sea pactar con ellos.

La canciller alemana Ángela Merkel y el líder del Partido Socialdemócrata Alemán (SPD), Sigmar Gabriel, conversaron el 23 de mayo antes de un concierto en la sala de conciertos Gewandhaus en Leipzig, Alemania del Este, como parte de las festividades para conmemorar el 150 aniversario del partido alemán socialdemócrata SPD.
ampliar
La canciller alemana Ángela Merkel y el líder del Partido Socialdemócrata Alemán (SPD), Sigmar Gabriel, conversaron el 23 de mayo antes de un concierto en la sala de conciertos Gewandhaus en Leipzig, Alemania del Este, como parte de las festividades para conmemorar el 150 aniversario del partido alemán socialdemócrata SPD. (AFP)

"A Merkel no le sería demasiado difícil hallar un compromiso sobre el salario mínimo, las jubilaciones o los impuestos" con el SPD, escribió hoy el semanario Die Zeit.Pero el SPD, que políticamente fue la gran víctima de la última "gran coalición", promete vender caro su apoyo a Merkel.Un acuerdo con los conservadores "parece muy complicado, dado los temas que defendemos", declaró la vicepresidenta del partido socialdemócrata, Manuela Schwesig.Merkel dejó también la puerta abierta a contactos con los Verdes, incluso si esta alianza es considerada "poco probable" por varios analistas, entre ellos Ulrich von Alemann, politólogo de la Universidad de  Düsseldorf."Las resistencias en los dos campos son demasiado fuertes, la brecha demasiado vasta", opinó a su vez el diario Süddeutsche Zeitung (SZ), expresando su escepticismo respecto a un eventual pacto entre los Verdes y los conservadores.La CDU tendrá de todas maneras que vivir con la presión de una mayoría matemática de los partidos de izquierda en las dos cámaras del Parlamento (Bundestag y Bundesrat).Los socialdemócratas y los Verdes, asociados al partido de izquierda radical Die Linke, disponen de 319 escaños de 630 en el Bundestag.Si hacen alianza, podrían incluso hacer caer a Angela Merkel, una eventualidad que el SPD y los Verdes han rechazado siempre, al estimar que Die Linke no está "maduro" para gobernar.Analistas europeos opinan que una "gran coalición" de Merkel con los socialdemócratas sería buena para Europa.Ese pacto no supondría grandes cambios en su política, sobre todo respecto a Europa, pero aportaría un poco más de flexibilidad, coinciden analistas que ven como muy probable esa alianza."La mayoría de alemanes quiere una gran coalición liderada por Merkel", afirmó el jefe economista del banco Berenberg, Holger Schmieding.

  • Comparta este artículo
Mundo

Merkel tiende la mano a los socialdemócratas para un gobierno de coalición

Rellene los campos para enviar el contenido por correo electrónico.

Ver comentarios
Regresar a la nota