Mundo

UE busca fórmulas rápidas a la crisis en cumbre de alta tensión

Actualizado el 28 de junio de 2012 a las 12:00 am

Mundo

UE busca fórmulas rápidas a la crisis en cumbre de alta tensión

Rellene los campos para enviar el contenido por correo electrónico.

Bruselas. AFP. Los dirigentes europeos debaten medidas importantes para salir de la crisis de la deuda, en una cumbre de dos días en la que deberán superar las reticencias de Alemania en algunos de los puntos claves propuestos para reactivar el crecimiento en Italia y España.

“Esperamos aprobar importantes medidas para reactivar el crecimiento y el empleo en la eurozona, dijo el presidente del Consejo Europeo, Herman Van Rompuy, al iniciar la cumbre de los 27 jefes de Estado y de gobierno de la Unión Europea (UE).

"Las poblaciones de nuestros países están preocupadas por el presente y nerviosas por el futuro. Esperan que les demos un claro mensaje sobre el camino a seguir y sobre qué es lo que queremos alcanzar", añadió.

Los dirigentes europeos se disponen a dar luz verde al plan para estimular el crecimiento, anunciado hace una semana en Roma, y estimado en unos 130.000 millones de euros, que se destinaría a inversiones en infraestructuras transfronterizas.

Sin embargo, durante la cumbre deberán ponerse de acuerdo en las medidas para reactivar el crecimiento y sentar las bases para la integración fiscal y financiera de la zona euro.

"Vengo a impulsar soluciones rápidas para apoyar a los países que se enfrentan a dificultades en los mercados pese a que han hecho esfuerzos considerables", dijo el presidente francés François Hollande, al llegar a Bruselas, refiriéndose a Italia y España, acosados en los mercados.

Espero que demos una "importante señal (...) de que por un lado necesitamos un pacto fiscal y por otro, apuntar a la reactivación del crecimiento y del empleo", señaló la canciller alemana Angela Merkel.

El ministro alemán de finanzas, Wolfgang Schauble, afirmó que su país está dispuesto a ir "tan lejos como sea necesario" para hallar una solución duradera a la crisis de la deuda en la zona euro, en una entrevista publicada en el Wall Street Journal.

En los últimos días, Merkel dejó bien claro que podría contemplar algunas medidas como alguna forma de emisión conjunta de deuda por parte de los países de la zona euro, pero sólo si existe una profunda integración europea en la que los países miembros cedan cada vez más soberanía a Bruselas.

PUBLICIDAD

Y de eso trata justamente el proyecto divulgado esta semana por el presidente de la Unión Europea, Herman Van Rompuy, que será debatido durante la cumbre que finalizará el viernes con una reunión de los 17 economías de la zona euro.

Los dirigentes de la Unión Europea (UE) afinan una hoja de ruta para la integración fiscal, con un superministro de Finanzas europeo con capacidad para intervenir en los presupuestos de cada país e incluso modificarlos, además de definir techos de gasto y de deuda.

Los dirigentes de la UE intentan trazar el camino hacia una unión bancaria. Pero para ello buscan convencer a Alemania de "romper el vínculo entre deuda pública y bancaria", es decir que la recapitalización de la banca se haga directamente, sin pasar por los Estados. Un asunto urgente para España.

España pidió oficialmente ayuda esta semana a la zona euro para recapitalizar su banca. Pero según los tratados vigentes, el Fondo europeo de rescate sólo puede suministrar los fondos a través del Fondo público de Reestructuración Ordenada Bancaria (FROB) español.

Es decir, que el rescate se computará como deuda pública en un país que se ha comprometido con Bruselas a reducir su déficit público al 5,3% del PIB este año, frente al 8,9% en 2011, en medio de una grave recesión y un desempleo que afecta casi al 25% de la población.

En esta coyuntura, los mercados le exigen tasas de interés de casi el 7% por su deuda, insostenibles a largo plazo.

"Tenemos que resolver el problema de la sostenibilidad de la deuda porque todo esto no sirve para nada si no nos podemos financiar", dijo Rajoy en Bruselas.

Al ser preguntado si es optimista sobre los resultados de la cumbre de la Unión Europea respondió: "No lo sé".

El primer ministro italiano, Mario Monti, pondría también sobre la mesa su idea de usar el fondo de rescate europeo para comprar deuda pública, en los mercados secundarios, de los países que "han hecho los deberes", como Italia y España.

Y como para añadir más tensión, los debates de la cumbre de este jueves se verán interrumpidos a las 18h45 GMT durante la semifinal de Eurocopa-2012 entre Italia y Alemania.

  • Comparta este artículo
Mundo

UE busca fórmulas rápidas a la crisis en cumbre de alta tensión

Rellene los campos para enviar el contenido por correo electrónico.

Ver comentarios
Regresar a la nota