Mundo

Dos masivas congregaciones en pro y en contra del Gobierno

Recep Tayyip Erdogan y manifestantes batallan sin ceder terreno en Turquía

Actualizado el 10 de junio de 2013 a las 12:00 am

Primer ministro dijo que adversarios son ‘vándalos’ y ‘saqueadores’

Quejosos solicitan que se preserve de manera intacta el parque de Gezi

Mundo

Recep Tayyip Erdogan y manifestantes batallan sin ceder terreno en Turquía

Rellene los campos para enviar el contenido por correo electrónico.

                         Un hombre (chaqueta gris) hace un símbolo de corazón, con sus manos, frente al vehículo que transportaba ayer a Erdogan y a su esposa, en Ankara. | AP.
ampliar
Un hombre (chaqueta gris) hace un símbolo de corazón, con sus manos, frente al vehículo que transportaba ayer a Erdogan y a su esposa, en Ankara. | AP.

Estambul. EFE. Adversarios y partidarios del primer ministro turco, Recep Tayyip Erdogan, protagonizaron ayer dos masivas concentraciones en lo que constituye ya todo un pulso entre dos concepciones del país.

En Estambul, la plaza de Taksim, epicentro de las protestas que sacuden a Turquía desde hace casi dos semanas, albergó ayer la mayor reunión desde que empezaron las acampadas por salvar el adyacente parque Gezi de una reforma urbanística.

La jornada transcurrió en un ambiente festivo y bajo una marea de banderas de los signos más diversos, desde marxistas hasta kemalistas, kurdos y alevíes.

Según pudo calcular la agencia de noticias EFE, al menos 30.000 personas se agolparon en la plaza, con muchos miles más llenando el parque cercano, convertido en campamento con puestos de información, comida gratuita, talleres infantiles, bibliotecas y dispensario médico.

Apoyo a Erdogan. A la misma hora, otra muchedumbre recibió en el aeropuerto de Ankara al primer ministro, entre cánticos y gritos de “Mantente firme, no te doblegues”, “Tu nación está contigo” y “Alá es grande”.

Erdogan recorrió el camino del aeropuerto al centro de la ciudad flanqueado por sus simpatizantes y ofreciendo discursos en varias paradas, de tono similar a los dos baños de multitudes que se había dado por la mañana en las ciudades de Adana y Mersin.

El gobernante insistió en criminalizar a los manifestantes de Taksim y Gezi, a los que calificó de “saqueadores”, “vándalos”, “anarquistas” y “terroristas”.

Ayer los acusó de entrar en una mezquita calzados y con botellines de cerveza y de haber agredido a mujeres con el pañuelo religioso que suelen vestir las simpatizantes de su Partido Justicia y Desarrollo.

Erdogan arremetió también contra “los especuladores” que habrían causado las recientes caídas de la Bolsa de Estambul y prometió “no darles ninguna oportunidad”.

Tras haber acusado en los últimos días a la oposición política e incluso a servicios secretos extranjeros de impulsar las protestas, Erdogan señaló hoy a los bancos privados, a los que advirtió que lo “pagarán muy caro”.

“Tenemos que darle una lección al lobby de los intereses, que ha sido el que más ha ganado. No me hagan dar nombres. Les digo: hay bancos estatales. Úsenlos”, dijo el mandatario a sus partidarios en un aparente consejo de retirar el dinero de los bancos privados.

PUBLICIDAD

Erdogan volvió a defender la actuación policial ante las críticas de excesos y abusos durante los choques con manifestantes, que han dejado dos civiles y un agente muertos y más de 4.000 heridos.

Retos y amenazas. Erdogan retó a quienes se manifestaron a enfrentarse con él en las urnas y dijo que los derechos no se ganan con violencia sino “dentro de la ley”.

Y amenazó: “Si continúan (las protestas), hablaremos el lenguaje que entienden. La paciencia tiene un límite”. El tono del mandatario contrastó con el mensaje conciliador del gobernador de Estambul, Huseyin Avni Mutlu, que pidió perdón por “los excesos y los errores individuales” en la represión policial.

  • Comparta este artículo
Mundo

Recep Tayyip Erdogan y manifestantes batallan sin ceder terreno en Turquía

Rellene los campos para enviar el contenido por correo electrónico.

Ver comentarios
Regresar a la nota