Para la OTAN, el desenlace en Siria es ‘cuestión de tiempo’

Rusia considera posible caída de régimen de Bashar al-Asad

Vicecanciller dice que está perdiendo progresivamente el control del territorio

Gobierno también se enfrenta a un aislamiento en el frente diplomático

Últimas noticias

Damasco. AFP, AP, EFE. El régimen del presidente sirio, Bashar al-Asad, está perdiendo el control de la situación y del territorio del país, por lo cual es posible su derrota, advirtió ayer Rusia, aliada estrecha de Damasco.

Tal visión coincide con la de de la OTAN, para la que el desplome es “cuestión de tiempo”.

“Es necesario mirar las cosas de frente. El régimen y el gobierno sirios pierden cada vez más el control del país”, declaró el viceministro ruso de Relaciones exteriores, Mijaíl Bogdanov.

Según una fuente allegada de la Embajada rusa en Damasco, esta sorprendente declaración se explica por el hecho de que Rusia está cada vez más exasperada por el rechazo a cualquier compromiso de parte del régimen, que cree siempre estar en condiciones de ganar militarmente.

Los insurgentes han capturado extensas zonas en el norte de Siria y al parecer han extendido su control hasta las afueras de Damasco, colocando la guerra civil a las puertas del mayor reducto que tiene el mandatario.

En el plano diplomático, la situación es apremiante. El miércoles, E stados Unidos, Europa y sus aliados reconocieron a la Coalición Nacional de la Oposición Siria como “legítima representante” del pueblo de ese país.

Fiodor Lukianov, director editorial de la revista Russia in Global Affairs , dijo que las palabras de Bogdanov podrían ser indicio de nueva información en el campo.

“Una declaración pública como esa parece indicar que la balanza se inclina al otro lado , expresó.

Por su parte, el secretario general de la Organización del Tratado del Atlántico Norte (OTAN), Anders Fogh Rasmussen, expresó que la caída del régimen podría ser solo asunto de “semanas”.

“Pienso que el régimen sirio está a punto de derrumbarse, solo es cuestión de tiempo”, puntualizó

Violencia imparable. En medio de tal panorama, no había señales de que la violencia amaine.

Al menos 24 personas, la mayoría menores y mujeres, fallecieron ayer y medio centenar resultaron heridas por el estallido de dos coches bomba en la periferia de Damasco, al día siguiente de que el Ministerio sirio del Interior fue blanco de un atentado.

La primera explosión tuvo lugar cerca del colegio Mijail Samaan, en la localidad de Qatana, 20 kilómetros al suroeste de la capital, y causó 16 muertos, entre ellos siete menores, y 23 heridos.

La explosión provocó daños en vehículos, tiendas y edificios colindantes, según la agencia de noticias oficial siria, Sana, que mostró imágenes de la fachada de un inmueble que resultó completamente destruida por el estallido.

Horas después, un segundo coche bomba detonó en la localidad de Yodeidat al Fadl, en la periferia de Damasco, donde fallecieron ocho personas, entre ellas tres mujeres y dos niñas, y 33 sufrieron heridas, según Sana.

Rellene los campos para enviar el contenido por coreo electrónico.

Enviar:

Noticia La Nación: Rusia considera posible caída de régimen de Bashar al-Asad