Mundo

Benedicto XVI inicia hoy visita de tres días

Líbano moviliza a sus fuerzas de seguridad para visita papal

Actualizado el 14 de septiembre de 2012 a las 12:00 am

Mundo

Líbano moviliza a sus fuerzas de seguridad para visita papal

Rellene los campos para enviar el contenido por correo electrónico.

                         Trabajadores preparan el escenario donde el papa Benedicto XVI oficiará hoy una misa, en pleno centro de Beirut. | AP.
ampliar
Trabajadores preparan el escenario donde el papa Benedicto XVI oficiará hoy una misa, en pleno centro de Beirut. | AP.

Beirut. AFP. Líbano movilizó a todas sus fuerzas de seguridad para la visita que principia mañana el papa Benedicto XVI, un viaje de tres días que se desarrollará en medio de la tensión que vive la zona por el conflicto en Siria.

“Los servicios de seguridad y municipales están en estado de alerta por la visita del Papa, que habrá de ser una de las más logradas de la historia moderna de Líbano”, afirmó el ministro del Interior libanés, Marwan Charbel.

“Es verdad que el ambiente está difícil por lo que ocurre en Siria y en torno a nosotros, pero controlamos la situación”, agregó Charbel.

Los disparos de cohetes desde Siria hacia Líbano y los tiroteos en la frontera se han vuelto frecuentes e incluso ha habido combates en Trípoli (norte de Líbano) entre sunitas, en su mayoría opuestos al régimen sirio de Bashar al-Asad, y alauitas, la confesión de Asad, que defienden al mandatario.

A los 85 años, el Papa no quiso renunciar a este viaje. Las expectativas son muy grandes entre las comunidades cristianas, ante el creciente sentimiento de inseguridad por la crisis siria. Entre 13 y 15 millones de cristianos viven en la conflictiva región de Oriente Medio.

El patriarca melquita Gregorio III Laham pidió al Papa que reconozca al Estado palestino, porque este asunto tiene “gran influencia” para los cristianos de la región.

El motivo de la visita es la entrega a los prelados de la región del texto que cierra el Sínodo de Obispos para Oriente Medio, celebrado en octubre de 2010 en el Vaticano, con la asistencia de 185 prelados.

El Sínodo lo clausuró Benedicto XVI con un llamado a la comunidad internacional para que no cejen en la búsqueda de la paz en la zona, un logro que, aseguró, es “posible y urgente”.

Los prelados, en su mensaje final, pidieron a la ONU y a la comunidad internacional que se ponga fin, mediante la aplicación de las resoluciones del Consejo de Seguridad de la ONU, a la ocupación israelí de diferentes territorios árabes.

Con las propuestas aprobadas por los obispos y entregadas al Pontífice, este ha preparado la exhortación apostólica que firmará hoy en la basílica de San Pablo, en la localidad de Harissa, y entregará a los prelados en la misa que oficiará el domingo en Beirut.

  • Comparta este artículo
Mundo

Líbano moviliza a sus fuerzas de seguridad para visita papal

Rellene los campos para enviar el contenido por correo electrónico.

Ver comentarios
Regresar a la nota